la estrella televisiva lleva un mes tuiteando

Por qué el curling es un deporte altamente adictivo y el favorito de M. A. (del Equipo A)

Es uno de los deportes más seguidos en los Juegos Olímpicos de invierno. Aunque no sea la opción más ágil y rápida son muchos los que se quedan mirando cuando aparece en el televisor

Foto: El equipo noruego barre en los Juegos de PyeongChang. (Reuters)
El equipo noruego barre en los Juegos de PyeongChang. (Reuters)

"No llega a los niveles de obsesión del snooker, que las audiencias son terribles, pero con el curling pasa algo parecido, basta con que lo veas una vez para que te quedes mirando". La frase tiene, probablemente, dos conceptos que una buena parte de la población sería incapaz de descifrar, pero ese desconocimiento no impide a que estos dos deportes, que lo son, sean los reyes del mando a distancia, el 'game over' del 'zapping'. Cuando aparece un tipo tirando piedras hacia una diana y otros tantos barriendo compulsivamente la gente primero mira con extrañeza y luego se queda.

Lo cuenta José Luis Corral, la voz del curling en España, que se pasa ahora mismo las noches en vela siguiendo deportes de los Juegos Olímpicos de PyeongChang. Entre todos ellos, no es aventurado decir que el de las piedras y las escobas es el más diferente a todos los demás. "Tuvimos un 'boom' en los Juegos de Vancouver, que eran por la noche. En 'Eurosport' hemos sido fieles porque apostaron en la cobertura y vieron que salía bien, desde el año 1994 hemos dado todos los mundiales y los campeonatos de Europa".

¿Cómo se juega al curling?

Un pequeño inciso para explicar qué es el curling a todos aquellos que no están entendiendo nada. Lo del snooker, otro día, que hoy no toca. Es un deporte de hielo, nacido en Escocia en el siglo XVII en el que dos equipos, en ocasiones mixtos, intentan hacer deslizar unas piedras con asa de 20 kilos hasta una diana pintada en el hielo situada al final de la calle. El objetivo es dejar la piedra lo más cerca posible del centro y, para ello, frotan con sus escobas para derretir el hielo y así ir guiando las planchas. Cada equipo tira ocho piedras y es, en esencia, un deporte táctico, una especie de ajedrez de piedra pulida y escoba, por raro que esto pueda resultar.

Y todo eso, que no es especialmente rápido o excitante, consigue que la gente se quede mirando. Seis millones de espectadores vieron en la BBC el partido final de los Juegos de Salt Lake City. Allí estaba Gran Bretaña, una de las potencias en este deporte, pero no deja de ser extraño tal cantidad de gente para ver un encuentro de un partido que se jugaba de madrugada. "Quizá engancha por lo raro que es, de repente ves barriendo a esa gente y tirando piedras y te quedas mirando. Si eso lo envuelves bien, te atrapa", comenta Corral. "En Twitter nos encontramos todas las mañanas muchos comentarios de lo bien que se lo pasan desayunando con el curling, tiene su gracia".

El hincha del 'Equipo A'

Uno de esos aficionados sobrevenidos es, para pasmo de muchos, M. A. Barracus (Mr. T para la mayor parte de la humanidad). En realidad, el actor que encarnaba a aquel personaje del 'Equipo A' que marcó a una generación y que, pese a su fama de fiero, tenía pánico a entrar en un avión. Con sus pintas, sus oros y su peinado mohicano, hoy se pasa el día mirando curling en la tele. "Me gusta el curling, es menos sacrificado con el cuerpo. Yo he luchado, he boxeado y he estudiado artes marciales, no tengo nada que demostrar. Por eso mismo elijo el curling", explicaba en un mensaje hace unos días el actor Laurence Tureaud que también fue en otros tiempos guardaespaldas de Michael Jackson o Diana Ross.

No fue flor de un día o un comentario casual. Mr. T, como es conocido en Estados Unidos, lleva toda la semana animando a su país desde el sofá utilizando la red social del pájaro. "Me estoy poniendo cómodo en mi sillón para ver el partido de curilng femenino con las campeonas olímpicas de Canadá. Vamos, USA". De hecho, en una larga tirada de mensajes solo ha hecho dos excepciones en su rutina deportiva, una para expresar sus condolencias por el tiroteo en un instituto de Florida y otro para felicitar al mundo entero por San Valentín.

M. A. también se ha dado cuenta de uno de los puntos característicos del curling, los coloridos pantalones de los protagonistas. "Manteneos en el partido, no os distraigáis con los pantalones que lleva Noruega, ¡eso se llama guerra de vestuario! Grrr". Perdieron los suyos porque, por lo que se ve, fue más fuerte lo estridente de los pantalones que las zapatillas desgastadas del equipo yanqui.

Porque eso, las zapatillas, fueron el motivo escogido por el 'New York Times' esta semana para hablar del deporte de las rocas. Por lo que se ve, los deportistas son bastante puntillosos con el particular, utilizan unas deportivas que son normales solo en apariencia, pues realmente tienen suelas de teflón para conseguir un deslizamiento menos peligroso. Algunos jugadores, al ser bastante caro el tema, utilizan adhesivos de velcro al que le unen una placa del material antiadherente. Y es que el curling vende, y son muchos los medios que se apuntan a la fiebre, como la 'BBC', que estos días se preguntaba si se necesita 'ojo de halcón' para evitar errores arbitrales.

Inmortalizado en los Simpson

La 'BBC' se encarga de retransmitir los Juegos Olímpicos y, en una curiosa decisión, ha asignado los comentarios del curling a Steve Cram, mito del atletismo. Campeón del mundo de 1.500, caballero del imperio británico, ahora mismo se dedica a contar cuáles son las tácticas mejores para puntuar más alto. Millones de personas siguen sus comentarios y no es casual, el curling llama la atención lo suficiente para que hasta los Simpson, la vara de medir de estas cosas, hayan optado en dos capítulos por meter partidas de este deporte como parte del argumento. Y un repaso por internet rápido dará como resultado un buen puñado de gente mofándose o emulando (depende) tricentenaria disciplina. Como estos señores de una estación de bomberos inglesa.

No es el curling un deporte especialmente agitado, pero en estos Juegos Olímpicos de momento se ha dado un caso de positivo. No sorprende demasiado que sea ruso. Por el momento el TAS solo ha informado de la existencia del resultado anómalo, no ha dicho nada de la sustancia utilizada y, por lo tanto, es difícil saber qué buscaba Aleksandr Krushelnitckii al tomarse algo para jugar a un deporte que tiene mucho más que ver con la táctica que con otra cosa.

"He jugado muy poquito, casi nada. La primera vez que lo intenté me di una costalada tremenda. Me gusta el curling, me lo paso muy bien comentándolo con Eduardo Paz", cuenta Corral, aunque admite que hay días, como pasa en todos los deportes, en los que la emoción es escasa y todo se hace un poco más cuesta arriba. "Somos autodidactas, al principio no entendíamos demasiado, era de lo más raro que habíamos visto y ni siquiera existía internet para enterarte, pero con el tiempo, siendo fieles y trabajando, hemos terminado entendiéndolo", dice la voz de 'Eurosport'.

Y es que el curling da para mucho. Tanto como para que un antiguo guardaespaldas de famosos y estrella televisiva esté anonadado con el tema.

Juegos Olímpicos

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios