UNA HISTORIA DE CASUALIDADES ESPECIALES

El surfista Kepa Acero vuelve a nacer: "Me salvé de milagro de estar parapléjico"

Apreciaba y quería su vida. Ahora todavía más. El surfista vasco Kepa Acero, de 36 años, volvió a nacer el 2 de enero cuando sufrió un accidente en su casa, la playa de Mundaka

Foto: Kepa Acero, próximamente en el agua (Quemalavida.com)
Kepa Acero, próximamente en el agua (Quemalavida.com)

“Me hizo unas preguntas para saber si estaba bien. Me miró y me dijo que había que operarme en una intervención que no era complicada. Después me pasó la mano por la frente y me dijo que milagrosamente me había salvado de haber quedado parapléjico. Le miré y se me saltaron las lágrimas. Hay veces que la gente me idolatra por ir con mi tabla a lugares remotos del mundo a hacer surf, pero es esta gente que salva vidas los que son héroes”. El surfista Kepa Acero (Algorta, Vizcaya, 1980) volvió a nacer el pasado 2 de enero cuando se cayó en la playa de Mundaka, su casa, y este miércoles pasará por quirófano para que le coloquen dos placas de titanio en el cuello “y poner esto como un roble”, explica a El Confidencial. “Me enseñaron la radiografía y cuando me iban a explicar la operación exclamé, “¡joder! Mejor no me enseñes nada, si me va a quedar bien...”. Aquello estaba hecho un Cristo”.

[Kepa Acero y una vuelta al mundo con una tabla de surf y un drono como compañero]

“El día 2 de enero al mediodía tuve una caída fatal en Mundaka. Caí de cabeza contra el fondo y perdí el conocimiento. El único instante que puedo recordar fue bajo el agua, queriendo llegar a la superficie, pero mis manos y mis piernas no atendían a órdenes. Entonces, pensé que nunca saldría. No recuerdo nada más. Luego he sabido que Lander e Iñigo me subieron a la tabla y me sacaron de la zona de impacto. Perdí hasta la vista. Mis amigos @natxogonzalez1, @nando_arostegi, @eukenimasa y @aletxugironi me sacaron del agua y tras horas de agonía llegué al hospital de Cruces (Barakaldo). Me dijeron que me había partido el cuello, con una cervical rota-desplazada y dorsal rota. Milagrosamente la médula espinal no fue dañada, así que puedo dar gracias por poder sentir y mover mi cuerpo, piernas y brazos. Tengo la sensación de haber vuelto a nacer dos veces en un mismo día”, escribió en su muro de Facebook este fin de semana Kepa, desde su habitación del hospital.

La operación, frente a un cuadro de Mundaka

Kepa, quien fuera campeón de Europa junior de surf, hace más de un lustro emprendió un viaje solitario con su tabla para hacer un camino como en los 70 hacían surferos de California, que recorrían el mundo en busca de olas inexploradas. Apoyado por sus patrocinadores -quienes luego aparecen en cada vídeo o foto que realiza Kepa en quién sabe dónde- Kepa se gana la vida de esta forma tan enriquecedora. Qué casualidad que, surfeando normalmente solo, el peor accidente de su vida lo haya sufrido acompañado. “Casualidades… si no, ahora tú y yo no estaríamos hablando por teléfono. ¿Sabes? No soy supersticioso, pero al poco tiempo de llegar al hospital me enseñaron el quirófano donde me van a operar y justo enfrente de la puerta hay una foto enorme de la playa de Mundaka. Ahora me paso el día sentado frente a esa foto. Hay una relación especial… Casualidades”.

Después de un cabezazo así, ¿qué dicta tu mente? ¿Volverás? “Tengo la sensación de que voy para el agua otra vez. Sueño con surfear en Mundaka. No sé, estos días están siendo muy emotivos, parece que llevo ocho días de fiesta porque estoy rodeado de mis amigos, familia, no paro de recibir visitas incluso de gente que no conozco…”, relata con voz calmada y entusiasmada, mientras da argumentos para explicar el porqué de esa sensación tan altiva pese al gran susto de su vida: “Ahora mismo no me duele nada, es como si no hubiera pasado; estoy andando con un café en una mano y en la otra el teléfono”.

“Ha sido dura, pero seguiré haciendo lo mismo”

Físicamente no aprecia ninguna dolencia y en la moral la vida le ha puesto otro motivo para seguir saboreando su camino con más intensidad si cabe, “la verdad es que esta ha sido dura, pero voy a seguir haciendo lo mismo. La verdad es que tengo mucho apoyo y estoy tremendamente agradecido a Quicksilver, Pukas, Nixon, Reef, Stance y Arnette, pero si no los tuviera me veo reinventándome y no me asusta. Hasta que vuelva a poder subirme a una tabla, en estos próximos meses tengo muchas cosas en mi cabeza como ser patrón de barco y saber manejar bien a vela. Y, después, seguir haciendo lo mismo”, insiste.

El surfista Kepa Acero vuelve a nacer: "Me salvé de milagro de estar parapléjico"

Con una vida interior rica y particular, regresará a Mundaka cuando no esté cazando olas, experiencias, instantes y conversaciones, “no viajo solo para estar sólo. Tengo la necesidad física de estar con la gente y en mis viajes te ves hablando con la gente de cualquier manera”, como en un viaje a Alaska, cuando llamaba a los timbres de las casas que veía para preguntar por el pueblo más cercano... aun sabiendo dónde estaba. Viaja solo, pero siempre es la gente la que ha rescatado a Kepa, ya sea con unas palabras, unos brazos para sacarle del agua o unas manos en una operación.

[Lea más noticias de surf]

“El día 11 debía viajar a California para un brainstorming sobre 2017 con mi principal patrocinador, Quicksilver, pero no puede ser. Aún así estoy muy feliz”, comenta un Kepa que durante la conversación telefónica ha debido cortar en un par de ocasiones para espetar algún “eskerrik asko” ante los ánimos de la gente que se cruza con él por el hospital. “Mira, ahora estoy viendo a lo lejos que vienen mis amigos”. ¿Los que te sacaron del agua? “No, con esos solo he hablado por teléfono y les he dicho que estaré eternamente agradecido, pero no les pongo ahora mismo ni cara. Mis amigos estaban en la orilla y me sacaron de la playa... pero del agua fue alguien que no conozco”. Otro encuentro más, que desembocará en más conversaciones antes y después de cada aventura que realice en busca de rincones con olas y personas desconocidas.

PD: El único cambio que Kepa Acero hará en su vida tras su golpe será no volver a subirse a esa tabla de surf, la cual ya tiene un nuevo dueño muy especial.

Otros deportes

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios