SURGE UN 'club' PARA POTENCIAR EL RUGBY

"Prohibido jugar al rugby en el patio del colegio por ser un deporte violento"

El rugby está en auge en España pero su crecimiento se encuentra trabas desde los más pequeños hasta el nivel profesional. Un lobby intentará allanar el camino para hacer este deporte más popular

Foto: El All Black Liam Messam rodeado de niños del Alcobendas Rugby.
El All Black Liam Messam rodeado de niños del Alcobendas Rugby.

“Juan jugaba muy bien al fútbol, lo hacía en el Rayo Vallecano, pero no era feliz del todo porque el ambiente que respiraba en cada partido de fútbol -en formas y palabras- era violento. Juan estaba incómodo. Somos de Valladolid y hemos mamado mucho rugby, así que decidimos que probara con el oval y nos fuimos al Alcobendas Rugby. Empezó hace tres años y ahora se ha proclamado campeón de España sub 10. Hace poco comenzó a llevarse el balón de rugby al colegio para jugar en los recreos y, como es consciente de que en cemento no se pueden hacer placajes, enseñó a sus compañeros el juego del tocata (plantar las dos manos en el contrario significa placado) pero un día escuchó: “Juan, no vuelvas a traer el balón de rugby porque es un deporte muy violento””.

Óscar, el padre de Juan, cuenta a El Confidencial una de las diferentes barreras que el rugby debe superar en España para introducirse en la sociedad, como desde hace más de un siglo lo hizo en los países británicos, Irlanda o en otros como Francia, Australia, Sudáfrica o Nueva Zelanda. Este es uno de tantos retos que se ha propuesto en un 'think tank' celebrado este martes en la sede madrileña de la consultora Kreab, en el que estaban representados diferentes sectores -desde el empresarial al deportivo, pasando por el institucional- con el fin de atraer hacia el balón del melón no sólo a niños y padres, también a compañías que apuesten por una disciplina que este año aumentará casi un 15% el número de fichas en nuestro país (más de 27.000).

La melé se perdió con la AMPA

Retomando la historia de Juan, el progenitor trató de explicar al colegio que el rugby no se trataba de un deporte violento y se ofreció a dar charlas sobre las bondades y valores que desprende este deporte, “quería ‘evangelizar’, pero en el colegio me dijeron que se había quejado la AMPA y que no había nada que hacer”. Al menos, Juan consiguió que a algún compañero suyo le picara el gusanillo para probar. El pequeño, que ahora tiene 10 años, ya sabe lo que es quedar subcampeón en un torneo celebrado en Francia, otro en Alemania –perdieron la final ante la cantera del poderoso Racing Metro de París- o ganar un amistoso en Gales… “aunque lo mejor de este partido fue que después fuimos al Millenium Stadium para presenciar un Sudáfrica – Nueva Zelanda y cuando terminó varios All Blacks se quedaron haciéndose fotos con los chavales y hasta les regalaron sus botas, que en el caso de Juan todavía está expuesta en casa, con barro incluido. Eso es el rugby”.

Hace unas semanas, el director del CRC Pozuelo, Carlos Vázquez, aseguró a este medio que España tiene una cantera capaz de “competir con Francia o Inglaterra” y Óscar ratifica tal comentario admitiendo que cuando viaja con el Alcobendas Rugby, los equipos de países punteros “se sorprenden mucho del nivel de los nuestros”. Y es que sin ninguna referencia de talla mundial –ya sea jugador o equipo- sorprendentemente los más jóvenes se están comenzando a aficionar al rugby, algo en lo que desde el lobby reunido este martes se han comprometido a proteger. El problema es qué hacer para seguir puliendo ese talento a partir de los 17 años, cuando el rugbier da un salto hacia el profesionalismo y se necesita una infraestructura mayor de la que actualmente posee España (y la cual es responsable de que las potencias del rugby se diferencien tanto de los Leones). Se habló de la creación de una academia.

El entrenador de Juan se llama Eugenio (Martínez Bravo) y, además de ser el Managing Partner de Kreab Iberia, presidía esta mesa redonda donde las ideas se disparaban desde diferentes frentes pensando en cómo “encender la chispa” que haga arder al rugby en España, y con ello la atracción de apoyo financiero, “porque potencial para ello hay”, aseveró Martínez Bravo.

Además de apuntalar la cantera, llamar a la puerta de las empresas y tratar de empujar al mejor 'club' que tiene España, su Selección, también se mencionó la creación de la marca 'rugby' y hasta de llevar a la prensa al barro... El día que cualquier otro Juan de 10 años no se considere un niño raro por llevar un balón de rugby al patio de su colegio, quizás no haga falta realizar reuniones como la de este martes. Mientras tanto las habrá, y la próxima será en febrero.

Rugby

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
12 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios