jugarán ante españa en el metropolitano

Las 24 horas de dos All Blacks en Madrid: del jamón a vender más de 12.000 entradas

España y la selección de los Classic All Blacks (con internacionales de Nueva Zelanda en activo o retirados pero que siguen en forma) jugarán el 29 de mayo en el Wanda Metropolitano

Foto: España y Nueva Zelanda en el Wanda Metropolitano. (@House_Kiwi)
España y Nueva Zelanda en el Wanda Metropolitano. (@House_Kiwi)

Este miércoles, a las ocho de la mañana se abría la puerta 47 del Wanda Metropolitano. Entran aún medio dormidas Lara y Begoña, 18 años trabajando juntas en el mundo de la comunicación: Shakira, fútbol, modelos... Tienen mucha experiencia, pero la última ocurrencia de Leo Guiñazu, CEO de Mousee, ha hecho que se embarquen en una locura de la que hace dos semanas no tenían ni idea: el rugby.

Mirella Ruiz y Paul Nicholson, socios de Kiwi House, aterrizan solos unos minutos después pendientes de que nada falle en la plataforma digital que comenzará a vender las entradas -del España - Classic All Blacks- a partir de las 9 de la mañana. "¿Qué tal los All Blacks?", preguntan desde una esquina de la sala Sur del Wanda. Hace apenas unas horas compartían mesa y mantel con Joe Rokocoko, el cuarto mayor anotador de ensayos de la historia de los All Blacks, y Chris Masoe, que formó una tercería línea legendaria con So'oialo y Collins, quien perdió la vida en un accidente de coche.

Ya saben lo que es la M30 a primera hora

La cena que compartieron con Fernando López, el hincha de River que luce la capitanía de la selección española, dejó claro que Masoe, samoano de origen, además de un apasionado de la tortilla es un tipo muy divertido. "Estamos en la M-30, pero el tráfico es infernal", apunta desde su teléfono Andy Haden (fundador de los Classics) cuando Paul le llama para confirmar que ya están camino del Metropolitano. 40 minutos después ya conocen lo que es uno de esos atascos de los que presumió en su día Isabel Díaz Ayuso, presidenta de la CAM.

Los All Blacks Joe Rokocoko (2i) y Chris Masoe (d), junto a Fernando López y Brad Linklater. (EFE)
Los All Blacks Joe Rokocoko (2i) y Chris Masoe (d), junto a Fernando López y Brad Linklater. (EFE)

Rokocoko y Masoe saludan uno por uno a todo el equipo que trabaja desde las ocho para que la presentación salga rodada. "Rodéate de mujeres y tendrás el éxito asegurado", dice el refrán y Paul lo ha seguido al pie de la letra. Ruth, Lara, Bego, Arantxa, Paula... y Mirella. Masoe mira con curiosidad el trasiego que le rodea mientras degusta el primer café de la mañana antes de arrancar el carrusel de entrevistas que ha planificado Kiwi House para él y para Rokocoko.

A las 10:15 comienza el tour de force con Rugby Challenge, el canal televisivo de rugby que ha echado a andar Aitor Aristegui. Luego llegarán TVE, Vamos, Marca TV, Televisión, EFE, Colpisa... Así hasta 40 periodistas y 20 medios, una cobertura inusual en un evento de rugby. En el box contiguo al de los All Blacks Classic, Fer, como se conoce amistosamente a Fernando López, capitán de los Leones, departe amigablemente con su compañero Brad Linklater, un neozelandés que vino a España para divertirse y ha terminado echando raíces. Entran y salen periodistas mientras comienzan a llegar las autoridades. Sofía Miranda, concejala de deportes del Ayuntamiento de Madrid, presidirá la presentación junto a Alfonso Feijoo, que llega acompañado de sus hombres de confianza en la Federación.

