MINISTERIO DE TRANSPORTES

Ábalos defiende un Pacto de Estado de Infraestructuras pese a la crispación política

Ábalos intentará tender puentes desde el principal motor económico del Gobierno, ya que, como ha recordado el ministro, de esta cartera depende el 20% del PIB

Foto: El ministro de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, durante su intervención en la toma de posesión de su cargo este lunes 13 de enero de 2020. (EFE)
El ministro de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, durante su intervención en la toma de posesión de su cargo este lunes 13 de enero de 2020. (EFE)

José Luis Ábalos ha aprovechado su toma de posesión al frente del Ministerio de Transportes, Agenda Urbana y Movilidad Pública, nombre con el que ha sido rebautizado Fomento, para defender la "necesidad de un gran Pacto de Estado, al que no pensamos renunciar".

La gran fragmentación del arco parlamentario en diferentes formaciones políticas y la creciente crispación, a la que también ha hecho referencia el ministro, son el contexto en el que Ábalos intentará tender puentes desde el principal motor económico del Gobierno, ya que, como ha recordado el ministro, de esta cartera depende el 20% del PIB (Producto Interior Bruto).

La "gran ley de Movilidad" incluirá la financiación del transporte público, la normativa de seguridad o la colaboración entre administraciones

El nombre con el que se ha referido Ábalos a ese pacto de Estado que aspira conseguir es "una gran ley de Movilidad", dentro de la cual se incluirán materias como la financiación del transporte público, la normativa de seguridad, la colaboración entre administraciones o la sostenibilidad financiera de las infraestructuras del transporte, aspecto crítico antes el vencimiento de los peajes de las autopistas.

En materia de vivienda, el ministro ha adelantado su deseo de hacer una Ley de Vivienda Estatal, además de promover un parque de vivienda pública en alquiler y detallar una normativa para rehabilitación y otra para acceso a la vivienda.

Además, durante todo su discurso, ha tratado de justificar el cambio de nombre de su ministerio asegurando que responde a la necesidad de "reorientación de las políticas de este ministerio" hacia tres nuevos pilares: cercanías, intermodalidad e inversión en tecnología.

"Esto no significa dejar de invertir, sino invertir con racionalidad", ha advertido Ábalos, que ha aprovechado la ocasión para lanzar un guante a la inversión privada, al considerarla clave para esta nueva etapa.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios