ENTREGAN HOLMES PLACE A SU FUNDADOR CINCO AÑOS DESPUÉS DE LA COMPRA

Mercapital y N+1 pierden kilos de inversión en su cadena de gimnasios de lujo

“Una vida, vívela bien”. Este es el eslogan de Holmes Place Health Clubs, una cadena europea de gimnasios de alto standing cuya gestión en España estaba

Foto: Mercapital y N+1 pierden kilos de inversión en su cadena de gimnasios de lujo
Mercapital y N+1 pierden kilos de inversión en su cadena de gimnasios de lujo

“Una vida, vívela bien”. Este es el eslogan de Holmes Place Health Clubs, una cadena europea de gimnasios de alto standing cuya gestión en España estaba en manos de Mercapital y N+1. Sin embargo, la aventura deportiva de estas dos sociedades de capital riesgo no ha sido precisamente gratificante. Ambas firmas de private equity han perdido cerca de 110 millones de euros.

Fuentes oficiales de Mercapital han confirmado la desinversión en Holmes Place, adquirida en agosto de hace seis años a los fondos de capital riesgo Bridgepoint y Permira. Una operación realizada con la financiación de Banco Espirito Santo, que después montó un préstamo sindicado con otras entidades para repartir el riesgo de la deuda. En concreto, unos 70 millones de euros que la sociedad no pudo pagar ya en 2010.

En ese ejercicio, Holmes Place ya incumplió sus obligaciones financieras debido a la caída reiterada de los ingresos y las pérdidas tanto operativas como netas registradas en años anteriores. En total, más de 26 millones de números rojos en la parte baja de su cuenta de resultados que le obligaron a pedir clemencia a sus acreedores. Debido a esa situación, los administradores iniciaron conversaciones con la banca para acordar una refinanciación para poder continuar con el negocio.

El 27 de julio de 2011, las entidades decidieron paralizar cualquier medida legal contra Mercapital y N+1 al dispensarles del cumplimiento de sus obligaciones financieras. Les concedieron lo que se conoce como stand&still, un periodo de tiempo -hasta el 15 de septiembre- para encontrar una solución al impago de la deuda. La alternativa propuesta por la banca era alargar los vencimientos de la deuda siempre y cuando los accionistas inyectaran capital para reflotar la compañía.

Pero Mercapital y N+1 se negaron a poner “dinero nuevo sobre dinero viejo”, como explican fuentes de  las sociedades de capital riesgo. Por ese motivo, no hubo acuerdo entre las partes. El embrollo se desatascó a finales de 2011, cuando el fundador de Holmes Place, Allan Fisher, se quedó con la cadena por el valor de la deuda. En consecuencia, las dos firmas españolas han perdido los 36 millones de euros que pusieron en metálico, además de parte de su reputación.

Los accionistas habían embarcado al grupo en una expansión que le había llevado de tener 15 centros deportivos en España y Portugal cuando lo compraron en 2005 a 29 seis años después. Un crecimiento que coincidió a partir de mediados de 2007 con la erupción de la crisis financiera que ha llevado a España a una doble recesión y a Portugal a ser intervenido por la Comisión Europea. Con la recompra de ambas filiales, Holmes Place Europa estará presente en diez países en los que gestiona 80 clubes.

Una cartera en crisis

La contracción de la economía española ha golpeado muy duro a las inversiones de Mercapital, que se ha embarcado en un proceso de internacionalización para reorientar su estrategia. La firma gestionada por Javier Loizaga ha abierto oficina en Sao Paulo (Brasil) y Miami (Estados Unidos) para ir de la mano de empresas españolas que quieran cruzar el charco. Una maniobra para olvidarse de los dolores de cabeza que le ha dado su cartera en los últimos meses.

Además de Holmes Place, Mercapital vio como el año pasado entró en concurso de acreedores Menorquin Yacht, una empresa balear de yates que se ahogó tras cinco años de gestión. Antes, los Loizaga vieron como también fracasaban sus incursiones en el grupo de cines Ábaco, en la firma de decoración Ka International y en Bodybell, cadena de perfumerías que evitó la insolvencia hace dos años tras un acuerdo de refinanciación. En esa compañía también comparte el capital con N+1 y Dinamia, que asimismo han pasado su vía crucis con empresas como el grupo hotelero High Tech, los colegios Laude o Émfasis

Mientras reajusta su cartera, Mercapital está en fase de completar la inversión de su último fondo, con capital por 550 millones de euros. Sus dos próximas operaciones pueden ser la adquisición de Tavex Algodonera mediante una OPA de exclusión en bolsa y Clece, filial de servicios y medio ambientes de ACS.

Economía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
8 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios