Sería su Mundial más tempranero

Marc Márquez sufre una durísima caída en su fin de semana más importante del año

El de Cervera se fue al suelo en el primer libre del fin de semana. La caída fue muy fea, pero afortunadamente no tuvo mayores consecuencis. Afronta su primer 'match-ball' en el GP de Tailandia.

Foto: Marc Márquez, instantes después de sufrir la caída. (CC/DAZN)
Marc Márquez, instantes después de sufrir la caída. (CC/DAZN)

Marc Márquez tiene el primer 'match-ball' de la temporada este fin de semana en el GP de Tailandia. Tras una temporada estratosférica, donde solo se ha dejado puntos en Austin, el de Cervera tiene ante sí la oportunidad de cerrar un nuevo campeonato de MotoGP, el que sería el sexto de su carrera en la máxima cilindrada del motociclismo. Sin embargo, su fin de semana en Buriram no ha empezado bien después de sufrir una durísima caída en los primeros libres que le ha hecho pasar por la clínica móvil y, posteriormente, por el hospital. Eso sí, el piloto no sufrió ninguna fractura y en la segunda tanda de entrenamientos quedó sexto.

Todo ocurrió en la curva 7. Márquez perdió el control de su montura y salió despedido 'por orejas', impactando duramente contra el asfalto. Su Honda quedó completamente destrozada y él, un minuto apoyado sobre sus brazos y rodillas antes de levantarse. El piloto de Cervera consiguió reincorporarse por cuenta propia y acudió de inmediato a la clínica del circuito junto a Alberto Puig, manager del equipo, para un primer análisis. De ahí, al hospital. Sufre molestias en su pie izquierdo, cadera y en la parte baja de la espalda, aunque fue declarado apto para poder competir en los segundos libres, donde fue sexto. Pese a no presentar lesiones, el tremendo golpe ha sido de esos que dejan huella en el cuerpo.

Marc podría levantar un nuevo título mundial este domingo, aunque este nuevo hecho recomienda que sea cauto y no arriesgue más de la cuenta. Maneja una amplísima diferencia en el campeonato. Durante la rueda de prensa previa al inicio de los entrenamientos en el trazado asiático varios de sus rivales hablaron largo y tendido sobre las cualidades del español, presente en la sala. El campeón escuchó atentamente lo que tenían que decir sus oponentes, que comparten la idea de que está a un nivel inalcanzable este curso, disfrutando de una madurez completa y una moto que, además, se adapta perfectamente a sus condiciones.

Como siempre, la opinión de Valentino Rossi, que fue el primero en hablar, suele ser la que más peso tiene. El italiano tuvo roces en el pasado con el de Repsol-Honda y este año tampoco ha podido eludir algún 'fregado' que otro, especialmente el protagonizado en la sesión de clasificación de San Marino. Rossi confirmó que felicitará a Marc si este gana el campeonato y pasó a analizar algunos factores: "Puede que esta sea su mejor temporada en MotoGP junto con la de 2014. Es muy rápido y está en un momento de su carrera en el que sigue siendo joven, pero a la vez tiene experiencia. Está a su máximo nivel. Y la otra cosa es el 'feeling' que tiene con su moto". El '46' fue contundente: "Unos años es mejor que otros, pero siempre gana carreras. Ahora está siempre entre los dos primeros. Salvo el error en Austin ha estado muy cerca de la temporada perfecta". Márquez, al que Dorna suele sentar siempre al lado del que fuera su ídolo, le miraba bajo su gorra con rostro serio, pero orgulloso.

Andrea Dovizioso, que es el único que puede alargar un poco más lo inevitable (necesita cruzar la meta por delante de él), aseguró que las circunstancias no le harán replantearse su estrategia: "Realmente me da igual. Marc dio un paso adelante después de Barcelona y siempre ha luchado por ser primero o segundo", y trazó la frontera que le separa de la figura del catalán: "La diferencia con Marc en este momento es grande porque está allí en cada carrera, luchando por la victoria, y nosotros estamos más centrados en ver qué podemos hacer para ser mejores. Pensar en el campeonato no es importante cuando sólo necesita sacarme dos puntos más para terminarlo”. El de Ducati solo ha sumado dos victorias esta temporada, sin embargo está siendo más regular que el año pasado. Solo la máxima efectividad de Márquez, al que apenas se le recuerdan fisuras, le ha apartado de la lucha por el Mundial.

Márquez, junto a Valentino Rossi (d) en una rueda de prensa esta temporada. (EFE)
Márquez, junto a Valentino Rossi (d) en una rueda de prensa esta temporada. (EFE)

La revelación de la temporada, Fabio Quartararo, también tuvo palabras para Marc, con quien se viene peleando en este segundo tramo del calendario: "Es difícil explicar el año de Márquez. Desde la caída de Austin siempre ha sido primero o segundo. No sé qué decir. Muchas victorias y muy fuerte. Honestamente, no sé cómo explicarlo”. El joven galo sufrió la primera estocada de Márquez en San Marino. Se venía cociendo la batalla desde el GP de Jerez, la cuarta cita del Mundial, pero no fue hasta la decimotercera carrera que por fin se retaron en el cuerpo a cuerpo por una victoria que el español acabaría celebrando de forma eufórica en el parque cerrado junto a su equipo.

Una efectividad del 75%

Por su parte, el piloto de Aprilia, Aleix Espargaró, señaló: “Para mí Márquez no tiene más velocidad que en 2014, por ejemplo, pero sí que tiene mucha más consistencia. No falla y es consciente de cuándo se puede y cuándo no. Cada año que pasa va a ser más fuerte". El de Granollers, siempre dicharachero, incluso bromeó sobre el asunto, comidilla del día en el 'paddock': "Tiene la misma relación con su equipo que la que yo tengo con mi mujer, y eso sólo te da estabilidad y es muy bueno. Yo creo que Marc hace la diferencia. Hay otros pilotos muy buenos con la misma Honda y no son capaces ni de acercarse". A Espargó se le preguntó si Márquez sería capaz de hacer podio con su moto actual, una montura difícil a la que él no se ha acabado de acostumbrar. "Es absurdo pensar eso. Es muy difícil de saber. Me gustaría mucho que se subiera y verlo, porque está claro que él va un punto más que los demás, pero yo creo que la moto no está al nivel para que hiciera podio ahora mismo, pero podría mejorar los resultados”, comentó con sinceridad.

Márquez, que maneja una efectividad del 75% en las primeras bolas de partido, espera rematar con éxito este fin de semana en Tailandia a pesar de su accidente. De conseguirlo, habrá ganado el campeonato más tempranero de su carrera. Por delante solo le quedarían cuatro carreras para disfrutar y recibir los honores del público en cada circuito.

Motociclismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios