Es noticia
Menú
Ekstrom gana la octava etapa del Dakar pero Sebastian Loeb frustra el triplete de Audi
  1. Deportes
  2. Otros deportes
SAINZ ACABÓ CUARTO

Ekstrom gana la octava etapa del Dakar pero Sebastian Loeb frustra el triplete de Audi

Una jornada en la que Peterhansel y Loeb parecían luchar por la victoria hasta que apareció Ekstrom a última hora, pero a Loeb le condicionó el quedarse sin rueda de repuesto

Foto: Mattias Ekstrom, en la octava etapa. (EFE/EPA/Yoan Valat)
Mattias Ekstrom, en la octava etapa. (EFE/EPA/Yoan Valat)

El sueco Mattias Ekstrom (Audi) se impuso en coches en la octava etapa del Dakar, disputada entre Al Dawadimi y Wadi Ad Dawasair, sorprendiendo con un gran ritmo en los últimos 100 kilómetros de tramo cronometrado y aventajando en 49 segundos a su compañero de equipo, el francés Stéphane Peterhansel. Por poco el equipo alemán copó las tres primeras posiciones, ya que Carlos Sainz llegó a escasos segundos de Sebastian Loeb. Sin embargo, en el aire pende una sanción de cinco minutos sobre el francés al perder la rueda de repuesto tras sufrir un primer pinchazo y romperse la fijación que soportaba la otra, con lo que corrió con la espada de damocles de otro posible pinchazo y el riesgo de sanción.

Sebastien Loeb (Bahrain Raid Xtreme) finalizó tercero, y recortó siete minutos Nasser-Al Attiyah (Toyota) quien se mostró tremendamente aliviado tras sufrir la primera gran avería del Dakar que pudo dar al traste con su ventaja. El catarí se quedó solo con la transmisión en uno de los ejes, pero pudo amortiguar el golpe y mantiene todavía una amplia ventaja en la general.

Foto: Las lágrimas de Jesús Calleja, en 'Planeta Calleja'. (Cuatro) (Cuatro)

Sainz, pinchazos, pero contento

“Hemos hecho un buen inicio de especial y después nos hemos andado con mucho cuidado en las dunas, donde no he sido capaz de imprimir un buen ritmo", explicaba Ekstrom, que lograba su primer triunfo en el Dakar, el segundo para Audi. "Tras el primer enlace, he cogido más confianza y he conseguido alcanzar a Yazeed (Al Rhaji). Después, me ha dejado que le adelantara y es entonces cuando he rodado a muy buen ritmo y lo he disfrutado como nunca. Emil ha hecho una navegación soberbia, sin cometer el más mínimo error. Para mí, ha sido un día muy bueno. Ganar está muy bien pero yo estoy aprendiendo a diario, aún soy un rookie y por eso tomo precauciones. Empezamos a saber dónde nos movemos y a dar con los reglajes más adecuados, pero tenemos que seguir desarrollando el coche porque aún es muy joven”.

Sainz se mostró satisfecho con la etapa, pero dos pinchazos lentos le impidieron luchar por el triunfo. Mientras tanto, el piloto más contento de la jornada fue Al Attiyah. "Durante 350 kilómetros hemos estado solo con tracción a dos ruedas, en la parte delantera, y la verdad que he pasado mucho miedo. He intentado atacar durante los últimos 50 kilómetros cuando ya no había dunas, y me ha tranquilizado mucho saber que solo hemos perdido siete minutos. Me siento feliz por haber terminado la etapa. Pero ojo, el Dakar aún no ha acabado, no hay que perderle el respeto". El catarí cuenta con csi 38 minutos de ventaja a falta de cinco etapas.

El drama de este lunes llegó para el argentino Lucio Álvarez y su copiloto, el español Armand Monleon. Tras siete etapas sorprendiendo a los mandos de su Overdrive Toyota y ocupando la cuarta plaza de la general, perdieron tres horas tras detenerse a los 40 kilómetros del inicio de la especial. Nani Roma (perdió otra hora por otra avería mecánica a poco de comenzar la etapa.

Barreda, como un jabato

En motos, Barreda ofreció otra muestra de coraje al seguir enganchado al grupo de cabeza a pesar de su fractura de clavícula y sufrir otra caída que empeoró su lesión. "Ha sido una jornada difícil para mí, especialmente al principio de la especial porque llevo las suspensiones más suaves desde la lesión. Me he caído y ha sido complicado seguir a buen ritmo", explicaba al terminar la etapa. "Con todo ha sido un buen día, aunque haya cometido un error de navegación 50 km antes de la meta que me habrá costado 10 o 12 minutos. Estoy contento aunque podría haber sido mejor. Mañana será otro día e intentaré hacerlo mejor. La carrera está muy reñida delante, pero lo importante es mantener el ritmo y seguir concentrado y fuerte. Físicamente, me he sentido mejor hoy pero me he caído en la arena y me ha molestado mucho el hombro durante unos minutos".

La etapa y el liderato fue para el británico Sam Sunderland (Gas Gas), que había perdido casi 25 minutos el día anterior, en una etapa de mucha duna y navegación. El martes le tocará abrir pista y posiblemente vuelva a caer, en el efecto 'yo yo' que tiene abrir pista cada jornada. Quien ha tenido peor suerte ha sido el español Lorenzo Santolino, quien al salir a la ruta entre los primeros perdió casi veinte minutos y ha caído al séptimo puesto, a 21 minutos del líder.

El sueco Mattias Ekstrom (Audi) se impuso en coches en la octava etapa del Dakar, disputada entre Al Dawadimi y Wadi Ad Dawasair, sorprendiendo con un gran ritmo en los últimos 100 kilómetros de tramo cronometrado y aventajando en 49 segundos a su compañero de equipo, el francés Stéphane Peterhansel. Por poco el equipo alemán copó las tres primeras posiciones, ya que Carlos Sainz llegó a escasos segundos de Sebastian Loeb. Sin embargo, en el aire pende una sanción de cinco minutos sobre el francés al perder la rueda de repuesto tras sufrir un primer pinchazo y romperse la fijación que soportaba la otra, con lo que corrió con la espada de damocles de otro posible pinchazo y el riesgo de sanción.

Rally Dakar
El redactor recomienda