NADA DE DÉFICIT 'A LA CARTA'

Montoro no abre la mano: mantiene los objetivos de déficit pese al motín autonómico

Hacienda rechaza los objetivos diferenciados y anuncia que las comunidades autónomas dispondrán de 10.000 millones de euros en 2016

Foto: Montoro (c), junto al secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, y la secretaria de Estado de Presupuestos, Marta Fernández Curras, durante su asistencia al CPFF. (EFE)
Montoro (c), junto al secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, y la secretaria de Estado de Presupuestos, Marta Fernández Curras, durante su asistencia al CPFF. (EFE)

Hacienda no cede. A pesar de que la inmensa mayoría de los consejeros autonómicos ha pedido a Cristóbal Montoro manga ancha con los objetivos de déficit individuales, el Ministerio ha dicho no. Se quedan en el 0,3% para 2016, 0,1% en 2017 y en cero en 2018 para el conjunto de las comunidades autónomas. No habrá, por tanto, déficit 'a la carta', sino unos "objetivos ambiciosos" para todas, tal y como ha afirmado el ministro de Hacienda al término del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF).

También ha anunciado que las comunidades autónomas dispondrán de una financiación adicional de 10.000 millones de euros el año que viene. Las comunidades recibirán un 8,75% más que en 2015, un total de 7.462 millones en entregas  a cuenta y liquidación. El CPFF ha aprobado además el Plan Económico-Financiero de Cataluña, que además será la comunidad que reciba un mayor incremento de la financiación en 2016, con 1.861 millones más.

La propuesta de Hacienda de mantener las cifras como estaban ha salido adelante con siete votos a favor y diez en contra –de las autonomías gobernadas por el PSOE–. Esos objetivos homogéneos son para Montoro "la mejor vía para que la recuperación económica sea cada vez más extensa". De hecho, presume de que hoy España "está creciendo en buena medida porque cumple con los techos de déficit público". Descarta, en cambio, que exista margen para aumentar los gastos y explica que el propósito es que buena parte de los recursos para las comunidades autónomas se destinen a reducir el déficit público.

La AIReF recomienda fijar objetivos presupuestarios más flexibles para algunas comunidades

Por este aspecto ha protestado la consejera andaluza, María Jesús Montero. Ha criticado con dureza que de los 1.700 millones de dinero extra para las autonomías anunciados por Rajoy para esa comunidad este mes, las comunidades sólo podrán aplicar 509 millones "porque el resto se va al déficit" y a amortizar deuda. "No nos habían contado la letra pequeña", zanja indignada.

Los consejeros pierden el pulso contra Hacienda

 "Son objetivos muy exigentes, pero estamos de acuerdo en que sean igual para todos", considera por su parte Pilar Del Olmo, consejera de Hacienda de Castilla y León.  El representante aragonés, Fernando Gimeno –que además ha sido elegido nuevo vicepresidente del CPFF– explica que el rechazo de Montoro al reparto asimétrico del déficit se debe a que considera que el sistema actual "va bien" y no hay por qué cambiarlo.

La inmensa mayoría de los representantes autonómicos ha pedido a Montoro flexibilidad con los objetivos de déficit por considerarlos injustos, imposibles de cumplir y carentes de realismo. “Falta realismo en las propuestas y eso los mercados lo castigan porque piden credibilidad”, opina el conseller valenciano Vicent Soler. Está convencido de que el problema es de ingresos y no de gastos. "¿Acaso vamos a sacar a niños de las escuelas o enfermos de los hospitales" para poder cumplir?, cuestiona.

Andalucía critica que se restrinjan las capacidades de gasto de las comunidades pese a la mejora de la economía, mientras que la consejera extremeña, Pilar Blanco, pide medidas que no supongan más recortes para los ciudadanos ni empeoren su calidad de vida.

Madrid, lejos de las tensiones de la época Aguirre

Engracia Hidalgo, consejera de Madrid, ha querido resaltar que el Consejo se ha desarrollado "sin mucha sorpresa", salvo la decisión del consejero del Gobierno de Artur Mas de que se votara en el consejo el Plan Económico y Financiero de Cataluña ante la previsible disolución de las Cortes de cara a la convocatoria de las elecciones del 27-S. Hidalgo –cuya posición en este consejo dista mucho de las tensas reuniones vividas en los últimos años entre los Gobiernos de Esperanza Aguirre e Ignacio González con Cristóbal Montoro– ha confirmado que las comunidades gobernadas por el PSOE han pedido a la AIReF un informe sobre el porqué de la distribución de los límites de déficit entre las CCAA y el Estado. 

No han sido pocos los consejeros que han subrayado la necesidad de reformar el modelo de financiación de las autonomías, petición a la que Montoro responde con una reflexión: "Alguien tiene que ser el padre de la criatura". Ha criticado que sean los Gobiernos socialistas los más combativos en este aspecto. "Alguien tuvo que votar a favor. (...) Debería volver esa memoria respecto a la responsabilidad del modelo". Lo que no quita que el actual Gobierno no esté dispuesto a reformarlo a partir de septiembre.

Muchos representantes autonómicos también han reprochado a Montoro su negativa a encargar un estudio sobre reparto vertical del déficit a la AIReF. Montoro lo justifica así: "Ya tenemos más que suficientes estudios".

Economía

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
5 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios