Los tenistas ganan y Orantes será el presidente del consenso de la RFET
  1. Deportes
  2. Tenis
batacazo de la candidatura continuista

Los tenistas ganan y Orantes será el presidente del consenso de la RFET

La candidatura que cedió a la petición de los tenistas profesionales gana las elecciones a la candidatura continuista, a la que el apoyo de la federación catalana le salió rana

Foto: Rafa Nadal y Garbiñe Muguruza, durante la última edición del Mutua Madrid Open. (EFE)
Rafa Nadal y Garbiñe Muguruza, durante la última edición del Mutua Madrid Open. (EFE)

Tal y como informamos la semana pasada, los tenistas profesionales españoles, con Rafa Nadal y Garbiñe Muguruza al frente de los 32 que participaron en el reciente Roland Garros, pidieron a los dos candidatos a la presidencia de la Federación Española de Tenis (RFET), a saber, el máximo dirigente de la madrileña, Miguel Díaz, y el de la gallega, José Antonio Pereiro, que el mítico Manuel Orantes encabezara una candidatura de consenso. La propuesta se la hicieron llegar a ambos dirigentes en las reuniones mantenidas durante la disputa del torneo parisino y dada la inquietud de los jugadores por no volver a tener una relación tan distante, cuando no tensa, con la RFET presidida por el inhabilitado José Luis Escañuela. Mientras Miguel Díaz aceptó la petición de los tenistas y se echó a un lado, Pereiro siguió adelante con el apoyo de su homólogo de la catalana, Joan Navarro, convencidos ambos de su victoria.

[Los tenistas quieren al mítico Orantes como presidente de su federación]

Prueba de ello es que en la reunión mantenida en Barcelona el pasado lunes 7 de junio, Pereiro y Navarro no quisieron se negaron a pactar. Hay quien piensa que la razón que les llevó a ello fue que, no sólo que se veían ganadores, sino que incluso interpretaron como un signo de debilidad el hecho de que Miguel Díaz cediera ante la petición de los tenistas profesionales. Pues bien, la candidatura continuista ha perdido a los asambleístas que allí se pretendían pactar. La candidatura del presidente de la madrileña ofreció pactar técnicos y árbitros, en realidad los únicos que figuran en el censo nacional, así como respetar la proporcionalidad del peso de cada territorial. Su objetivo, hacer presidente a Orantes pacíficamente, es decir, por consenso.

Lo curioso es que Joan Navarro estaba en un principio con la candidatura que lideraba el presidente de la madrileña. Al menos lo estuvo hasta el Mutua Madrid Open. Pero de un día para otro cambió de opinión con la excusa de que había que dar más peso al tenis catalán. El tiro le salió literamente por la culata, pues por primera vez en la historia la federación catalana no tiene representación entre los técnicos y los árbitros. Tal y como informamos en El Confidencial, Joan Navarro intentó engañar, o cuanto menos confundir, a los votantes catalanes, con la idea de que él también respaldaba la figura de Orantes, aunque la mayoría se dio cuenta y muchos no acudieron a votar, de ahí que prácticamente las dos candidaturas estuvieran a la par en Cataluña. Normal que Navarro no diera crédito a lo acontecido.

[La federación catalana se apropia de Orantes para confundir a sus votantes]

Pero hay más. Mientras Pereiro viajó a Madrid para ejercer de interventor y de este modo controlar a la federación madrileña, Navarro hizo lo propio en la española, cuya sede está en Barcelona, donde estuvo recontando el voto por correo. Sí, a los presentes les llamó la atención ver a dos presidentes de territoriales tan implicados en estas labores. Claro que para implicados, los tenistas profesionales, pues por motivos obvios muchos tenían que votar por correo y lo hicieron.

Varios clubes catalanes llamaron a Miguel Díaz para darle su apoyo para la candidatura de Orantes, que, con los votos del tenis profesional, tiene la mayoría para lograr su objetivo. Posiblemente, este no sea el 'partido' que más les haya costado ganar a la mayoría de los y las tenistas, aunque sí uno en los que más han tenido que esforzarse para remontarlo.

Orantes, campeón del US Open de 1975 ante Jimmy Connors, nunca ha ocultado su ilusión "por que los jugadores hayan pensado en mí". La condición que puso a la llamada de estos fue que su elección fuera consensuada. "Claro que me gustaría ser presidente, pero siempre que haya un consenso total. Yo no voy a meterme en ninguna batalla", aseguró Manolo al diario Marca. El mítico exjugador deja claro que "lo que quiero es ayudar al tenis español para que salga adelante y mejore en todos los aspectos". El listón lo tiene muy bajo y, con el respaldo de los Nadal, Ferrer, Muguruza, Suárez, López y compañía, lo tendrá mucho más fácil.

Federación Española de Tenis (FET) Real Federación Española de Tenis Manolo Orantes
El redactor recomienda