Asmussen defiende la necesidad del programa de compra de deuda soberana
  1. Economía
ANTE EL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL ALEMÁN

Asmussen defiende la necesidad del programa de compra de deuda soberana

El miembro alemán del comité ejecutivo del Banco Central Europeo (BCE), Jörg Asmussen, defendió hoy como testigo ante el Tribunal Constitucional alemán la necesidad del programa de

Foto: Asmussen defiende la necesidad del programa de compra de deuda soberana
Asmussen defiende la necesidad del programa de compra de deuda soberana

El miembro alemán del comité ejecutivo del Banco Central Europeo (BCE), Jörg Asmussen, defendió hoy como testigo ante el Tribunal Constitucional alemán la necesidad del programa de compra de deuda soberana de países con dificultades en el mercado secundario y destacó sus limites.

Asmussen, que acudió como testigo en representación del Banco Central Europeo, dijo: "Mi objetivo es demostrar que nuestras medidas fueron necesarias, son efectivas y cumplen el mandato del BCE", en su intervención en la primera vista oral del juicio para examinar si el programa del BCE es legal en Alemania. Además, Asmussen ha dicho que los estatutos del BCE permiten la compra de deuda soberana en los mercados financieros en el contexto de sus tareas de política monetaria (Artículo 18.1).

En su intervención, Asmussen ha explicado primero la necesidad y la efectividad de las acciones del BCE en el contexto de que el temor a que se rompiera el euro creó "tensiones severas en los mercados de capital". "En el corazón de estas distorsiones se encontraban las turbulencias en el mercado de bonos soberanos, el mercado de capital más grande en la zona del euro", según Asmussen.

Recordó que los diferenciales de la deuda soberana española e italiana a diez años incorporaron primas de riesgos de más de 6 y 5 puntos porcentuales respectivamente respecto a la deuda alemana. En julio de 2012 la rentabilidad de la deuda española e italiana a dos años alcanzó el máximo del 6,6 % y el 5,1 % respectivamente, cuando la tasa de interés rectora de BCE se encontraba en el 0,75 %.

"Tuvimos que llegar a la conclusión que en partes individuales de la zona del euro, el mecanismo de la política monetaria no estaba funcionando completamente o no estaba funcionando en absoluto", según Asmussen, que ha sido secretario de Estado del Ministerio de Finanzas alemán y ha asesorado a ministros de diferente ideología política.

Asmussen mencionó el riesgo de una crisis del crédito y una caída severa de la actividad económica, así como una espiral deflacionista incipiente, por lo que no se hubiera asegurado la estabilidad de precios en la zona del euro. También recordó que el programa de operaciones monetarias de compraventa, como se conoce al segundo programa de compra de deuda soberana del BCE, está limitado a los bonos con un vencimiento de entre uno y tres años.

"Podemos ver que el anuncio del programa de operaciones monetarias de compraventa contribuyó significativamente a la estabilización de la situación. Las empresas, los bancos y los hogares de la zona del euro se han beneficiado de esta medida", señaló Asmussen. El BCE tiene prohibida la financiación monetaria de Estados, por lo que no puede comprar bonos soberanos directamente en el mercado primario.

Crisis de deuda Deuda pública