ALERTA SOBRE LA PRESENCIA DE DELINCUENTES

Ofensiva de la OCDE contra el lavado de dinero negro en el fútbol

El fútbol, o, mejor dicho, el blanqueo de capitales, se encuentra en el punto de mira de las autoridades que luchan contra la delincuencia organizada. El

Foto: Ofensiva de la OCDE contra el lavado de dinero negro en el fútbol
Ofensiva de la OCDE contra el lavado de dinero negro en el fútbol
Autor
Tags
    Tiempo de lectura5 min

    El fútbol, o, mejor dicho, el blanqueo de capitales, se encuentra en el punto de mira de las autoridades que luchan contra la delincuencia organizada. El GAFI –Grupo de Acción Financiera Internacional- publicó ayer un documento en el que alerta a los países miembros de la OCDE –las naciones más industrializadas del planeta- de la utilización de los clubes de fútbol como instrumento de blanqueo de capitales.

    El documento, que consta de 42 páginas, detalla cómo los funcionarios del GAFI –el organismo que se encarga de vigilar los paraísos fiscales- han observado de que manera el funcionamiento del mundo del fútbol lo hace vulnerable a la existencia de mafias organizadas o delincuentes económicos que sólo pretender lavar el dinero negro obtenido por medios ilícitos.

    En palabras del GAFI –un organismo adscrito a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico- “varios factores se combinan para hacer del fútbol uno de los muchos sectores atractivos para los delincuentes". Cita, en particular, el hecho de que es muy fácil entrar en el negocio del balompié. Fundamentalmente por tres razones: su baja regulación (lo llama la ausencia de obstáculos), el hecho de que alrededor del fútbol se generen determinadas relaciones entre funcionarios públicos y directivos de los equipos, y, finalmente, las enormes cantidades de dinero que se mueven.

    Y todo ello en un contexto de gran opacidad. Según el GAFI, “con el crecimiento en el número de las transferencias internacionales y de la subida de la facturación por derechos televisivos, ha aumentado el dinero que se gasta en venta y compra de jugadores”. Lo que ha provocado la aparición de nuevos actores, como son los agentes, los intermediarios, los patrocinadores y las empresas que poseen los derechos de los jugadores.

    “Este gran número y variedad de partes interesadas facilita el ocultamiento de la actividad fraudulenta, ya que muchas de las  transacciones y las actividades delictivas se realizan en el extranjero”. En opinión de los inspectores del GAFI –donde trabajan policías y expertos económicos de los bancos centrales- “el mercado es muy fácil de penetrar”.

    Precios desorbitados y fraudulentos

    Otro punto que destaca el GAFI se refiere al carácter intangible de lo que vale un jugador, lo que ha dado lugar a “extrañas prácticas”. Y cita cómo en algunos países los jugadores están sobrevalorados con el acuerdo mutuo y recíproco de los clubes de fútbol rivales, con el objetivo de elevar el valor de sus activos (en este caso los deportistas).

    Para el GAFI, los clubes de fútbol que están en peor situación económica son más proclives a aceptar fondos de “dudosas sociedades”. Lo cual es todavía más relevante si se tiene en cuenta que los clubes necesitan grandes sumas de dinero para tener éxito y ser capaz de comprar jugadores. En el deporte, dice el GAFI, funciona mejor que en ningún otro sitio aquel viejo principio que dice que “el ganador se lo lleva todo"

    Otro factor de vulnerabilidad del fútbol tiene que ver con la escasa profesionalización de sus gestores. Pero también con la inexistencia de sólidas estructuras jurídicas. Y así ocurre que en algunos casos los jugadores se gestionan mediante entidades jurídicas separadas del propio club, sin responsabilidad alguna. Asimismo, “la falta de regulación o control jurídico significa que los clubes son fáciles de adquirir”.

    El sector, recuerda el GAFI, dispone de considerables cantidades de efectivo y grandes intereses financieros, fundamentalmente a través de transferencias de jugadores. Pero además, la competencia “es dura”, por lo que ello obliga a que “los circuitos financieros sean múltiples y globales, por lo que los flujos internacionales de dinero quedan fuera del control de los países” de origen de los clubes de fútbol.

    Paraísos fiscales

    El GAFI –con sede en París- recuerda que “a menudo estos flujos de dinero entran y salen de los paraísos fiscales o intervienen en ellos muchos países”. Algo que se complica todavía más teniendo en cuenta que una gran proporción de los ingresos del fútbol se hacen en efectivo por la venta de entradas. El GAFI habla del carácter “irracional” de los recursos financieros de los clubes de fútbol y de la “imprevisibilidad en los resultados futuros”.

    Según los expertos del GAFI, la recesión económica añade un punto de vulnerabilidad, toda vez que los clubes de fútbol tienen más dificultades para encontrar patrocinadores. Y de ahí que “existe el riesgo de que los clubes que están endeudados no hagan muchas preguntas cuando aparece un nuevo inversor”. Se da la circunstancia, además, que algunos jugadores, sobre todo los más jóvenes, “están mal informados, por lo que pueden fácilmente ser objeto de negocios turbios”.

    El fútbol, por si esto fuera poco, tiene además una imagen pública con la que a muchas personas les gustaría ser vinculada, Y por eso buscan a menudo un estatus público fuera del mundo criminal y el fútbol, dice el GAFI, puede ofrecer la oportunidad  de lograr esa posición social. “Nadie se pregunta de dónde viene el dinero cuando se invierte en un club de fútbol”. Hasta el punto de que invertir en equipos puede suponer una cierta protección a efectos penales.

     

    Los expertos del grupo antiblanqueo de capitales recuerdan que  los clubes están profundamente arraigados en sus ciudades, y eso les hace ser atractivos para ciertos inversores. Al invertir en fútbol, dice el GAFI,  los delincuentes también puede hacerse con el control de las actividades conexas, tales como las apuestas, negocios inmobiliarios y  contratos con el gobierno local. “En algunos países, muchos propietarios han llegado a partir de la  industria de la construcción”, recuerdan quienes se dedican a luchar contra el blanqueo de dinero negro.

      

    Economía
    Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
    0 comentarios
    Por FechaMejor Valorados
    Mostrar más comentarios