Marc Márquez juega al despiste y los despachos de MotoGP se mueven
  1. Deportes
  2. Motociclismo
¿Cambio de equipo?

Marc Márquez juega al despiste y los despachos de MotoGP se mueven

Todavía no ha echado a andar la pretemporada 2022, pero el futuro del piloto español marca el inicio del curso. Quartararo y Joan Mir suenan con fuerza para sustituirle en Honda

Foto: Marc Márquez podría dar más de una sorpresa en las próximas semanas. (Reuters/Jennifer Lorenzini)
Marc Márquez podría dar más de una sorpresa en las próximas semanas. (Reuters/Jennifer Lorenzini)

A pesar de las más de dos temporadas de calvario que está sufriendo Marc Márquez, el piloto de Honda sigue siendo la gran referencia del Mundial de MotoGP. Por eso, cualquier novedad en torno a él, sea cual sea, enseguida da pie a especulaciones sobre su futuro. El hecho de que este viernes 14 de enero Márquez no participe junto a los otros pilotos de Honda en MotoGP en un encuentro telemático con la prensa, ha desatado la alarma. Oficialmente, su ausencia en este evento se ha justificado alegando que “continúa concentrado en su recuperación y los preparativos para la pretemporada”, según se explicaba en el comunicado oficial emitido. Honda acabaría por confirmar que Márquez ya se ha subido a una moto de motocross "tres meses después en el circuito de Ponts (Lleida) donde, tras varias mangas, las sensaciones fueron positivas". Según la marca, el siguiente paso para Márquez será realizar un entrenamiento en un circuito de velocidad. ¿Juegan al despiste antes de la pretemporada?

placeholder El piloto español en acción (Reuters/Jennifer Lorenzini)
El piloto español en acción (Reuters/Jennifer Lorenzini)

Lo cierto es que esta es una explicación que justifica poco su ausencia, habida cuenta que los otros tres pilotos de Honda, Pol Espargaró, Alex Márquez y Takaaki Nakagami, es de suponer que se hallan, igualmente, concentrados en la preparación de la pretemporada, y unos minutos dedicados a atender una conferencia de prensa virtual no suponen una alteración insalvable... En cualquier caso, Honda ha confirmado que Márquez estará presente en la presentación virtual del equipo el próximo 8 de febrero.

Todo esto provoca, inevitablemente, una escalada de rumores en torno a Márquez y su futuro, ya sea a corto, medio o largo plazo, porque todavía no está confirmada su presencia en los primeros entrenamientos de pretemporada programados para el próximo 5 de febrero en Sepang (Malasia). Antes, los días 26 y 27 de enero, el equipo de pruebas de Honda rodará en Jerez, compartiendo pista con varias escuderías del Mundial de Superbike.

En diferentes medios se muestran diversos escenarios. Desde una ausencia parcial, en pretemporada o en las primeras carreras, como ya sucedió en 2021, donde podría ser sustituido por el probador Stefan Bradl, a una ausencia más prolongada. O en el peor de los casos, su salida de la competición aventurándose con diversas especulaciones sobre los pasos a seguir. Se pueden dar nombres, pero no pasaría de ser un episodio de ciencia-ficción.

Quartararo y Mir, en el punto de mira

Son insistentes los rumores que hablan una búsqueda urgente de un piloto puntero para el equipo por parte de Honda ante los diferentes escenarios que se podrían plantear ante una ausencia más o menos prolongada de Márquez, que tiene contrato con Honda hasta 2024. Los dos aspirantes que más suenan son precisamente los dos últimos campeones de MotoGP, Fabio Quartararo y Joan Mir.

Quartararo quedó decepcionado por el material que Yamaha puso a su disposición en las pruebas realizadas en noviembre, sufriendo una especie de desencanto. Parece que al francés no le duelen prendas en buscarse acomodo en otro lugar a partir de 2023. Se está escribiendo que ha pedido 20 millones de euros a Yamaha para renovar su contrato, una cifra que en estos momentos es impagable, ya no solo por parte de Yamaha sino de cualquier otra fábrica motociclista. La época aquella en la que Jorge Lorenzo saltó la banca con su fichaje por Ducati no volverá a repetirse en MotoGP.

placeholder Fabio Quartararo venció el Mundial sin oposición. (Reuters/Pablo Morano)
Fabio Quartararo venció el Mundial sin oposición. (Reuters/Pablo Morano)

Y si no es cierta la cifra de veinte millones, no debe estar muy lejos. Yamaha no va a poder pagarla –o no está dispuesta a hacerlo-, y Lin Jarvis, el responsable de la marca de los diapasones, ha comenzado a buscar alternativas y a sondear a pilotos. Eso quiere decir de forma inequívoca que Quartararo no seguirá con ellos cuando acabe su relación contractual, puesto que Franco Morbidelli, el otro hombre del equipo oficial, tiene contrato hasta final de 2023. Y ese movimiento confirma que Quartararo se deje querer por Honda, seguramente por una cantidad inferior a esos inalcanzables veinte millones.

En cuanto Mir, desde su entorno nos aseguran que no están en contacto con ningún equipo, de momento, pero "en el futuro todo está por ver". Por otro lado, una fuente próxima a Honda sí ha confirmado un contacto, sin definir hasta que profundidad se ha progresado. Es decir, en el futuro todo está por ver.

Yamaha y KTM

El impacto del movimiento de Quartararo dejaría a Yamaha al descubierto y sin un líder. La premura de los movimientos de Jarvis, que ha contactado, entre otros, con Raúl Fernández, es una muestra de lo complicada que puede llegar a ser la situación para la marca de los diapasones; ofreciéndose al madrileño hace una apuesta por el talento puro y la sangre joven, siguiendo el camino que ha marcado Ducati. Pero Fernández, con contrato con KTM hasta finalizar la temporada 2023, no romperá su acuerdo con el fabricante austriaco por mucho que Yamaha lo tiente, porque las cláusulas contractuales son complejas.

Sin Quartararo y con el 'no' de Fernández, una opción viable para Yamaha es el campeón de Superbike, el turco Toprak Razgatlioglu, que además es un hombre de la casa, aunque siempre ha manifestado sentirse más que contento donde está. Pero después de haberse coronado en SBK, ¿por qué no afrontar el desafío de MotoGP?

placeholder El turco está en las quinielas. (EFE/Roman Ríos)
El turco está en las quinielas. (EFE/Roman Ríos)

Tras el paso atrás de KTM en 2021, la primera temporada en la que no ha disfrutado de concesiones, el fabricante austriaco opera con tiento y determinación. Tiene firmado a Brad Binder hasta 2024, y tanto Fernández como su compañero Remy Gardner son talento fresco que debe formarse en el equipo satélite. No están dispuestos a dejarles marchar así, alegremente, por más que haya alguien –y no lo hay- capaz de poner sobre la mesa la fortuna necesaria para romper sus leoninos contratos.

Ese año de rodaje supondrá la primera temporada de trabajo del ingeniero Fabio Sterlacchini en KTM. El que fuera mano derecha de Gigi Dall’Igna en Ducati hasta finales de 2019, figura clave en el diseño y desarrollo de la Desmosedici, puede convertirse en el mejor fichaje de KTM de cara al futuro, y puede explicar en parte los cambios en la estructura organizativa del fabricante austriaco, que ha relevado a Mike Leitner de la dirección técnica de MotoGP, después de haber encabezado el proyecto desde 2016. Si el audaz movimiento de KTM resulta exitoso, puede que tener contrato con el fabricante austriaco no resulte tan mal negocio como algunos pintan…

Marc Márquez Honda Jorge Lorenzo