El último deseo de la 'guerrera' Begoña: marcharse "con España en el podio"
  1. Deportes
  2. Otros deportes
LA CAPITANA DIRÁ ADIÓS A LA ROJA TRAS EL MUNDIAL

El último deseo de la 'guerrera' Begoña: marcharse "con España en el podio"

Begoña Fernández está viviendo sus últimos instantes con la selección española de balonmano: el Mundial de Serbia. A sus 33 años dirá adiós a la roja

placeholder Foto: Begoña Fernández, en el partido ante Polonia (Efe).
Begoña Fernández, en el partido ante Polonia (Efe).

Begoña Fernández (Vigo, 1980) está viviendo sus últimos instantes con la selección española de balonmano: el Mundial de Serbia. A sus 33 años ha decidido poner punto y final a su relación con este grupo de chicas con las que ha hecho historia logrando una medalla de plata en el europeo de 2008, y dos de bronce, una en el Mundial de Brasil 2011 y otra en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Se marcha como capitana, como una de las más veteranas, pero quiere hacerlo por la puerta grande: “No quiero darle mucha importancia a mi retirada, quiero despedirme haciendo buen balonmano”. Hasta el momento, ya ha marcado quince goles en los trespartidos que ha disputado la selección ante Noruega,Polonia y Argentina, y, aunque todavía queda mucho camino por delante, Begoña se muestra optimista: “Quiero ver a esta selección en el podio”.

“Estoy muy feliz, contenta e ilusionada disfrutando de las guerreras”, así se siente Begoña Fernández en este campeonato del mundo. Las citas con la selección sirven a la capitana para apartar un poco la actividad con su club, el WHC Vardar de Macedonia. La viguesa explica cómo fue su llegada a este equipo después de abandonar el RK Zajecar serbio, el cualatravesaba problemas económicos: “Al principio, cuando recibí la oferta me tiró un poco para atrás, pero ahora estoy bien. Vivo en la capital Skopiey la ciudad está genial, tengo mi cuadrilla de amigos españoles y con las chicas del equipo estoy muy a gusto también. La verdad que está siendo una experiencia muy positiva”.

placeholder Begoña Fernández, en el partido ante Montenegro de los Juegos Olímpicos (Reuters).

Como capitana es la encargada de liderar al grupo, por eso trata de relativizar lo máximo posible la presión con la han llegado a esta cita después de los éxitos logrados con anterioridad en el Mundial de Brasil 2011 y en los Juegos Olímpicos: “Llevo bien la presión porque es normal que la gente espere eso pero es cierto que nuestra obligación como deportista es transmitir a la gente y los medios que no es una tarea fácil. Si de repente pierdes el partido que no tienes que perder te vas para casa… ahí ya cambia todo. De momento, estamos contentas a intentaremos seguir haciéndolo lo mejor posible”, asegura.

Seguir a Begoña y a sus compañeras en este Mundiales fácil, todos los partidos los está ofreciendo Teledeporte. Además, las jugadoras de balonmano han adoptado un nuevo hashtag en la red social Twitter: #guerreras. Este grupo de chicas ha levantado verdadera expectación: “Estoy agradecida porque cuando yo llegué a la selección el apoyo era mínimo. Somos conscientes de que tenemos el apoyo porque han llegado resultados. En el momento que fallemos, por lo que sea, ese respaldo puede esfumarse. Hayque ser responsables del papel que tenemos de cara a defender el balonmano femenino”, reconoce.

placeholder

Con esa idea Begoña ha afrontado los tres partidos que ya ha disputado la selección, en la derrota ante Noruega y en las victoria ante Polonia y Argentina. Todavía quedan dos partidos de la primera fase y si España consigue el pase pueden quedar hasta cuatro más (octavos, cuartos, semifinales y final). La capitana reconoce que siente tristeza por dejar la selección: “Me da pena la retirada, disfruto mucho con las chicas, con la selección y defendiendo la roja pero creo que forma parte del ciclo, unas tienen que salir y otras que entrar y es hora de dar paso a las nuevas generaciones que, por cierto, llegan pisando fuerte en este equipo”.

Aunque Begoña tiene asumida la retirada y el cambio de ciclo, le cuesta un poco hablar de marcharse de la selección: “No quiero darle mucha relevancia ni pensar que estos son mis últimos partidos. Quiero despedirme haciendo buen balonmano y dando buena imagen, pero no quiero darle importancia porque saldría muy nerviosa a los encuentros que quedan. Si consiguiéramos una medalla sería la despedida perfecta”. Porque ese es el sueño de la capitana: “Ver a España en el podio”.

Balonmano Serbia Retirada Begoña Fernández Selección española
El redactor recomienda