mantiene su tienda temporary dos años más

Ikea se queda en el centro de Madrid

La multinacional sueca mantiene su 'experimento' en la calle Serrano tras cosechar buenos resultados y recibir 240.000 visitantes en seis meses. No descarta replicar el modelo en otras ciudades

Foto: Así es la tienda Temporary de Ikea en la calle Serrano.
Así es la tienda Temporary de Ikea en la calle Serrano.

Seis meses después de aterrizar, Ikea ha decidido que se queda en la madrileña calle Serrano. Como mínimo, dos años más. La tienda temporal del gigante sueco, especializada en dormitorios, recibe 1.800 visitas diarias de media y acapara las miradas de curiosos poco acostumbrados a encontrarse con una tienda de estas características en pleno centro de Madrid.

Ikea Temporary nació como un experimento. El gigante sueco renunció esta vez a los inmensos polígonos comerciales en zonas periféricas para explorar un formato distinto que, si funcionaba, podría permanecer más tiempo y replicarse en otras ciudades. Dicho y hecho. El espacio de 900 metros cuadrados no cerrará sus puertas, como avanza la compañía a este periódico.

Ya se tiró a la piscina con un mini Ikea visto y no visto en el Rastro (Madrid) y otro en El Born (Barcelona), y le salió bien. Las tiendas estuvieron abiertas una semana en octubre de 2016 para celebrar el 20 aniversario de la compañía. Dio tiempo a que casi 11.000 personas hicieran cola bajo la lluvia en la capital el primer fin de semana de apertura, un auténtico 'boom' del que la marca tomó buena nota.

Las colas de una hora no se han repetido en Serrano, pero sí las miradas de curiosidad. El 90% de los 6.000 clientes que respondieron a una encuesta 'in situ' "se mostraron satisfechos con la experiencia de compra", sostienen fuentes de la empresa. La tienda recibió más de 240.000 visitantes en seis meses, de los que el 68% procede del centro de Madrid. "El proyecto está cumpliendo todas las expectativas. No descartamos sumar más centros de este tipo", precisa la directora general adjunta de Ikea Ibérica, Antonella Pucarelli.

Ikea compite con Zara Home, situada justo enfrente, en una de las zonas más exclusivas de Madrid (barrio de Salamanca). La multinacional creó este concepto "como respuesta a los clientes que demandan cercanía, adaptación a los nuevos hábitos de compra, personalización y asesoramiento". El lacado de muebles o el servicio gratuito de bordado de sábanas en el momento son algunos ejemplos.

No es la única gran superficie que ha decidido poner una pica en el centro de las ciudades, renunciando así a la periferia por una vez: Decathlon, MediaMarkt o Leroy Merlin hicieron lo propio en Madrid y repetirán la jugada en otras ciudades españolas.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios