suspendido el partido contra federer

La retirada de Rafa Nadal y su última queja por la cantidad de partidos en pista dura

Los problemas en la rodilla derecha sufridos en el partido contra Khacjanov le han obligado a renunciar a las semifinals de Indian Wells, donde le esperaba el tenista suizo

Foto: Rafa Nadal fue atendido en el segundo set de su partido de cuartos de final contra Karen Khachanov. (USA TODAY Sports)
Rafa Nadal fue atendido en el segundo set de su partido de cuartos de final contra Karen Khachanov. (USA TODAY Sports)

Rafa Nadal y Roger Federer no se enfrentaron en las semifnales del torneo de Indian Wells. El español, que ganó en cuartos de final a Karen Khachanov en dos sets, se retiró por los problemas en la rodilla derecha sufridos en el partido contra el ruso. Las sensaciones no fueron buenas en el entrenamiento matinal y decidió no arriesgar. El reencuentro con el suizo tendrá que esperar.

"Calenté por la mañana y noté que mi rodilla no estaba suficientemente bien como para competir al nivel que necesito para jugar unas semifinales", explicó Nadal. El viernes, tras ganar a Khachanov, no descartó su participación en el partido de este sábado, pero dijo que prefería esperar para ver cómo se encontraba tras levantarse. "Por supuesto que mi objetivo y mi idea es estar listo para mañana. No puedo garantizar cómo me voy a despertar", dijo.

El de semifinales de Indian Wells iba a ser el 39º partido entre Nadal y Federer, el primero en año y medio. La última vez que jugaron fue en octubre de 2017, en la final de Shanghái. Ese fue el cuarto duelo entre ambos en aquella temporada, todos con victoria para el suizo. En 2017, Federer ganó a Nadal las finales del Open de Australia, Miami y la citada en la cuidad china. Nadal no gana a su amigo y rival desde hace más de cinco años, en las semifinales del Open de Australia de 2014.

Nadal dio una rueda de prensa este sábado para comunicar su abandono en Indian Wells. (EFE)
Nadal dio una rueda de prensa este sábado para comunicar su abandono en Indian Wells. (EFE)

No jugará en Miami

Todo iba bien para Nadal hasta el tercer juego del segundo set del partido de cuartos de final. En el siguiente descanso realizó un pequeño ejercicio para probarse y solicitó la presencia de fisioterapeuta, que le puso un vendaje en la parte inferior de la rodilla derecha. A pesar de eso pudo seguir jugando y vencer a Khachanov.

El sábado entrenó solo 15 minutos y habló con su equipo otros diez antes de abandonar la pista. Nadal ha preferido no arriesgar. El Miami Open empieza en unos días, pero no lo jugará. Reaparecerá en Montecarlo (13-21 de abril), el primer Masters 1000 en tierra batida del curso. "Mi plan es Montecarlo, Barcelona, Madrid, Roma y Roland Garros. "Este es mi plan. A partir de ahí veremos qué ocurre. Es el calendario que he hecho toda mi vida y espero completarlo un año más", explicó.

"Es duro para mí aceptar todas las cosas por las que estoy pasando en mi carrera", dijo Nadal en la rueda de prensa que dio para comunicar su abandono. "Mi objetivo no cambia. Y aunque a veces sea duro, acepto la situación. Solo puedo controlar lo que puedo controlar. A veces me pongo triste porque me siento en desventaja respeto a mis oponentes en términos de preparación, de entrenamientos y, a veces, de competición. Necesito ser positivo y estar agradecido por lo que me ha dado el tenis. Me siento afortunado por todo lo que he hecho en mi vida y en el mundo del tenis".

"Algunos momentos son mejores y otros peores, pero el dolor siempre está ahí. Es algo que me limita a entrenar menos que lo que yo querría y a jugar menos que lo que yo querría. Pero no es el momento para quejarse demasiado. A pesar de todo esto, sigo donde estoy hoy día", dijo sobre sus rodillas, que tantos problemas le han dado a lo largo de su carrera.

Nadal venció en dos sets a Khachanov en cuartos de final. (USA TODAY Sports)
Nadal venció en dos sets a Khachanov en cuartos de final. (USA TODAY Sports)

Problemas en la superficie dura

Tras la victoria ante Khachanov, con la incertidumbre de su presencia en las semifinales por la lesión en la rodilla, Nadal volvió a mostrar su postura contraria al reparto de las superficies en el circuito. El español lleva tiempo señalando que, a su juicio, se juegan demasiados torneos en superficie rápida, y que eso está teniendo consecuencias negativas en la salud de los tenistas.

"Me encanta jugar en superficie dura, pero probablemente a mi cuerpo no le gusta tanto", respondió Nadal a la pregunta de un periodista de 'The New York Times'. El tenista quiso dejar claro que no era una queja por haberse lesionado y que no busca su beneficio personal, sino el de todos los jugadores. "Lo digo sabiendo que no va a afectar a mi carrera. El circuito no cambiará. Pero en mi opinión, estaría mejor si en dos, 15 o 20 años, no importa, encontramos una solución para jugar en superficies más blandas para los cuerpos", explicó.

Es un queja similar a la que expresó tras retirarse en el Open de Australia en 2018. "Si cada vez se juega más rápido, si cada vez se golpea más fuerte y se juega en superficies tan duras, pues hay que plantearse por qué ocurren tantas lesiones, por qué hay tanta gente que sufre de las caderas, que no es mi caso, pero por qué hay tantos problemas en general", dijo el tenista tras no poder terminar su partido contra Marin Cilic en los cuartos de final.

"Siendo honesto, no tengo dudas de que estaré listo para Montecarlo. Pero al mismo tiempo, necesito confirmar con mi equipo cuál es la mejor manera de proceder ahora. Es una situación que no esperábamos en este momento, así que ahora hay que ajustar un poco el resto del calendario", comentó Nadal.

Tenis

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios