“NECESITA DEVALUAR SU MONEDA PARA EVITAR UN CRASH INMOBILIARIO”

Australia puede ser la próxima España

vAustralia está a punto de convertirse en la próxima España. No es que vaya a cambiar sus canguros por tortillas de patatas, sino que algunos analistas

Foto: Australia puede ser la próxima España
Australia puede ser la próxima España
Autor
Tags
    Tiempo de lectura3 min

    vAustralia está a punto de convertirse en la próxima España. No es que vaya a cambiar sus canguros por tortillas de patatas, sino que algunos analistas defienden que la crisis que asola a nuestras antípodas sigue el mismo patrón que algunos de los países más afectados por los problemas económicos. Burbuja inmobiliaria, dependencia de otros países, bajadas de tipos… son algunas de las de las señales que ya comienzan a preocupar a los australianos.

    Según publica la revista Capital, los males de la economía australiana se asemejan a los de la española. “Australia tiene un grave problema”, ha asegurado Andy Xie, un analista independiente con sede en Shanghai que trabajó para Morgan Stanley. De acuerdo con este experto, el país austral cada vez depende más económicamente de China y su banco central debe bajar sus tipos de forma agresiva para proteger la riqueza de la nación de una recesión solo comparable a la que atraviesan países como Grecia, Portugal o España.

    “Australia necesita devaluar su moneda tan rápido como sea posible para prevenir un crash en el mercado inmobiliario. Si la burbuja explota, si dejas que el precio del dinero esté al mismo nivel, veremos lo mismo que pasó en España”, pronostica Xie. De acuerdo con este experto, el precio de las viviendas puede llegar a caer entre un 20 y un 30%, una cifra que en España ya conocemos. A esto hay que sumar la inversión exterior. La crisis ha provocado un descenso que ha afectado de forma directa al crecimiento doméstico.

    Según esta revista, los analistas están contra los contundentes puntos de vista de los economistas del Fondo Monetario Internacional, que han alabado la reducción de los niveles de deuda y el mantenimiento de la tasa de crecimiento. Para muestra un botón: la economía australiana crece a más de un 4% gracias a China.

    Un problema llamado China

    Además, al contrario que España, nuestras antípodas mantienen bajos niveles de deuda pública y su Gobierno se ha marcado como objetivo cerrar el año que viene con superávit, una situación mucho mejor que la nuestra. Sin embargo, la sombra española sobrevuela su economía, aunque el Gobierno de Mariano Rajoy tiene un grave problema por el déficit y los números de ambas naciones no son comparables, los analistas sospechan que podría existir un estancamiento económico muy al estilo del europeo.

    Y uno de los principales problemas de Australia es China. La dependencia ha ido en aumento en los últimos tiempos. De hecho, es su principal socio comercial e impulsa al sector industrial, sobre todo a la  minería. Sin embargo, la ralentización de la economía del país asiático pone en peligro el desarrollo australiano. Según Xie, las empresas chinas tiene cada vez más dificultad para financiarse, los que ha obligado a paralizar algunos proyectos. Además, la bajada del precio de las materias prima puede afectar de forma negativa al país.

    Los pasos australianos para no entrar en recesión han sido claros. En los últimos tiempos, la Reserva Australiana ha bajado los tipos en varias ocasiones, rebaja que parece haber tenido un impacto positivo en la economía. Sin embargo, el miedo ya se ha instado entre los analistas. Ahora sólo le queda esperar el ataque de los mercados.
    Economía
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    11 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios