Es noticia
Menú
Rodrigo Rato dimite como presidente de Bankia; Goirigolzarri será su sustituto
  1. Economía
TRAS EL ANUNCIO DE UN RESCATE PÚBLICO DE 7.000 MILLONES

Rodrigo Rato dimite como presidente de Bankia; Goirigolzarri será su sustituto

Rodrigo Rato dimite como presidente de Bankia y de su matriz, Banco Financiero y de Ahorro (BFA). A las 14:30 horas, la entidad financiera anunció de

Foto: Rodrigo Rato dimite como presidente de Bankia; Goirigolzarri será su sustituto
Rodrigo Rato dimite como presidente de Bankia; Goirigolzarri será su sustituto

Rodrigo Rato dimite como presidente de Bankia y de su matriz, Banco Financiero y de Ahorro (BFA). A las 14:30 horas, la entidad financiera anunció de manera oficial la noticia, que además lo es por partida doble, ya que el nuevo responsable será el exconsejero delegado del BBVA, José Ignacio Goirigolzarri.

La renuncia de Rato se ha producido después de que el Gobierno anunciara un nuevo programa de medidas para reformar el sistema financiero, entre las que se incluye una inyección de 7.000 millones de euros para completar el saneamiento de Bankia-BFA. Esta aportación de dinero público estaba ligada a una renovación completa de la cúpula directiva que implicaría la entrada de perfiles más técnicos en lugar de los políticos.

Rato aterrizó en la presidencia de Caja Madrid en enero de 2010. En estos dos años y medio, el exvicepresidente del Gobierno del PP ha participado en la mayor operación de integración financiera de España para dar lugar a Bankia, fruto de la unión junto a otras seis cajas de ahorros: Bancaja, La Caja de Canarias, Caja Ávila, Caja Segovia, Caixa Laietana y Caja Rioja.

 

Una unión que ya necesitó 4.465 millones de dinero público (FROB 1) de inicio y que se ha demostrado como el mayor error de la gestión de Rato, ya que, lejos de solucionar el problema de las cajas individuales, lo ha agravado hasta la situación insostenible actual. De hecho, la intervención del Banco de Valencia evidenció las profundas diferencias entre Rato y el presidente de Bancaja, José Luis Olivas, que dimitió como vicepresidente del grupo aunque aún se mantiene al frente de la caja valenciana.

En las últimas semanas se había agravado la presión sobre la entidad, en especial después de que el FMI la señalara como la principal amenaza para el sistema financiero español y pidiera un saneamiento urgente y una mejora de su gestión. A partir de ahí comenzaron los contactos entre Gobierno, Banco de España, la entidad y el resto del sector para buscar una solución, que era inviable sin dinero público de por medio. La puntilla llegó el viernes, cuando la matriz (BFA) presentó unas cuentas fuera de plazo y sin auditar, lo que elevó al máximo la desconfianza. Eso ha provocado el anuncio de la inyección de capital del FROB y, como consecuencia, la dimisión de Rato.

En el haber de Rato hay que consignar el logro de sacar a bolsa Bankia en sólo cinco meses, operación en la que captó 3.000 millones. Ahora bien, fue necesario sacar de su balance todo el suelo -que se quedó en BFA-, rebajar su precio muy por debajo de la banda establecida en el folleto y colocar las acciones masivamente entre los clientes minoristas, ante el rechazo de los internacionales (que sólo compraron 100 millones).

En unas condiciones muy adversas de mercado y con las dificultades añadidas de todo proceso de fusión, en 2011 Bankia conseguió unos beneficios de 309 millones de euros, además de haber adelantado más de 1.200 millones de euros de provisiones; no obstante, BFA registró pérdidas individuales de 439 millones por los intereses del FROB, y un beneficio consolidado de 41. Por otro lado, Bankia ha reestructurado su red de oficinas con el cierre de 800 sucursales. Ha realizado un ajuste de plantilla equivalente al 25% de todo el sector financiero español.

"Para mí, ser Presidente de Bankia, BFA y Caja Madrid, durante estos dos años, ha sido un gran honor y me ha dado grandes satisfacciones personales y profesionales. Tengo que agradecer a los miembros de los Consejos y Asambleas, a mis colaboradores y a toda la plantilla su apoyo y lealtad en el nacimiento y desarrollo de Bankia y BFA. La confianza depositada en nosotros por más de 10 millones de clientes  y más de 400.000 accionistas es una de las mayores satisfacciones que he tenido como Presidente de Bankia y la gran fortaleza que respalda el futuro de esta entidad", escribe Rato en su despedida.

Rodrigo Rato dimite como presidente de Bankia y de su matriz, Banco Financiero y de Ahorro (BFA). A las 14:30 horas, la entidad financiera anunció de manera oficial la noticia, que además lo es por partida doble, ya que el nuevo responsable será el exconsejero delegado del BBVA, José Ignacio Goirigolzarri.

Rodrigo Rato