Es noticia
Popular sufre una pérdida de 2.461 millones en 2012, la mayor de su historia
  1. Economía
PARA SANEAR LOS ACTIVOS PROBLEMÁTICOS

Popular sufre una pérdida de 2.461 millones en 2012, la mayor de su historia

Banco Popular registró unas pérdidas de 2.461 millones de euros en 2012, las mayores de su historia, tras provisionar 9.600 millones de euros en un

Foto: Popular sufre una pérdida de 2.461 millones en 2012, la mayor de su historia
Popular sufre una pérdida de 2.461 millones en 2012, la mayor de su historia

Banco Popular registró unas pérdidas de 2.461 millones de euros en 2012, las mayores de su historia, tras provisionar 9.600 millones de euros en un solo año y cumplir anticipadamente todas las nuevas exigencias regulatorias (la compra del Pastor le permitía hacerlo hasta junio). En 2011 obtuvo un beneficio de 483,97 millones. Los saneamientos del ladrillo exigidos por los Decretos 'De Guindos' se cuantifican en 7.600 millones, de los que 4.258 millones van contra resultados y el resto contra capital. Sin ellos, Popular habría obtenido un beneficio neto de 520 millones de euros. El grueso de las provisiones se concentran en el último trimestre, en el que la pérdida fue de 2.714 millones.

Estas pérdidas eran esperadas desde que el banco que preside Ángel Ron cambió su plan de negocio en octubre tras conocerse el suspenso en los test de estrés y la necesidad de recapitalizarse en 3.200 millones para alcanzar los mínimos de capital en el escenario adverso. Ante esta situación, el banco decidió aprovechar la ampliación de capital de 2.500 millones para realizar unos saneamientos mucho mayores que los exigidos en los Decretos de Economía y acometer así una limpieza completa de su balance, a costa de sacrificar el resultado del ejercicio. No obstante, los saneamientos han sido finalmente algo superiores a los anunciados, al igual que las pérdidas (preveía 2.300 millones).

Después de estas provisiones, Popular se sitúa como la entidad financiera española con mayor cobertura en su exposición al sector inmobiliario, según ha señalado en un comunicado remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). Con este ejercicio de saneamiento, la entidad ha incrementado la ratio de cobertura global de morosos hasta el 65%. Eso sí, la morosidad se dispara el 90,9% hasta una tasa del 8,98%, frente al 5,99% en que cerró 2011. La cobertura sobre el total del riesgo es del 16%, entre las más altas de Europa. Además, la cobertura en pymes no inmobiliarias asciende al 15%.

La compra del Pastor tiene un efecto muy positivo en los márgenes: el margen de interés sube el 30%, hasta 5.496 millones, y el bruto lo hace en un 26% hasta 3.778 millones. Lo mismo ocurre con los gastos, que crecieron el 27% en 2012. Del mismo modo, la incorporación del banco gallego le permitió cerrar el ejercicio con una cartera de créditos a la clientela de 117.298 millones de euros, el 18,6% más que en 2011, en tanto que los depósitos se elevaron el 16,4%.

El banco ha dado esta semana un giro completo a su estrategia de futuro con la recuperación de la figura del consejero delegado en la persona de Francisco Gómez, hasta ahora director general de riesgos. Se trata del peaje exigido por los accionistas en la ampliación de capital, que obligará a Ron a ceder el poder ejecutivo en la gestión del día a día, para centrarse en las grandes líneas de la gestión. Así, pretende que el banco vuelva al negocio de particulares y pymes, y se aleje de los grandes créditos sindicados, y que inicie una expansión internacional que permita que el 30% del resultado provenga de fuera de España en cinco años.

El capital de máxima calidad o 'core capital' se situó en el 10,06%, frente al 7,38% de 2011, gracias a la citada ampliación de capital de 2.500 millones. En 2012, el banco logró un "elevado" nivel de resultados extraordinarios, que sumaron 432 millones de euros, 195 millones en plusvalías y otros 282 millones en recuperación de fallidos, lo que superó las expectativas que el grupo tenía para el ejercicio.

Para los próximos años, la entidad prevé lograr plusvalías adicionales con la enajenación total o parcial de negocios como la unidad de recuperaciones (venta realizada en enero), el negocio de tarjetas de crédito, el de cajeros y el negocio de los seguros de vida y pensiones de Portugal.