A las 12:30 Masoe, Rokocoko, López y Linklater pisan el césped del Wanda bajo una fina lluvia en esta desapacible mañana de diciembre. Diego Zarzosa, ex internacional española y jugador de los Barbarians, saluda a Jaime Nava, ex capitán de los Leones sobre el césped. Ángela del Pan, María Losada y Marta Lliteras completan el panel de internacionales presentes en el evento.

"Es un templo del fútbol y será un honor"

Después de los protocolarios saludos maoríes y de la foto de familia, los medios abandonan el césped para hacer los clásicos 'canutazos' en la grada al resguardo del frío. Masoe y Rokocoko lo agradecen. Cuando las cámaras se apagan se echan encima una chaqueta porque el termómetro ha bajado. Los dos miran impresionados el escenario, algo que no esconden en sus declaraciones. "Esto es un templo del fútbol y será un honor tomarlo prestado para mostrar nuestro deporte", afirma Masoe.

La acción regresa a la sala vip dispuesta como centro de operaciones en el Wanda, donde ya se aglomeran los invitados al evento VIP posterior. Patrocinadores, colaboradores, empresarios, federativos... Mientras van tomando asiento, a unos metros de allí Paula, una joven abogada que se ha embarcado en este proyecto porque el destino la llevará más temprano que tarde a Nueva Zelanda, atiende pacientemente los centenares de emails de clubes que solicitan entradas para el partido. A las ocho de la tarde, cuando Mirella recibe el penúltimo reporte del día, ya se han vendido más de 7.000 entradas y hay 5.000 bloqueadas por los clubes, quienes tienen una ligera rebaja en el precio final, a la espera de validar la petición.

"El jamón está totalmente rico"

Los nervios y el estréss se convierten en sonrisas y suspiros de alivio a medida que la tarde avanza. Finalizado el acto con los patrocinadores, y después de comer, "el jamón está realmente rico", apunta Maose, toca la sesión de shooting con Pablo que dirige Arancha, la jefa de producción. "De 0 a 10 le pongo un 30 a la producción. No solo no teníamos que decirles nada, es que han hecho cosas que han provocado que el resultado final sea alucinante", apunta la productora exultante.

Rokocoko, que este jueves ha emprendido camino para el norte acompañado de Fernando López, se sacude el frío del cuerpo antes de cambiarse y vestirse de calle. La jornada ha terminado para los All Blacks cuando el reloj marca las 18:00 horas. Como estaba prometido. Rokocoko, que es la segunda vez que pisa Madrid, pregunta por Andalucía, "un lugar que me gustaría visitar". Mientras, Masoe provoca las carcajadas del equipo de Telemadrid, al que le ha liado una tremenda en el reportaje que le estaban haciendo.

Se acaba la tarde cuando alguien le pregunta a Joe por el equipo que vendrá a medirse a España. "No puedo asegurar nombres, pero estoy seguro que estaremos a la altura de las circunstancias. Y ojo que nos vamos a medir a la selección número 16 del mundo. Habrá que tirar de la gente de Francia y Japón", apunta el ala de origen fiyiano. Cuando habla de Japón se refiere a dos estrellas como Kieran Read, capitán de los All Blacks en el reciente Mundial de Japón, y Dan Carter, estrella kiwi y campeón del mundo. "He llamado a Dan, pero comunica", apunta divertido Masoe.

Carter y Read estaban descartados si el partido se hubiese jugado en noviembre, como se planteó en un principio. Pero al cambiar la fecha a mayo, los dos entran en la lista de posibles convocados por los que serán seleccionadores de los All Blacks Classic, Joe Schmidt (ex seleccionador irlandés) y Vern Cotter (ex seleccionador escocés). La jornada acaba con una cena distendida en un céntrico pub madrileño, previo paso por una radio. Unos cálidos abrazos protagonizan la despedida. "Lo hemos pasado genial. Gracias por todo y nos vemos en mayo. Vended todas las entradas, por favor", ordena un bromista Rokocoko que ya ha roto el hielo. Así han sido las 24 horas de estos All Blacks en España. El primer plato de un evento que debe significar un punto de inflexión para el rugby español.

Rugby

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios