LES PAGA UN BONUS DEL 90% DE SU SALARIO PESE A LAS FUERTES PROVISIONES

BBVA premia a sus directivos americanos pese a causarle un agujero de 1.000 millones

Los directivos de BBVA Compass están de enhorabuena pese a que la caída del valor de la filial estadounidense le ha costado a la matriz 1.000 millones

Foto: BBVA premia a sus directivos americanos pese a causarle un agujero de 1.000 millones
BBVA premia a sus directivos americanos pese a causarle un agujero de 1.000 millones

Los directivos de BBVA Compass están de enhorabuena pese a que la caída del valor de la filial estadounidense le ha costado a la matriz 1.000 millones de euros netos en los resultados de 2011. Un ejercicio en el que BBVA ha decidido pagar a sus ejecutivos americanos un bonus del 90% por “cumplir objetivos operativos”.

Así lo han confirmado fuentes oficiales del segundo mayor banco español, que justifica que el pago de esta retribución variable es independiente de la dotación extraordinaria que el grupo ha tenido que hacer por el ajuste del fondo de comercio de BBVA Compass. En este sentido, añaden que entre los objetivos por los que los directivos estadounidenses podrían cobrar no se contemplaba la depreciación del valor de la filial.

Al no cotizar en bolsa y, por tanto, no tener un valor real de merado, BBVA ha decidido provisionar en 1.000 millones su inversión en Compass por “las últimas estimaciones de crecimiento económico para este país y el impacto del nuevo entorno regulatorio para el sector financiero", que "han ralentizado el ritmo de crecimiento esperado de los resultados futuros”. Fuentes oficiales del banco admiten que los beneficios van con tres años de retraso sobre el calendario previsto.

BBVA se agarra a que los directivos de Compass consiguieron una mejoría del beneficio neto sin tener en cuenta ese deterioro del fondo de comercio, al pasar de los 149 millones de 2010 a los 197 de 2011. No obstante, todos los márgenes, el de intereses, el bruto y el neto, descendieron en el último ejercicio, tanto en el conjunto de BBVA USA como en concreto en la subsidiaria de Compass.

El ratio de eficiencia, que mide lo que el banco gasta por cada 100 dólares que ingresa, también empeoró desde el 59,9 hasta el 65,9 millones. Solo tuvo una evolución positiva la morosidad, que bajó al 3,6 desde el 4,4% anterior y la tasa de cobertura, que creció desde el 61 hasta el 73%.

El coste de la NBA

BBVA tiene 30.700 empleados en Estados Unidos, un país en el que cuenta con 1.567 oficinas tras fusionar sus cinco filiales: el citado Compass, Valley Bank, Texas Regional Bancshares, State National Bancshares y Laredo National. En la compra de todas estas entidades, la entidad presidida por Francisco González ha invertido casi 10.500 millones de euros desde 2004.

Un esfuerzo que González definió cuando se hizo con Compass en 2007 como el salto de la Champions a la NBA de la banca. Un salto que, sin embargo, le ha costado mucho dinero contra su cuenta de resultados. En 2009 ya destinó 533 millones a saneamiento de la cartera crediticia, además de anotar un primer ajuste del fondo de comercio de 700 millones.

Además del bonus del 90%, unos 450 altos directivos de Compass percibieron el pasado año un premio de 792.000 acciones, valoradas a precio de mercado por algo más de 5,5 millones de euros. Esta gratificación se incluía en un plan diseñado en exclusiva para este colectivo de ejecutivos en 2008 tras la adquisición de la institución estadounidense por un total de 1,7 millones de títulos. Este programa era paralelo al que tenían el resto de empleados de primera línea del grupo.

Economía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
7 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios