INTRODUCE EL 'FACTOR DE SOSTENIBILIDAD'

El Gobierno confirma que las pensiones subirán un 0,25% y no irán ligadas al IPC

El Gobierno ha aprobado este viernes el anteproyecto de ley de reforma de las pensiones, que desvincula a estas prestaciones del IPC

Foto: La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, y los ministros de Industria y Empleo (Efe)
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Saénz de Santamaría, y los ministros de Industria y Empleo (Efe)

El Gobierno ha aprobado este viernes el anteproyecto de ley de reforma de las pensiones, que desvincula a estas prestaciones del IPC y que introduce el llamado 'factor de sostenibilidad' a partir de 2019.

Al término de la reunión del Consejo de Ministros, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, indicó que es voluntad del Gobierno "escuchar y tomar en consideración" todas las aportaciones que puedan hacerse para garantizar la sostenibilidad y viabilidad del sistema público de pensiones.

El anteproyecto, que será enviado al Consejo Económico y Social (CES) para que emitan su dictamen, contempla un nuevo índice para referenciar la actualización de las pensiones diferente del IPC, para evitar que las pensiones puedan en lo sucesivo congelarse o incluso rebajarse y que empezará a aplicarse ya el próximo año, mientras que se retrasa hasta finales de la próxima legislatura (2019) la entrada en vigor del 'factor de sostenibilidad' que vincule las pensiones con la demografía.

El nuevo Índice de Revalorización de las Pensiones tendrá en cuenta tanto la inflación como los ingresos y gastos del sistema cada año, y los déficit o superávit del propio sistema de la Seguridad Social tomando como referencia las medidas de once ejercicios para modular los datos y evitar cambios bruscos en el sistema. Además, aplicará un suelo del 0,25% y un techo del IPC más el 0,25%, de modo que las pensiones no puedan ni subir ni bajar por encima de esos valores.

La ministra de Empleo, Fátima Báñez, destacó que se trata de la reforma "más importante" en términos sociales que ha aprobado el Gobierno, y afirmó que dará "confianza, tranquilidad y certidumbre" tanto a los pensionistas presentes como futuros, a los que ha garantizado que van a poder disfrutar de pensiones públicas. "Tengan la confianza de que los jóvenes de hoy van a ser los pensionistas del mañana", añadió.

Efectos a largo plazo

En cualquier caso, Báñez ha recordado que los resultados de las reformas de los sistemas de pensiones se ven décadas después, como ha pasado con el Fondo de Reserva, que se creó en 1997 y no se empezó a utilizar hasta el año pasado. "Así son estas reformas", ha dicho.  

Aún así, ha garantizado que el único objetivo del cambio es conservar y consolidar  el sistema público y su condición de sistema de reparto, ofrecer tranquilidad y seguridad a los pensionistas y garantizar la salud financiera de un sistema que tiene que ser autofinanciable y sostenible en el futuro.

Economía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
26 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios