de los éxitos de carolina a los conflictos de la fesba

El bádminton español sigue entre las luces de Carolina y la sombra de Cabello

El presidente de la FESBA, David Cabello, será reelegido este lunes tras un proceso electoral que lleva camino de acabar en la justicia ordinaria, donde él está siendo juzgado por plagio

Foto: Carolina Marín llora de emoción en lo más alto del podio de Río. (EFE)
Carolina Marín llora de emoción en lo más alto del podio de Río. (EFE)

"Un presidente de federación no es un cargo público, pero tenemos antecedentes de presidentes de federaciones autonómicas que fueron inhabilitados, no para cargo público, que, insisto, no lo es, pero sí para representación de instituciones que puedan manejar fondos públicos". Quien así de claro se expresa es José Ramón Lete. El asunto, planteado al nuevo presidente del Consejo Superior de Deportes (CSD) durante su reciente visita a la redacción de El Confidencial, viene a propósito de la posible inhabilitación de David Cabello, presidente de la Federación Española de Fútbol (FESBA), quien está siendo juzgado por un delito de plagio y, después de un verano plagado de denuncias por presuntas irregularidades en el proceso electoral, este lunes será reelegido presidente de la FESBA al tener la Asamblea controlada y ser el único candidato.

Tal y como informamos en este diario, hasta ocho presidentes de territoriales, a saber los de Galicia, Baleares, Cantabria, Castilla La Mancha, Castilla y León, País Vasco, Madrid y Comunidad Valenciana, denunciaron irregularidades de la FESBA, primero a título informativo al CSD y luego al Tribunal Administrativo del Deporte (TAD), pero en vista de que no fructificaron y siguen pensando que las elecciones han sido un pucherazo, estudian acudir a la justicia ordinaria, algo que el nuevo Secretario de Estado de Deportes ve con buenos ojos que se haga y donde los denunciantes -con una representación mínima en la Asamblea- están convencidos de que les darán la razón dada la gravedad de los hechos.

Y es ahí, en los juzgados, donde precisamente se encuentra actualmente David Cabello, junto a su mujer, Esther Puga, y Andreu Camps, miembro del TAD, denunciados por plagiar un proyecto que lleva por título 'Análisis y estudio comparado del modelo de financiación y evaluación de la excelencia del deporte federado español en el entorno de la UE: propuesta de mejora e incentivos fiscales para el alto rendimiento'. Un proyecto que fue auspiciado, que finalmente no financiado, por el CSD, lo cual le añade aún más gravedad al asunto. Una de sus autoras es, además, una de las dos querellantes.

Tal y como indica el auto con fecha 19 de noviembre de 2015 y firmado por Fernando Víctor Ramos Gil, magistrado-juez del juzgado de instrucción número 8 de Granada, "en el presente Procedimiento Abreviado por el Ministerio Fiscal y la acusación particular, evacuado el trámite establecido en el art.780-1º de la L.E. Crim., se ha presentado escrito de acusación contra DAVID CABELLO MANRIQUE, ESTHER PUGA GONZALEZ y ANDREU CAMPS I POVILS por un delito de CONTRA LA PROPIEDAD INTELECTUAL". En la parte dispositiva se acuerda "la apertura de juicio oral" y se recuerda que "SE MANTIENE LA LIBERTAD PROVISIONAL" de los tres implicados. De hecho, no sólo la acusación particular, sino el propio Ministerio Fiscal acusa a David Cabello, su mujer y el citado miembro del TAD, Andreu Camps, de un delito que conlleva pena de prisión.

David Cabello, presidente de la FESBA
David Cabello, presidente de la FESBA

Cabello... y un miembro del TAD

Hace justo una semana se iba a celebrar en Granada la tercera y última sesión de este juicio, después de las dos celebradas el pasado mes de noviembre, pero unos problemas personales de la parte demandante han tenido que retrasarlo hasta el año que viene, de ahí que David Cabello será reelegido presidente de la FESBA literalmente estando en libertad condicional y a la espera de conocer una sentencia que podría obligarle a dejar el cargo. Cabe destacar que además de la acusación particular, es el propio Ministerio Fiscal el que pide la condena de Cabello, además de su mujer y el mencionado Andreu Camps, miembro casualmente del tribunal que rechazó las irregularidades presentadas por siete presidentes de territoriales.

"Habrá que esperar a esa sentencia y en qué términos se produce para ver hasta dónde marca la inhabilitación", comenta Lete. "Insisto en que hay antecedentes teniendo en cuenta que en principio no son cargos públicos. Esto ya está resuelto en otras vías y hay presidentes incluso que fueron inhabilitados por gestión en empresas privadas", añade el nuevo presidente del CSD, quien, a diferencia de su antecesor, Miguel Cardenal, no parece estar por la labor de mirar para otro lado en los escabrosos asuntos que enturbian a una federación en la que Carolina Marín, junto a su inseparable entrenador, Fernando Rivas, ha logrado los mayores éxitos y es la primera que ha pedido públicamente la marcha de David Cabello.

Carolina Marín, en la final de los Juegos ante la india Sindhu Pusarla. (EFE)
Carolina Marín, en la final de los Juegos ante la india Sindhu Pusarla. (EFE)

Carolina, patrimonio del deporte español

Lleva poco tiempo en el cargo, pero el nuevo Secretario de Estado de Deportes ya ha tomado nota de lo que sucede en el bádminton español y concretamente en la federación de Cabello, quien no ha sabido gestionar los éxitos logrados por Carolina Marín y en lugar de ayudarle, le ha hecho sufrir. "Carolina es patrimonio del deporte español, y eso es lo que quiero hacer valer", comenta Lete. "Yo pretendo ser el Secretario de Estado de los deportistas, esa debe ser la prioridad, y habrá buscar dónde hay problemas para solucionarlos. En su día se lo dije también a Pedro Muñoz, expresidente de la Federación Española de Tenis (RFET), que su equivocación fue enfrentarse al número 1. Esa lo fue, no sé si tuvo otras. No parece muy razonable", añade.

"Por el CSD no va a ser. Carolina debe estar tranquila e intentaremos resolver todo lo que sea necesario", incide José Ramón Lete al comprobar que en el bádminton español no es oro todo lo que reluce. "Y, en cualquier caso, Carolina Marín no es un patrimonio de su federación, sino de todo el deporte español y por eso la vamos a colocar donde se merece e intentaremos resolver los problemas que hubiera", sentencia en presidente del CSD, quien también deberá esatr pendiente de que la estructura técnica de la FESBA no se venga abajo, pues de ella depende el futuro del bádminton español.

Otros deportes

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios