Gordon Brown propone un posible impuesto a las transacciones financieras globales
  1. Economía

Gordon Brown propone un posible impuesto a las transacciones financieras globales

El primer ministro británico, Gordon Brown, propuso este sábado al G-20 debatir un "mejor contrato social" con los bancos para que estén mejor preparados ante futuras crisis, con

Foto: Gordon Brown propone un posible impuesto a las transacciones financieras globales
Gordon Brown propone un posible impuesto a las transacciones financieras globales

El primer ministro británico, Gordon Brown, propuso este sábado al G-20 debatir un "mejor contrato social" con los bancos para que estén mejor preparados ante futuras crisis, con posibles medidas como la introducción de una tasa sobre las transacciones financieras internacionales. Este nuevo "contrato social", precisó, podría adoptar también la forma de un fondo especial, un seguro de cobertura bancario o una reserva de capital de las instituciones.

Al inicio de la segunda y última jornada de la reunión en Saint Andrews (Escocia) de los ministros de Finanzas y gobernadores de los bancos centrales del G-20, Brown instó a encontrar una fórmula que "refleje la responsabilidad global del sistema financiero para con la sociedad".

Brown señaló sin embargo que, cualquier iniciativa de este tipo, tendría que ser coordinada internacionalmente, aplicada en los centros financieros más importantes del mundo y no debería distorsionar el flujo de la economía, además de complementarse con las medidas de estabilidad financiera. El jefe del Gobierno británico subrayó que el Reino Unido no dará ninguno de esos pasos si no se hace a nivel global.

En cuanto a otro de los temas que centran la reunión en Escocia, se mostró partidario de "mantener los estímulos fiscales hasta que la recuperación esté asegurada" al tiempo que habría que "coordinar una estrategia de salida".

Brown abogó también por analizar, una vez atajada la crisis, medidas que garanticen un "crecimiento global sostenido".

Previamente, el ministro de Economía, Alistair Darling, había urgido a los ministros del G-20 a centrarse asimismo en un asunto clave de esta reunión, la financiación de la lucha contra el cambio climático en los países pobres. A este respecto, Brown incidió en que "es esencial avanzar para resolver los asuntos que dividen a las naciones".

Salgado cree que no es la única vía

Por su parte, la ministra de Economía, Elena Salgado, indicó que esta medida podría ser "una vía, pero hay otras". En una rueda de prensa al término de la reunión, señaló que "hay discusiones continuadas en todos los foros internacionales acerca de que quien ha provocado una crisis o puede provocar una crisis tenga que tener algunos elementos que permitan que, por una parte, financie parte de los costes de esas actuaciones, y por otra parte, evite que actuaciones similares puedan producirse en el futuro".

Según la vicepresidenta, "el propio señor Brown ha dicho que la posible tasa sobre las transacciones internacionales sería una vía para financiar los efectos de una crisis financiera, pero que hay otras. Y ha mencionado expresamente, por ejemplo, los sistemas de seguros". En ese sentido, apuntó, "yo quiero recordar que en España tenemos ya esos sistemas de seguros. Tenemos una institución como los fondos de garantías de depósitos, que están precisamente diseñados para responder en el caso en el que haya este tipo de dificultades".

Ese "sistema de aseguramiento mutuo por parte de las propias entidades" es un sistema que "no existe en otros países y también sería posible implantar un sistema parecido. O capital contingente que pudiera dar respuesta a los casos en los que hay una crisis en una institución", señaló la ministra.

Salgado insistió en que "hay muchas medidas" que podrían aplicarse ante futuras crisis. "Lo que sí hay -puntualizó- es un sentimiento general de que es necesario, por una parte, prevenir que pueda suceder un problema con una gran institución, pero también en el supuesto en el que sucediera, que el propio sistema financiero pueda tener recursos para hacer frente".

Sobre la reunión del G-20, a la que España asistió como país invitado porque no tiene silla propia en ese foro, la vicepresidenta calificó "muy importante" el que se haya "avanzado en la definición de un marco para un crecimiento económico más sostenible y más equilibrado". La titular de Economía y Hacienda destacó también que los reunidos en Escocia hablaron de cambio climático y "han coincidido en la necesidad de incrementar significativamente la financiación asociada a la lucha contra el calentamiento global".


El G-20 está integrado por la Unión Europea (UE), el G8 (EEUU, Canadá, Japón, Alemania, Reino Unido, Italia, Francia y Rusia) y Corea del Sur, Argentina, Australia, Brasil, China, India, Indonesia, México, Arabia Saudí, Suráfrica y Turquía.

Economía sumergida Gordon Brown