UNA CRÍTICA QUE NO DESCUBRE NADA NUEVO

El tirón de orejas del jefe de Ducati a Jorge Lorenzo como advertencia para renovar

No hacía falta echar más leña a la hoguera, pero es el jefe, Domenicali, y el que tiene la última palabra para decidir la renovación a finales de 2018 de Jorge Lorenzo

Foto: Jorge Lorenzo en los primeros entrenamientos de 2018. (EFE)
Jorge Lorenzo en los primeros entrenamientos de 2018. (EFE)

"(Andrea) Dovizioso ha dominado la escena. (Jorge) Lorenzo estuvo claramente por debajo de las expectativas, las suyas y las nuestras. Por lo tanto, está a la espera de la prueba del año próximo. Deberá demostrar que es el campeón que fue en el pasado, sacar la garra que, para mí, le faltó este año, durante la primera parte de la temporada. y demostrar que es rápido y que está determinado a optar a grandes resultados". Claudio Domenicali es el consejero delegado de Ducati y, normalmente, se cuida de opinar sobre temas deportivos. Este martes ha hablado en Italia y, aunque no haya descubierto nada nuevo, se ha salido de la línea respetuosa marcada por el equipo.

Ni Jorge Lorenzo, ni Ducati esperaban una primera temporada tan discreta del balear, sobre todo si se compara con las seis victorias y el subcampeonato de su compañero, Dovizioso. Esta circunstancia se sabía, pero en el equipo italiano se trató de no decirlo en alto para no golpear más la moral de un Lorenzo al que poco hace falta decirle, y menos en público. "Esta Ducati no es la que he mostrado yo", aseguraba ya por marzo.

Domenicali, a Sky Italia, mostró la naturalidad de quien hablaba desde la calma y la objetividad. Sin censuras ni presión interna. El jefe fue claro, com también que espera una reacción para 2018. "Disfrutemos este 2017. Ganamos seis carreras y nos divertimos un montón. Los chicos ahora se están relajando. En 2018, se comienza de cero, con más energía, con más conciencia y con la certeza de tener un buen conjunto de base".

El estilo de Jorge Lorenzo

El que es mandamás de Ducati desde 2013 hablaba también de "garra", tirando de tópico, aunque Lorenzo ha repetido en diferentes ocasiones que no es cuestión de actitud, sino de su capacidad de adaptación a las máquinas transalpinas. “Poco a poco hemos ido entendiendo qué cosas se adaptan mejor a mi estilo, como el carenado. Todas esas pequeñas cosas han ayudado a que me sienta mucho más cómodo. Me fijo en todos los pilotos de Ducati, pero seguramente Bautista es el que más se asemeja. Aún estoy aprendiendo mucho de esta moto. Andrea lleva cinco años y yo siete meses. Pero esto es algo bidireccional. La adaptación de la Ducati y la mía van más o menos a la misma velocidad”.

¿Cuánto tardará en completar su adaptación a la Ducati? La importancia de estas palabras de Domenicali radica en que es el jefe el que tiene la última decisión de si los resultados de Lorenzo están a la altura de su salario -estimado en unos 12 millones de euros anuales-, algo que choca si se compara con los 2 millones fijos (más variables) de Dovicioso en 2017. A finales de 2018 termina su actual contrato y aunque en el box de Ducati desean la renovación, será Domenicali (más bien los resultados de Lorenzo) los que dicten sentencia.

Motociclismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
6 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios