PODRÍA RELAJAR EL ESFUERZO DEL AJUSTE

La UE prepara un nuevo cálculo del déficit que beneficiaría a España

La Unión Europea prepara un cambio en el método de cálculo del déficit que beneficia especialmente a España, ya que podría traducirse en una relajación del esfuerzo de ajuste exigido por Bruselas

Foto: El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, y Luis de Guindos. (EFE)
El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, y Luis de Guindos. (EFE)
La Unión Europea prepara un cambio en el método de cálculo del déficit que beneficia especialmente a España, ya que podría traducirse en una relajación del esfuerzo de ajuste exigido por Bruselas, según han confirmado este viernes fuentes comunitarias.

La modificación tendrá un "impacto positivo" para España y el Gobierno de Mariano Rajoy tiene "mucho interés" en que salga adelante, de acuerdo con las fuentes consultadas.

La cuestión ha sido discutida esta semana a nivel técnico y será abordada de nuevo la semana que viene por el Comité de Política Económica, que incluye a representantes de los 28. Si ningún Estado miembro presenta objeciones, se aprobaría, aunque el acuerdo final también puede retrasarse o someterse a los ministros en el Ecofin.

El cambio afecta a la forma de calcular el denominado déficit estructural, es decir, el desfase presupuestario de un país en condiciones neutras, sin tener en cuenta el impacto de la crisis económica.

La UE fija para cada Estado miembro unos objetivos de déficit nominal (en el caso de España, 6,5% para este año). Pero desde el principio de la crisis, a la hora de evaluar en el marco de un procedimiento por déficit excesivo si un país ha cumplido, presta especial atención al esfuerzo de corrección del déficit estructural.

El actual método de cálculo del Ejecutivo comunitario da como resultado que buena parte del déficit en los países en crisis como España se considera como estructural y no como cíclico. Ello se traduce en que se exige a estos Estados miembros un esfuerzo de ajuste mayor. Así por ejemplo, con el método vigente, el nivel de paro estructural en España, incluso cuando la economía funciona a su máximo potencial, estaría en el 23%, según ha publicado el Wall Street Journal. La nueva metodología reducirá la estimación de paro estructural y con ella la de déficit estructural, lo que exigirá hacer menos esfuerzos de ajuste.

Si se aprueba la semana que viene, el nuevo método podría utilizarse ya, según la prensa europea, para las previsiones económicas de otoño de la Comisión, que se publicarán el 5 de noviembre. Estas previsiones servirán para evaluar si España y el resto de Estados miembros están cumpliendo el ajuste exigido por la UE para este año.

 

Economía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
3 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios