POR UN SINIESTRO DE HACE OCHO AÑOS

Campofrío interpone una querella contra la cúpula de las aseguradoras HDI y Vitalicio

Campofrío ha llevado a los tribunales a la cúpula directiva de las aseguradoras HDI Gerling y Vitalicio (Grupo Generali). Después de haber dado parte a la Dirección

Foto: Campofrío interpone una querella contra la cúpula de las aseguradoras HDI y Vitalicio
Campofrío interpone una querella contra la cúpula de las aseguradoras HDI y Vitalicio
Autor
Tiempo de lectura2 min

Campofrío ha llevado a los tribunales a la cúpula directiva de las aseguradoras HDI Gerling y Vitalicio (Grupo Generali). Después de haber dado parte a la Dirección General de Seguros, el pasado mes de octubre fue admitida a trámite en el juzgado de Instrucción número 26 de Madrid la querella presentada por presuntos delitos de estafa, según fuentes jurídicas.

Según el texto de la querella, Campofrío solicita una fianza de 17 millones de euros para los querellados, los directores generales de HDI y Vitalicio España, cantidad mínima en la compañía burgalesa estima los daños y perjuicios, incluidos los intereses moratorios, del siniestro ocurrido en 2001 que es origen del conflicto con las dos compañías de seguros.

 

Como ya informó este diario, los antecedentes tienen que ver con un incendio producido en octubre de 2001 en una planta de productos cárnicos que Campofrío tenía en Rivas Vaciamadrid en la que se estaban realizando obras de remodelación. Dicho siniestro provocó la muerte de dos trabajadores y unos perjuicios económicos, según diversos peritajes, superiores a los 15 millones de euros.

 

A pesar de que Campofrio disponía en aquel momento de un programa de seguros para cubrir el siniestro, la dilación del proceso abierto con las aseguradoras HDI Gerling y Vitalicio ha terminado provocando que, ocho años después, el grupo de alimentación permanezca sin percibir la mayor parte de la indemnización que considera que le corresponde.

 

En este contexto, la querella interpuesta por Campofrío tiene que ver con el presunto incumplimiento del convenio firmado en 2007 con HDI Gerling y Vitalicio para lograr una solución amistosa, con quita incluida. Según ese acuerdo, querellantes y querellados reconocían como responsables del incendio a los intervinientes en las obras y se comprometían a garantizar el pago del seguro.

 

Paradójicamente, HDI y Gerling y Vitalicio eran a la vez aseguradoras del principal contratista de la obra (Acciona), situación que podría haber facilitado un acuerdo entre las partes. Sin embargo, a pesar del acuerdo amistoso  firmado, ambas compañías pasaron a defender los intereses del responsable material del siniestro, es decir, de su asegurado y, por tanto, de sus propios intereses.

Economía
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios