roban festivos de apertura a diciembre

Andalucía, Baleares o las Castillas 'abrirán' el domingo 25 para subirse al Black Friday

Varias comunidades autónomas 'sacrifican' un domingo de diciembre para poder abrir los comercios en el fin de semana de mayores ventas. Años atrás, noviembre era el mes más 'muerto' del año

Foto: Las CCAA cambian su política comercial para subirse a la ola del Black Friday.
Las CCAA cambian su política comercial para subirse a la ola del Black Friday.

Si alguien hubiera contado a los comerciantes de 1998 que su fin de semana de mayores ventas se iba a dar en noviembre, nunca lo habrían creído. Dos décadas más tarde, así es. La fiebre del Black Friday incluso ha cambiado el calendario comercial en las comunidades autónomas. Al menos 11 han decretado el domingo 25 de noviembre como día de apertura para aprovechar el efecto llamada del ‘viernes negro’.

Muchas marcas de moda, electrónica, perfumes o turismo prolongarán los descuentos durante todo el fin de semana y aprovecharán la manga ancha de las administraciones este año para abrir el domingo en Andalucía, Baleares, Canarias, Cantabria, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Comunidad Valenciana, Galicia, Murcia o Asturias. Hasta las más restrictivas (como unos cuantos municipios de Cataluña) han cedido, algo poco habitual hasta ahora.

[Lea aquí: Sin domingo de rebajas en País Vasco: los comercios de Bilbao no abren ni el 7 de enero]

Los expertos ven este movimiento como un cambio de tendencia. “La mayoría de las comunidades autónomas se ha quitado un domingo de diciembre para ganarlo el 25 de noviembre. Años atrás, ni se lo planteaban”, sostiene el consultor de ‘retail’ Marcos Álvarez. Es el caso de Baleares, Cantabria o Cataluña, que renuncian a abrir los domingos 16, 30 y 9 de diciembre respectivamente.

Cataluña es un caso especial. 'A priori', solo cuenta con ocho domingos o festivos de apertura al año, entre los que no se encuentra el 25 de noviembre. No obstante, los ayuntamientos de cada municipio tienen potestad para distribuir otros dos días adicionales y/o sustituir dos fechas más. En consecuencia, los comercios de Barcelona, Girona, Lleida, Tarragona, Manresa, Mataró, Sabadell, Sant Adrià de Besòs, Sant Joan Despí, Terrassa, Tortosa, Vic y Vilafranca del Penedès podrán abrir sus puertas el Black Sunday.

Nunca antes se habían registrado tantas comunidades (11) dispuestas abrir un 25 de noviembre. “Hasta las asociaciones de pequeños comerciantes han pasado por el aro, lo que demuestra que ya no hay vuelta atrás. El Black Friday ha venido para quedarse”, apunta Álvarez.

Las gangas constantes no seducen a Laureano Turienzo, director ejecutivo de Retail Institute en España y Latinoamérica. “Algunas empresas como Worten han empezado a seguir el juego al Día del Soltero [patentado por el grupo chino Alibaba y celebrado este domingo, 11/11]. Cualquier excusa es buena para pegarse un tiro en el pie”, opina el también profesor de la escuela de negocios ESIC.

Madrid y País Vasco, polos opuestos

Si hablamos de libertad comercial, nuestro país se encuentra a caballo entre Portugal y Francia. Los horarios ampliados del primero contrastan con la política comercial conservadora del segundo. España tiene 11 autonomías con un máximo de 10 domingos o festivos de apertura al año, tres con ocho días, una con 12, una con 15 y una con cero.

La excepción es Madrid, donde Esperanza Aguirre (PP) dio luz verde a todos los comercios para que pudieran abrir las 24 horas del día, los 365 días del año. La medida se aprobó en 2012, pero no ha ganado nuevos adeptos en otras partes de España. Ninguna comunidad autónoma ha ‘copiado’ a la capital, para disgusto de los minoristas y para satisfacción de los pequeños comerciantes.

[Lea aquí: Eroski, FNAC o Ikea tiemblan ante Amazon: se los 'come' al no tener libertad de horarios]

La patronal Anged, que representa a empresas de la talla de FNAC, Leroy Merlin, Carrefour o Ikea, considera que limitar las aperturas los domingos no tiene sentido en una sociedad en la que Amazon no descansa. Pero internet no ha cambiado la pauta de las administraciones públicas, sino todo lo contrario: algunas autonomías, como la Comunidad Valenciana, se han vuelto aún más restrictivas este año.

Otras, como País Vasco, se encuentran en el extremo opuesto a Madrid. Las tiendas de más de 150 metros cuadrados tienen prohibido abrir todos los domingos o festivos del año. Los pequeños comercios sí pueden, pero no lo hacen porque está mal visto, o si no que se lo pregunten a los empresarios de Bilbao. “Llámalo tema cultural o defensa de los derechos laborales, pero la realidad es que no hay negocio suficiente los festivos”, zanjan desde las asociaciones de comerciantes de la zona. Sea como fuere, muchos vascos se desplazan a Santander o a las francesas San Juan de Luz o Biarritz para irse de compras en esos días.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios