SE PONEN DE ACUERDO

Lacalle y Sebastián creen que meter mano a las sicavs es una medida "demagógica"

El origen de la crisis económica, las expectativas ante las elecciones, la reforma laboral o la burbuja inmobiliaria son algunos de los temas que han protagonizado este cara a cara

Atacar a las sicavs es hacer demagogia, o al menos así lo cree el economista Daniel Lacalle. “Si aquí hacemos la ridiculez de atacar un sistema de ahorro que existe en todo el mundo y funciona perfectamente”, pasará lo mismo que en Navarra: las sicavs cambiarán de domicilio. Y punto. Dicha comunidad arremetió contra ellas al acabar con el tipo reducido de tributación del 1%, una medida “tonta” a ojos del economista. Este golpe bajo sirvió para que el partido de Pablo Iglesias ensaye a pequeña escala lo que pone en su programa electoral. Podemos gobierna en Navarra junto con Geroa Bai, Izquierda Ezquerra (IE) y EH Bildu.

“El uso demagógico de las sicavs forma parte de esa entelequia recaudatoria”, critica Lacalle. No todo iban a ser discrepancias con su interlocutor, el exministro socialista Miguel Sebastián. “Sí, se hace demagogia con las sicavs”, opinó en un debate organizado por El Confidencial y Banco Sabadell. En lugar de perseguir a las sociedades de inversión de capital variable, Sebastián propone acabar con el requisito de 2,4 millones de capital mínimo para fundar una. “Me parece discriminatorio, habría que extenderlas a todos”. ¿Por qué no establecer un mínimo de 100.000 euros para montar una sicav? Lacalle respaldó su argumento.

Incluso va más allá. “Nos estamos equivocando entre atraer capital y recaudar cuatro duros”. Además, "olvidamos que el patrimonio sigue tributando por las plusvalías", señaló Lacalle tras calificar a las sicavs como fórmula de ahorro sin efecto fiscal negativo. No es el único tema en el que ambos economistas se pusieron de acuerdo. “Todo el mundo asocia el liberalismo a la derecha y no sé por qué”, planteó el socialista.

“¿Qué hace un liberal como tú en este partido?”

El que fuera ministro de Industria con Zapatero (2008-2011) no oculta su preferencia por el liberalismo económico, ideología en la que muchos le han encasillado. “¿Qué hace un liberal como tú en un partido como este?”, llegaron a preguntarle cuando entró en el PSOE. Sebastián sale en defensa de sus siglas como bandera de las libertades individuales. Matrimonio homosexual, divorcio exprés, aborto, derecho a la información… Los liberales en lo social “están más cerca de los socialistas que de los populares”, si bien admite que en la parte económica “hay más dudas”.

Sebastián cree que los requisitos para montar una sicav son discriminatorios

El origen de la crisis económica, las expectativas ante las elecciones, la reforma laboral o la burbuja inmobiliaria son algunos de los temas que han protagonizado un cara a cara donde tampoco han faltado reproches a los anteriores gobiernos. Lacalle cargó contra Zapatero y su tardanza en reconocer la crisis, a lo que Sebastián respondió con críticas a esas medidas que “se vendieron como liberalizadoras” y aportaron de todo menos beneficios a España. Puso como ejemplo la ley del sector eléctrico de 1997, la ley del suelo de 1998 o la ley financiera de 2002.

Miguel Sebastián y Carlos Sánchez, director adjunto de El Confidencial.
Miguel Sebastián y Carlos Sánchez, director adjunto de El Confidencial.

Lacalle aplaudió por su parte ciertas privatizaciones que han convertido a empresas españolas en multinacionales con negocios en todo el mundo. “Gracias a eso han podido sobrevivir a la crisis. Si no se hubieran internacionalizado, estarían todas muertas”, sentenció el economista. No escatimó en dardos contra el PSOE por su intención de desmantelar la reforma laboral. “Es una locura. Derogarla, resindicalizar y meter todavía más convenios colectivos en un país de pymes es puro dirigismo clientelar”.

Las medidas liberales del PSOE

“El único Gobierno que eliminó un impuesto nefasto como el del patrimonio es el de Zapatero. Todavía estoy esperando un aplauso de un periódico liberal elogiando esta medida”, zanjó el exministro socialista. Bajar el impuesto de sociedades y el IRPF y poner fin al citado tributo son algunas de las 'medallas' que Sebastián ha colgado al PSOE. A su juicio, esto demuestra que su partido no ha sido menos liberal que el PP en materia económica, “sino todo lo contrario”.

''El único Gobierno que eliminó un impuesto nefasto como el del patrimonio es el de Zapatero. Todavía estoy esperando un aplauso de un periódico liberal''

Su interlocutor no pareció estar muy de acuerdo. Acusó a los socialistas del “intervencionismo agresivo” que han aplicado en Andalucía durante los últimos 30 años. Tampoco ocultó su temor ante las intenciones de los partidos que se presentan a las elecciones: está convencido de que tres de las cuatro grandes formaciones buscan aumentar la presión fiscal.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
20 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios