Es noticia
Menú
Ben Shelton, el 'niño' que sueña con las semis de Australia... la primera vez que sale de su país
  1. Deportes
  2. Tenis
LA GRAN REVELACIÓN DEL TORNEO

Ben Shelton, el 'niño' que sueña con las semis de Australia... la primera vez que sale de su país

El joven norteamericano se medirá en los cuartos de final del primer Grand Slam del año a su amigo Tommy Paul, en busca de seguir alargando su sueño en suelo australiano. Un jugador que ya se ha metido en el Top 50 de la ATP

Foto: Ben Shelton se ha convertido en la gran sorpresa del Open de Australia. (Reuters/Jaimi Joy)
Ben Shelton se ha convertido en la gran sorpresa del Open de Australia. (Reuters/Jaimi Joy)

El Open de Australia siempre deja historias de superación. El hecho de que sea el primer Grand Slam de la temporada y, con ello, el lugar donde grandes jóvenes jugadores debutan, permite conocer a deportistas de los que poco o nada se sabía hasta el momento de su explosión. Y eso es, precisamente, lo que le ha ocurrido a Ben Shelton, un jugador que hace solo unas semanas no era ni tan siquiera profesional y que, ahora, se ha convertido en la gran revelación del torneo.

A sus 20 años, Shelton se ha convertido en la gran sorpresa del Open de Australia. Tras eliminar a Zhang Zizhen, Nicolás Jarry, Alexei Popyrin y JJ Wolf, el joven norteamericano se ha metido en los cuartos de final del torneo, donde buscará una plaza en las semifinales ante Tommy Paul, el verdugo de Roberto Bautista. Pero lo curioso de Shelton no es que haya dado la sorpresa, sino que hace escaso medio año ni tan siquiera era profesional y no estaba ni entre los mejores 500 del mundo.

Foto: Djokovic estuvo intratable ante De Miñaur. (EFE/EPA/Fazry Ismail)

Shelton está destrozando registros a las primeras de cambio. En el tramo final del pasado curso, ya participó en varios torneos dentro de EEUU, donde sus mejores resultados fueron alcanzar la tercera ronda del Masters 1.000 de Cincinnati y la primera ronda del US Open. Sin embargo, su juego comenzó a crecer de manera exponencial en el tramo final de curso, especialmente porque mejoró su capacidad física y, sobre todo, su mentalidad a la hora de afrontar los choques.

Buena parte de este éxito radica en su padre, Bryan Shelton, que también fue tenista profesional y que ahora se encarga de entrenar a su hijo. Y su explosión ha sido realmente increíble, como si de la típica historia de Hollywood se tratara. Así, un completo desconocido se ha metido entre los ocho mejores jugadores del torneo y está solo a un paso de las semifinales... la primera vez que sale de EEUU. No ya a competir, sino la primera vez que abandonaba las fronteras de su país. Casi nada.

"Esto está siendo una sorpresa para mí. Me monté en el avión hace un par de semanas sin expectativas, sabía que iba a ser muy difícil aclimatarme al horario de aquí y al jet lag, porque era la primera vez que salía de EEUU y sabía que me iba a costar. Pero me ha ayudado no tener expectativas y eso me ha hecho jugar más libre. Tengo una increíble sensación de éxtasis... y ya he conseguido hacerlo cuatro veces seguidas", explicaba Shelton en rueda de prensa tras derrotar a Wolf.

Para Shelton, la principal clave para meterse en los cuartos de Australia es el cambio físico que ha experimentado en los últimos meses, una mejora que le permite competir de tú a tú con cualquier rival a cinco sets. Pero reconocía, entre risas, que no sabía si podría jugar siempre que quisiera: "Acabo de empezar en la universidad y aún no tengo exámenes. Será interesante ver cuando alguno me coincida con los partidos", confesaba. Y su próximo partido será, cuando menos, muy especial.

Y es que se medirá a Tommy Paul en busca de las semifinales del Open de Australia, un tenista con el que ha entrenado en un par de ocasiones y que se ha convertido en una especie de Cicerone para él: "Es uno de los chicos norteamericanos que me ha llevado casi de la mano, ayudándome en mi etapa inicial como profesional. Es un gran amigo", confesaba. Pase lo que pase, sabe que se meterá entre los cincuenta mejores del mundo. Acaba de empezar el sueño de Ben Shelton. Y que no pare.

El Open de Australia siempre deja historias de superación. El hecho de que sea el primer Grand Slam de la temporada y, con ello, el lugar donde grandes jóvenes jugadores debutan, permite conocer a deportistas de los que poco o nada se sabía hasta el momento de su explosión. Y eso es, precisamente, lo que le ha ocurrido a Ben Shelton, un jugador que hace solo unas semanas no era ni tan siquiera profesional y que, ahora, se ha convertido en la gran revelación del torneo.

Open de Australia Tenis
El redactor recomienda