Presupuestos Generales del Estado

El Gobierno prepara una tramitación exprés para los PGE sin enmiendas en el Senado

El Ejecutivo pretende que los Presupuestos se aprueben definitivamente en menos de un mes. Esta semana se aprobarán en el Congreso con 176 votos favorables y saldrán hacia el Senado

Foto: El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el de Nueva Canarias, Román Rodríguez, firman el acuerdo para los PGE. (EFE)
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el de Nueva Canarias, Román Rodríguez, firman el acuerdo para los PGE. (EFE)

El ciclo presupuestario establece que a estas alturas del año el Gobierno debería estar negociando con la oposición el reparto de los objetivos de estabilidad entre las diferentes administraciones públicas y el techo de gasto del Estado. Sin embargo, este año todavía no se ha cerrado el ciclo presupuestario de 2017, por lo que el Ejecutivo quiere acelerar todos los procesos. Esta semana se aprobarán los Presupuestos Generales del Estado en el Congreso para su remisión al Senado.

Para acelerar el proceso, como ocurrió con las cuentas de 2017, el Gobierno no aceptará enmiendas parciales en el Senado para así evitar que los Presupuestos tengan que volver al Congreso. Fuentes del Gobierno aseguran que, salvo que se localice algún error importante en la redacción de la Ley de Presupuestos, no aceptarán más enmiendas. De este modo, el texto estaría listo en el Boletín Oficial del Estado a mediados de junio y podría empezar a aplicarse. La cuenta atrás que se marca el Ejecutivo es que estén listos en menos de un mes.

Solo quedará medio año para ejecutar el Presupuesto, pero las fechas son importantes. En primer lugar, porque desbloquea el resto de negociaciones que tiene pendientes el Gobierno. La primera de ellas es la reforma de la financiación autonómica, que empezará a dialogarse en el próximo Consejo de Política Fiscal y Financiera con los responsables de las regiones. El CPFF se realizará inmediatamente después de la aprobación de las cuentas públicas en el Congreso.

[La subida del petróleo desbarata el cuadro macro del Gobierno]

En segundo lugar, porque el Gobierno tiene que comenzar lo antes posible las conversaciones para la aprobación de los objetivos de estabilidad y el techo de gasto para 2019. Estas negociaciones son el punto de partida del ciclo presupuestario y el Gobierno pretende que este año sí se cumplan los plazos.

La aprobación de los PGE permitirá subir las pensiones, el salario de los funcionarios y aplicar las rebajas de impuestos que incluye

Por último, la aprobación de las cuentas públicas permitirá que se empiecen a aplicar todas las políticas fiscales expansivas que incluyen. Las rebajas fiscales comenzarán a funcionar a partir de ese momento. Por ejemplo, se ejecutará la rebaja del IVA al cine y las familias podrán beneficiarse de deducciones como las ayudas a guarderías a través de una menor retención en el IRPF. Además, se subirá el salario de los funcionarios y las pensiones con efecto retroactivo hasta el inicio del año.

El ‘sí quiero’ de Nueva Canarias

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, escenificó el acuerdo presupuestario con Nueva Canarias el sábado. Era un secreto a voces que Pedro Quevedo, el único diputado de la formación canaria, acabaría firmando los Presupuestos. De esta forma, el Ejecutivo se garantiza todos los apoyos para sacar adelante la votación en el Congreso esta semana.

Sus ‘socios de Presupuestos’ volverán a ser los mismos que en 2017: Ciudadanos, PNV, Coalición Canaria, Nueva Canarias, UPN y Foro Asturias. Para Rajoy, estas cuentas son “buenas para España” porque transmiten “confianza” en el país, explicó el presidente durante la firma del acuerdo con Nueva Canarias.

[El día anhelado por Montoro: “Traigo los Presupuestos que reparten la recuperación"]

Este acuerdo también es importante para los canarios, ya que recibirán una inyección de algo más de 320 millones de euros del Estado. La mayor parte de la partida se destinará a financiar el transporte a las islas para mejorar la conectividad con la Península. Además, Nueva Canarias ha conseguido comprometer al Gobierno para que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) vigile la evolución de los precios de los billetes de avión a Canarias para evitar que las aerolíneas los suban aprovechando la bonificación del Gobierno.

El ‘sí quiero’ de Nueva Canarias a los Presupuestos permite al Gobierno tener los 176 votos favorables en el Congreso que permitirán la aprobación de las cuentas. Por su parte, en el Senado tirará de su mayoría absoluta para ‘pasar el rodillo’ y evitar la tramitación de enmiendas parciales.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios