Es noticia
Menú
Belasteguín y Lima, construyendo la mejor pareja de pádel del mundo
  1. Deportes
  2. Pádel
tras años de enfrentamientos, jugarán juntos esta temporada

Belasteguín y Lima, construyendo la mejor pareja de pádel del mundo

Si ya es difícil cambiar la pareja con la que llevas mucho tiempo jugando, imaginen hacerlo tras dominar tu deporte durante más de una década. ¿Y si para sustituirlo eliges a uno de tus mayores rivales?

Foto: Pablo Lima (izquierda) y Fernando Belasteguín (derecha) (Foto: ASICS)
Pablo Lima (izquierda) y Fernando Belasteguín (derecha) (Foto: ASICS)

Pocos dominios ha conocido el deporte, no solo el pádel, como el de Fernando Belasteguín y Juan Martín Díaz en lo que llevamos de siglo. Desde su unión en 2001 no dejaron de mirar a sus rivales desde arriba. Año tras año lo ganaban casi todo (170títulos en 191finales); no había torneo del circuito que resistiera su tiranía ni pareja que pudiera hacerles sombra durante una temporada completa. Pero el verano pasado, Bela y Juan, los reyes del pádel, decidieron separarse. Tocaba entonces encontrar nuevas parejas, y los dos tomaron la misma decisión: eligieron a un príncipe.

Los príncipes eranPablo Lima y Juani Mieres, la segunda mejor pareja del mundo durante cinco temporada seguidas y con la que habían llegado casi a las manos en una ocasión en una final con muchísima tensión. Belasteguín llamó a Lima ("era la primera opción desde el minuto uno")y Juan eligió a Juani. Ahora, a poco más de tres semanas del primer torneo en Barcelona, ambosintentan construircon sus nuevas parejas una relación parecida a la que les llevó a dominar el pádel durante más de una década.

"Esto es un deporte de pareja, nos tenemos que ir conociendo:lo que nos gusta, lo que no nos gusta, si te hace un gesto, si le gusta comer una cosa, si le gusta estar en la habitación escuchando música o leyendo un libro. Es como ir conociendo a una nueva novia", explicaBela, de 35 años y afincado en Barcelona. Hasta la capital catalana se ha mudado Lima (28), que es más gráfico definiendo la relación en la pareja: "Es como un matrimonio, pero sin acostarnos juntos. A veces es difícilcambiar el chip de saber que estás con otra persona, porque con mi compañero anterior yo ya sabía cuándo estaba enfadado, cómo le gustaba entrenar... Ya él todavía lo estoy conociendo".

Antes que conseguir ser la mejor pareja del mundo, meta para la que se dan dos años de margen pero que, aunque no lo digan, quieren alcanzar ya esta temporada, el objetivo es llegar a un nivel de complicidad que les permitacomunicarse con solo una mirada, pero ambos son conscientes de que "hay que tener paciencia y esperar". "Hay mucha gente que viene con nosotros y a veces hace comentarios fuera de sitio, y espero que ya en poco tiempo, sólo con nuestra mirada,nos demos cuenta de cuándo alguien se ha desubicado o no", cuenta Bela.

A pesar de pasar treceaños con su anterior pareja, en los últimos siete se entrenaron por separado, por lo que para Bela el reto con Lima es doble: adaptarse a una nueva persona a la vez que cambia la rutina de entrenamiento. Más cambios ha vivido Lima: no sólo la mudanza, sino su fichaje por Asics, la marca que vestía a Bela, y también aprender a controlar la presión de jugar junto al mejor. "No lo veo presionado. Eso me genera tranquilidad. Ya salgan las cosas bien o mal, los dos vamos a tirar para adelante", dice el brasileño.

Las palabras de Bela lo confirman: "¿Qué presión puedes tener? Pierdes un fin de semana y a los quince días vuelves a competir. Yo soy padre de tres hijos. Presión tiene el padre que tiene que trabajar todos los días para darle de comer a sus hijos. Ese sí que tiene presión, cuando le llegan los recibos y no los puede pagar. Ese sí puede quizá darnos un curso de presión".

placeholder Belasteguín y Lima se conocen como rivales; ahora tendrán que conocerse como compañeros (EFE)
Belasteguín y Lima se conocen como rivales; ahora tendrán que conocerse como compañeros (EFE)

"Una delas temporadas más interesantes"

Igual que la anterior situación de reyes y príncipes, el cambio de statu quo puede servir como un nuevo empujón al pádel profesional –"el amateur está súperinstalado", afirma Bela–. "Antes, la gente tenía la intuición de que iban a ganar ellos (Bela y Juan), y era un poco aburrido, pero ahora la gente no sabe quién va a ganar. El cambio en las parejas crea una emoción y expectativas en el aficionado como creo que hacía tiempo que no había. Es una de las temporadas más interesantes de los últimos años", explica Lima. "Si el World Padel Tourlo hace bien, puede sacar un provecho grande de estos cambios. No solo hemos hecho cambios en la pareja unoy dos, sino también en la cuatro, la cinco y la seis", añade su compañero.

Bela y Lima se mueven en el circuito profesional, pero el gran crecimiento del pádel ha sido nivel amateur.Aunque no muy conocidos, ambos son dos de los mejores jugadores de un deporte que ha crecido sin parar en la última década hasta rondar las 50.000 licencias, más de la mitad que las del tenis. Pero el número, muy significativo, no refleja la expansión de este deporte cada vez más popular. Las razones,indica Lima,son que "esmuy familiar, muy fácil de aprender y nosale caro".

Su compañero va un poco más allá y apunta a la burbuja inmobiliaria como clave del actual momento: "Ayudó muchísimo. Antes te hacían una pista de tenis, y en una pista de tenis te entran tres de pádel. Por el aprovechamiento del espacio y la rentabilidad del que hacía las casas, te metieron un pista de pádel. Y el deporte pijo ahora ya lo tienes en la puerta del piso que te habías comprado".

Pocos dominios ha conocido el deporte, no solo el pádel, como el de Fernando Belasteguín y Juan Martín Díaz en lo que llevamos de siglo. Desde su unión en 2001 no dejaron de mirar a sus rivales desde arriba. Año tras año lo ganaban casi todo (170títulos en 191finales); no había torneo del circuito que resistiera su tiranía ni pareja que pudiera hacerles sombra durante una temporada completa. Pero el verano pasado, Bela y Juan, los reyes del pádel, decidieron separarse. Tocaba entonces encontrar nuevas parejas, y los dos tomaron la misma decisión: eligieron a un príncipe.

El redactor recomienda