alberto puig, sorprendido con jorge lorenzo

La remontada que tiene que hacer Marc Márquez para ponerse al día

Los primeros entrenamientos de la pretemporada 2020 de MotoGP no han dejado en buen lugar a Marc Márquez ni a Honda, donde también está su hermano Álex

Foto: Marc Márquez en estos entrenamientos de Sepang. (Foto de Marc Márquez)
Marc Márquez en estos entrenamientos de Sepang. (Foto de Marc Márquez)

Echando un vistazo a los resultados de esta intensa pretemporada de MotoGP vemos que hay una Honda en la segunda posición de la tabla, la de Cal Crutchlow, pero para analizar lo sucedido en Sepang no nos debemos ceñir a la tabla de tiempos porque sólo nos ofrece los resultados parciales en el ataque al crono que los pilotos suelen hacer en la última tanda útil de la última jornada. Para ver el rendimiento hay que mirar los simulacros, las tandas de vueltas consecutivas donde se certifica quién tiene ritmo y quién ha conseguido solo alguna buena vuelta, y en este sentido, tanto Maverick Viñales como Alex Rins –sin olvidarnos de Aleix Espargaró- han impresionado. Marc Márquez tendrá que esperar para 'atacar' el crono.

["Es increíble". Así es la revolucionaria Aprilia]

Mucho va a tener que trabajar Honda para enjugar esa diferencia, aunque la realidad es que ya no hay mucho margen, porque las próximas pruebas tendrán lugar en Losail. La pista catarí es tan particular por sus peculiares condiciones que los resultados de esos entrenamientos puede que no resulten completamente clarificadores.

A Honda se le presenta una tarea complicada. Primero, porque Marc Márquez no está completamente bien, y Sepang es uno de los circuitos más duros físicamente. De hecho confesó sentirse peor que el año pasado, no tanto por el dolor del hombro operado sino por la falta de fuerza, y tratándose de la moto más física de la parrilla eso es un verdadero inconveniente. Márquez se dice satisfecho con la evolución de su condición física, pero acusa el esfuerzo. La segunda caída sufrida en Sepang, en la tarde de la última jornada, tiene que ver con esa situación, porque le cuesta reactivar el músculo cuando para -la caída se produjo después de la obligada parada de la comida, porque es imposible rodar a mediodía por la elevada temperatura-, y eso afecta a la concentración. Y ahí llegó la caída.

Y en esas condiciones, lógicamente, el trabajo de puesta a punto no se puede realizar con plenitud, lo que deja muchas dudas, sobre todo teniendo en cuenta que los buenos resultados de Honda dependen, en su práctica totalidad, de Márquez. Él pensaba que el hombro no condicionaría en exceso su pilotaje, pero sí lo está haciendo.

Dudas

A falta de un mes para que se inicie el Mundial de MotoGP, Márquez tiene muchas dudas por despejar. Reconoce mejoras, pero admite que en estos momentos Yamaha ha tomado la iniciativa en el desarrollo de las motos, porque han recuperado buena parte de su esencia, el paso por curva, y ahí es donde la Honda presenta carencias. Es una cuestión de chasis, porque el motor, a decir de Márquez, no cambia demasiado. En Honda echan en falta poder entrar con más determinación en la curva y disfrutar de mayor tracción a la salida, y al parecer es una sensación común de los tres pilotos con material de fábrica, los Márquez y Crutchlow.

El trabajo de Álex Márquez está al nivel que se espera de él. Que un debutante ruede en 1’59”0 en Sepang es un buen resultado, sin olvidar que participó en las pruebas previas dedicadas a probadores y debutantes unos días antes, pero en conjunto el balance es positivo, porque se está rodando muy rápido en Sepang: hay 16 pilotos en 1’58”, y hay que recordar que la pole del GP en 2019 fue 1’58”2.

Leyenda e invitado

Lo que no deja de ser sorprendente ha sido la presencia de Jorge Lorenzo durante las pruebas de Sepang, no sólo en pista, sino también colaborando activamente con Valentino Rossi, cambiando impresiones y aportando su visión desde fuera de la pista, como si fuera el 'coach' de Valentino, una labor que ha sido agradecida por el piloto italiano. Las vueltas que da la vida

Que Lorenzo haya regresado a la actividad como piloto de pruebas de Yamaha ha dado mucho de qué hablar, aunque no es una situación que debe extrañar. En estos entrenamientos hemos visto a Dani Pedrosa rendir con la KTM a un nivel muy alto, disfrutando seguramente de uno de los mejores momentos de forma física que recordamos.

Tan llamativo ha sido que Lorenzo haya recalado en Yamaha, con aparente intención de realizar alguna carrera como piloto invitado, e incluso postulándose para un posible regreso en 2021, como el hecho que de Honda no le hubiera puesto condiciones a la ruptura de su acuerdo, lo que habla muy positivamente del 'fair play' de Alberto Puig. Aunque quien sabe si la rápida y amigable resolución de su contrato habría sido distinta si el argumento de Lorenzo no hubiera sido su temor por hacerse daño y su voluntad de dejar competir. Ahora parece que ha recobrado el impulso –me alegro por él-, pero es inevitable pensar en la mueca que habrá quedado en el rostro de la dirección de HRC, porque se ha puesto al servicio del enemigo, y con gran cantidad de información fresca procedente de sus mayores competidores, Honda y Ducati.

Y a todo esto, Lorenzo va a ser elevado a la categoría de Leyenda de MotoGP en el próximo Gran Premio de España, y salvo que Yamaha no lo aclare con anterioridad, no se descarta que sea una leyenda activa y salga como invitado en Cataluña. “Cada uno es libre de hacer con su vida aquello que crea que le hará más feliz”, sentenció Puig en Sepang. Si a todos les parece bien, no seré yo quien diga lo contrario.

Motociclismo
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
2 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios