550 empresas en españa

La transparencia genera negocio: el sector infomediario mueve ya más de mil millones

El uso de datos público está dando vida a un sector en continua expansión. Las consultas por teléfono de datos mercantiles son la última frontera.

Foto: Foto: diarioUchile
Foto: diarioUchile

Generar valor económico a partir de datos públicos. Este es el objetivo de las empresas que forman el sector infomediario, en pleno despegue a nivel mundial. Se trata de un sector que, según el informe de la Asociación Multisectorial de la Información (ASEDIE), ya mueve más de 1.100 millones de euros anuales sólo en España.

En un contexto de lenta apertura de datos por parte de la Administración Pública, las 549 empresas que ASEDIE identifica como pertenecientes a este sector aportan el "paso más" que falta a las instituciones. En la práctica, colman el hueco entre una Administración que publica informaciones desagregadas y poco organizadas y el ciudadano de a pie que las necesita.

La información que facilitan va desde la geográfica o meteorológica –como los datos de la Agencia Española de Meteorología– hasta la financiera y empresarial, como la que contiene el Registro Mercantil.

Este último organismo recoge los datos de todas las empresas que se crean a diario en España. Cualquier persona puede acceder a la información que ofrece el Registro pidiendo, uno por uno, los documentos del caso y pagando las tasas correspondientes: gastándose entre un mínimo de 6 y un máximo de 30 euros es posible acceder a la información básica de cualquier empresa. En el caso de los depósitos de cuentas, se llega a superar los 40 euros.

Las empresas de última generación en el sector infomediario, sin embargo, están agilizando este tipo de trámites. Claro ejemplo de ello es 11850.es, un servicio de consulta telefónica de información mercantil. A cualquier hora del día y de la semana, un ciudadano puede llamar y consultar información mercantil sobre más de seis millones de agentes económicos en España, entre autónomos, empresas y cooperativas, saltándose los farragosos trámites de registro y espera a los que obliga el Registro Mercantil. El pago del servicio, más barato que el del Registro, se cobrará en la factura telefónica.

La apertura de fuentes de datos por parte de la Administración no es una amenaza para el sector, sino una oportunidad.

"Se trata de un servicio que aprovecha la complementariedad del canal telefónico y del online”, explica a El Confidencial Óscar Ortega, director general de 11850. "Si un cliente lo desea puede recibir el informe sobre la empresa en su correo electrónico incluso antes de que finalice la llamada", añade. A la ventaja de la comodidad (levantar el teléfono y marcar un número) se añade la del precio: las llamadas tienen una duración media de entre 2 y 2,5 minutos, algo que lleva a costes que se sitúan por debajo de los 5 euros.

Como destaca la misma ASEDIE, la apertura de fuentes por parte de la Administración no es una amenaza para el sector, sino más bien una oportunidad: "El problema es que ahora la información está dispersa entre diferentes fuentes; nuestro objetivo es agregarla y presentarla al usuario”, detalla Ortega. "Si la abren más, facilitan el trabajo", matiza.

El factor telefónico, nuevo para el sector, no es sólo una comodidad para el usuario. Se trata más bien de una posibilidad de abrir el mercado de la consulta de información mercantil en España, ya que "facilita el acceso de información por parte de colectivos menos propensos a la utilización de internet", explican desde la empresa. Desde los autónomos que no trabajen con nuevas tecnologías hasta las personas que no dispongan de un acceso fácil y cómodo a internet.

La Administración, por su parte, se ha quedado con los brazos cruzados hasta este verano. El pasado 6 de agosto, Red.es adjudicó un contrato de 37.000 euros para realizar un análisis del sector actualizado al año 2014. Es el resultado del "trabajo de evangelización" que han hecho las empresas de este ámbito, como lo define Dionisio Torre, presidente de la Junta Directiva de ASEDIE. "Hemos avanzado mucho, pero todavía hay impedimentos a la apertura de datos de empresas: la ley tributaria tiene secreto informacional, por ejemplo, pero también en la Administración hay un gran desconocimiento de la ley de reutilización". Si las instituciones fueran totalmente transparentes, añade Torre, "ganaríamos todos". 

Economía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios