CRITICA A RAJOY POR GASTARSE EL AHORRO DE LA DEUDA

El FMI alerta de que un Gobierno con Podemos echaría por tierra la recuperación

El nuevo examen del FMI a la economía española señala como principal riesgo para la recuperación una marcha atrás de las reformas, y tampoco descarta un contagio si la situación empeora en Grecia

Foto: Saludo entre Christine Lagarde y Mariano Rajoy. (EFE)
Saludo entre Christine Lagarde y Mariano Rajoy. (EFE)

"Un riesgo clave es una reversión de las reformas ya puestas en marcha, lo que generaría incertidumbre y podría frenar la recuperación, sobre todo si el entorno exterior se deteriorase de forma acusada", señala el informe del Fondo Monetario Internacional. No cita directamente al partido de Pablo Iglesias, pero la marcha atrás en las reformas acometidas por el PP sólo se daría si Podemos tuviera una influencia en el Ejecutivo que salga de las elecciones generales de noviembre-diciembre, presumiblemente con el PSOE a la cabeza.

De esta forma, el organismo presidido por Christine Lagarde apoya la tesis de Mariano Rajoy, quien en su comparecencia de fin de curso aseguró que la amenaza real viene de la mano de “quienes quieren poner en peligro los pilares de la recuperación”. O lo que es lo mismo, de quienes tienen la intención de derogar buena parte del centenar de leyes aprobadas durante la legislatura, como han sugerido tanto el PSOE como Podemos.

Pablo iglesias en una imagen de archivo. (Gtres)
Pablo iglesias en una imagen de archivo. (Gtres)

El examen anual del FMI a España correspondiente a 2015 reconoce la aceleración de la economía gracias precisamente a las reformas llevadas a cabo por el Gobierno junto con "significativos vientos de cola" (la bajada del petróleo, la depreciación del euro o las compras masivas de deuda pública por el BCE). En especial, aplaude la reforma laboral y la moderación salarial, así como la reforma del sector financiero, la Ley de Garantía de Unidad del Mercado –las trabas autonómicas son uno de los obstáculos al crecimiento señalados tradicionalmente por el FMI– y la ley de segunda oportunidad. "Estas reformas, sumadas a la continuada consolidación fiscal, han tranquilizado a los mercados e impulsado la confianza de los consumidores y los inversores".

Más reforma laboral

Junto a las luces, las sombras. La principal, como no podía ser de otra forma, la elevadísima tasa de paro de la que adolece nuestro país, acompañada de la "persistente dualidad" del mercado laboral. A este respecto, el organismo critica la falta de diferenciación de las dinámicas salariales entre empresas (es decir, la negociación colectiva), ya que ralentiza la recolocación de los trabajadores en los sectores más productivos, y que los salarios no estén ligados a la productividad.

En esta situación, el FMI se muestra preocupado por el día después, cuando la alegría económica actual se enfríe: "Cuando la recuperación madure y los vientos de cola se disipen, el crecimiento se reducirá a niveles más cercanos a tasa de crecimiento potencial, todavía demasiado baja, de menos del 1,5%. Si no se adoptan mayores reformas, esto dejará el desempleo en su nivel estructural estimado de alrededor del 16,5%". 

 

Palo a los Presupuestos del Estado

Otras preocupaciones del informe son la falta de competitividad y de tamaño de las pymes españolas, el todavía excesivo endeudamiento de familias y empresas –prevé que el desapalancamiento continúe, y de hecho advierte de que se ha ralentizado– y el incontenible crecimiento de la deuda pública. En este último punto centra sus principales críticas a la política de Rajoy, ya que considera que debe ser mucho más decidido en la reducción del déficit público.

Y lanza una andanada contra el proyecto de Presupuestos Generales del Estado presentado el 4 de agosto: debería "ahorrar todo beneficio extraordinario derivado de un mayor crecimiento nominal y de unos menores costes de la deuda". Los Presupuestos hacen lo contrario: elevan el gasto de casi todos los ministerios y las transferencias a las autonomías debido a esos ahorros en los intereses de la deuda, amén de en el subsidio de desempleo; es más, elevan tres décimas el objetivo de déficit para 2017, hasta el 1,4%, gracias precisamente a este alivio.

También reitera otra de las críticas habituales del FMI al Ejecutivo del PP: que Hacienda y Seguridad Social mantengan su estatus de acreedores privilegiados, es decir, que no asuman quitas en las refinanciaciones. Este es un punto al que se negó Cristóbal Montoro en la ley de segunda oportunidad. El informe vuelve a pedir que "al menos" estos créditos se consideren ordinarios, lo que "incrementaría la efectividad del sistema y evitaría la creación de incentivos para los deudores de priorizar estratégicamente los pagos a los acreedores públicos a costa de los privados, con efectos negativos en la cultura de pago".

"Elevado riesgo de contagio de Grecia"

Finalmente, la alerta más sorprendente del examen del FMI es que no descarta un contagio de España de la crisis griega si esta empeora. "Los riesgos de contagio de los acontecimientos en Grecia siguen siendo significativos", afirma de forma contundente. Así, si la incertidumbre vuelve a aumentar, "puede pesar en el sentimiento del mercado y recrudecer el estrés de la deuda soberana y del sector financiero en España". Para evitar que la historia se repita, considera necesario que se lleven a cabo políticas rápidas y eficaces en el nivel de la Eurozona, incluyendo, si es necesario, una ampliación del programa de compras de deuda del BCE y de la barra libre de liquidez para la banca.

Pero el Gobierno español también debe actuar para evitar este posible contagio. ¿Cómo? El FMI insiste de nuevo en que adopte "un firme compromiso para completar la agenda de reformas y para reducir el nivel de deuda pública mediante una continua consolidación fiscal". Es decir, que Podemos no se incluya en el próximo Gobierno.

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
81 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios