EL MÁS RÁPIDO EL PRIMER DÍA DE MALASIA

Lorenzo, el mejor adaptado: los Michelin potencian (aún más) su aceleración

Jorge Lorenzo ha comenzado la pretemporada 2016 de la misma manera que concluyó la pasada: dominando con autoridad, aunque lejos del récord, los primeros entrenamientos en Sepang

Foto: Jorge Lorenzo en Malasia (Yamaha).
Jorge Lorenzo en Malasia (Yamaha).

Jorge Lorenzo ha comenzado la pretemporada 2016 de la misma manera que concluyó la temporada pasada: dominando con autoridad, aunque lejos del récord, los primeros entrenamientos en Sepang. Con un registro de 2:00.684, acabó por delante su compañero de equipo, Valentino Rossi, a más de un segundo (2:01.717) del vigente campeón del mundo, con Dani Pedrosa en la tercera posición a 63 milésimas del transalpino. En la segunda, el mallorquín acabó en segunda posición, a 60 milésimas de Danilo Petrucci. 

Bien es cierto que solo ha transcurrido una jornada, que todavía deben viajar a Australia y Qatar y que queda un mes y medio de trabajo por delante… pero las primeras pinceladas dibujadas en Sepang dejan una evidencia: Yamaha es el equipo que mejor ha salido al quite de las novedades que marcan la temporada de MotoGP.

Es Malasia el primer escenario de las tres tandas de entrenamientos oficiales de la máxima categoría y un trazado que, probablemente, no se encuentre entre los preferidos de Jorge Lorenzo. Sea por lo que sea, el actual campeón de MotoGP no ha conseguido jamás ser el más rápido en Sepang y mucho menos subirse a lo más alto de su podio desde que debutó en la categoría reina allá por 2008. Al menos en competición porque en los primeros test de este 2016 ha demostrado que la vuelta al cole le ha sentado de fábula pues sigue siendo el más rápido de la clase: suyo fue el bastón de mando este lunes a lomos de la Yamaha y el honor de seguir mirando a Rossi, Pedrosa y Márquez por el retrovisor. Eso sí, en beneficio de todos ellos y del resto de la parrilla conviene recordar que le lluvia apareció cuando todavía quedaban quince minutos de acción. El chaparrón impidió el ataque final de muchos pilotos que velaban armas para hacer una última vuelta lanzada.

Jorge Lorenzo en su box (Yamaha).
Jorge Lorenzo en su box (Yamaha).

Incidencias climatológicas aparte, la superioridad de Jorge Lorenzo quedó patente cuando el piloto de Yamaha fue el único capaz de situar el crono por debajo del 2:01. Con un tiempo de 2:00.684 consiguió una ventaja que ninguno de sus compañeros pudo recortar. Valentino Rossi y Dani Pedrosa -segundo y tercer piloto más rápidos en la primera sesión de Malasia- vieron al campeón a una distancia de un segundo. Más lejos se quedó Marc Márquez: el de Honda acabó séptimo a un segundo y medio de Lorenzo. De la actuación del actual campeón (que no lucirá el número uno en su carenado sino el '99' de siempre) se desprende que es el piloto que mejor se ha adaptado a los dos grandes cambios de este 2016: la centralita única y los Michelin.

Me dan la posibilidad de sacar mi máximo potencial en la aceleración; con los Bridgestone me costaba

Si hay un aspecto en el que Lorenzo siempre ha sido muy crítico ha sido en el tema de los neumáticos. De momento, el proveedor francés se ha salvado de los dardos del mallorquín puesto que se ha topado con unos compuestos fáciles y que le generan confianza. No sólo eso. El material de Michelin le ayuda a ser más rápido, el resto de la parrilla debería tomar nota: “Ha ido muy bien; la verdad es que ha sido un día en el que las cosas han salido relativamente muy fáciles. Me ha sorprendido la confianza y la facilidad que he tenido desde el principio con estos neumáticos. Parece que me dan la posibilidad de sacar mi máximo potencial en la aceleración; con los Bridgestone me costaba sacarlo y con los Michelin sí puedo hacerlo, estoy muy contento. La electrónica también ha dado un paso adelante en cuanto a entendimiento con respecto al primer día de entrenamientos en Valencia”. 

Reina el positivismo en el azulado box de Yamaha porque, tras la primera jornada en Malasia, las sensaciones que quedan es que la marca del diapasón es la que mejor ha capeado el temporal que se desprende del nuevo reglamento. A pesar de llevar un test menos que otras fábricas como Honda (sólo estuvieron presentes en Valencia descartando la opción de ir a Jerez), Yamaha apenas se ha desviado del exitoso camino que recorrió en 2015. Igual que la mayor parte de equipos, se han tenido que adaptar a las mismas novedades y a un escenario diferente. A pesar de ello, su primer piloto (Jorge Lorenzo) sólo ha empezado una décima peor que la pretemporada pasada teniendo en cuenta que sus previsiones apuntaban a medio segundo. Han empezado con buen pie, pero esto no debe hacerles perder la perspectiva: queda un mes y medio para que empiece el Mundial, tiempo suficiente para que el resto de fábricas puedan llegar a su nivel.

Motociclismo

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios