presenta 1.601 enmiendas parciales a los PGE

El PSOE propone subir el IRPF y que las empresas tributen como mínimo al 15%

Pide una renta mínima vital, subir un 1,5% los sueldos públicos y revalorizar un 2% las pensiones mínimas y un 1% el resto

Foto: El portavoz parlamentario socialista, Antonio Hernando (d) y el portavoz de Hacienda, Pedro Saura. (EFE)
El portavoz parlamentario socialista, Antonio Hernando (d) y el portavoz de Hacienda, Pedro Saura. (EFE)

El Grupo Socialista en el Congreso ha registrado este jueves 1.601 enmiendas parciales al proyecto de Presupuestos de 2016, con las que pretende movilizar hasta 11.000 millones de euros en torno a tres ejes: la educación y el empleo, el cambio de modelo económico y la cohesión social. Para ello, plantea un aumento de la recaudación tributaria de 11.125 millones de euros.  En concreto, los socialistas priorizan tres ejes de actuación con la asignación de recursos: 3.095 millones para educación y empleo, 3.190 millones para crecimiento económico y 3.483 millones para cohesión social.

Para poder pagar estos aumentos de gasto y cumplir con el objetivo de déficit del 2,8% pactado con Bruselas para el próximo ejercicio, el PSOE propone recaudar 11.125 millones de euros adicionales mediante una "reforma profunda" del sistema fiscal para que "la riqueza contribuya de manera efectiva en el sistema impositivo" y se cumpla la progresividad prevista en la Constitución.

Así, se propone por una parte incrementar los tipos de IRPF para los tramos más altos, crear un nuevo Impuesto sobre las Grandes Fortunas e imponer una tributación mínima del 15% sobre el resultado contable en el Impuesto de Sociedades. Por contra, exigen reducir del 21% al 15% el IVA cultural. Igualmente, el principal partido de la oposición exige que el sistema tributario se "asiente sobre la lucha contra el fraude y la elusión fiscal", pidiendo por ello el aumento en 5.000 efectivos de la plantilla de la Agencia Tributaria dedicados a este fin durante los próximos años.

"La política fiscal del Gobierno, lejos de reducir la desigualdad, la ha incrementado. Ha habido transferencia de renta y bienestar de las rentas medias y los trabajadores a las rentas más altas. Y para cambiar eso y que haya una verdadera política de cohesión social necesitamos más gasto social dirigido a quien lo necesita y una fiscalidad más justa, para que pague más el que más tiene y más gana", ha insistido Saura.

Ingreso mínimo vital

Una vez obtenidos esos recursos adicionales, el principal partido de la oposición plantea un plan de 6.500 millones de euros para poner en marcha el Ingreso Mínimo Vital, en cuya primera fase de implantación, en 2016, requeriría de 2.500 millones de euros de gasto.

El resto de los 3.483 millones de euros destinados a cohesión social se repartirían entre una extensión del subsidio por desempleo para parados de larga duración con cargas familiares, un incremento del 2% para las pensiones mínimas y del 1% para el resto, un aumento del 5% del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) y un incremento del 1,5% de los sueldos de los funcionarios.

Igualmente, los socialistas piden con sus enmiendas recuperar el nivel acordado con las comunidades autónomas en materia de dependencia, llevar a cabo una "política ambiciosa" de prevención y lucha contra la violencia de género "multiplicando por cinco la dotación" prevista por el Gobierno, incrementar los créditos para inmigración y refugiados, la puesta en marcha de un Plan de Lucha contra la Pobreza Infantil y el rescate del papel del Fondo de Cohesión Sanitario.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios