El partido de los partidos en baloncesto y el último día de Bolt en unos Juegos
  1. Deportes
  2. Juegos Olímpicos
carolina marín disputa su final de bádminton

El partido de los partidos en baloncesto y el último día de Bolt en unos Juegos

El España-Estados Unidos de baloncesto llega una ronda antes de lo previsto, pero sigue siendo apasionante, como lo son también la final de bádminton y la despedida del mejor atleta de los JJOO

placeholder Foto: Navarro ataca el aro ante Durant en la final de Londres'12 (Sven Simon/Imago).
Navarro ataca el aro ante Durant en la final de Londres'12 (Sven Simon/Imago).

Una de las cualidades que hacen tan maravillosos a los Juegos Olímpicos es que hay infinidad de cosas asombrosas que solo suceden en los Juegos Olímpicos. Lo que pasa en los Juegos, se queda en los Juegos, expresión ésta que, sin embargo, se utiliza más para lo que pasa entre los límites de la Villa Olímpica, que tiene su fama ganada. Durante la olimpiada evidentemente hay hechos más que remarcables en el deporte internacional, pero o bien no son exactamente los mismos o no tienen el mismo valor. En el caso concreto de los España-Estados Unidos de baloncesto masculino, directamente solo ocurren en los JJOO. Y quién sabe lo que nos deparará el futuro, pero puede que estemos ante el último de estos partidos en mucho tiempo. Lo que no veremos más es a Usain Bolt corriendo. A lo mejor lo hace en alguna exhibición, pero Bolt no quiere correr más, quiere dedicarse a ser feliz lejos de los focos. Lo deja hoy, esta noche. Sí, vale, es bien entrada la madrugada, pero no me digan que no vale la pena trasnochar por ver la final de 4x100.

Este viernes no será comparable al gran jueves que vivimos ayer, pero sí que se le puede traer un aire. A la segura medalla de Carolina Marín, se pueden unir próximamente otras y para ello, hay que trabajarlas a fondo hoy. En el golf femenino es muy improbable que se consiga algún metal, pero sí que Azahara Muñoz tiene probabilidades muy reales de conseguir un diploma o, de tener un día excepcional, acercarse al podio. Y por qué no iba a poder conseguir un metal o un diploma Raquel González en los 20km marcha femenina. Además, comienza la gimnasia rítmica, donde Carolina Rodríguez es nuestra baza, al igual que Taimuraz Friev lo es en lucha. Ah, y Craviotto va a celebrar su oro en el K2-200 con su serie en el K1-200.

Foto: Pau Gasol, Sergio Llull y Sergio Scariolo (EFE)

España-Estados Unidos

Este partido nos gusta, pero nos habría gustado más otro día, en otro momento. Lo veremos, por supuesto, y más siendo a una hora (20:30) en la que todavía los murciélagos están aguardando en sus cuevas antes de su vuelo vespertino, pero con cierto dolor en el corazón y la desazón de esos dos primeros partidos en los que se sintió en el cogote el aliento de la tempranísima e ignominiosa eliminación. El último gran partido de la mejor generación de baloncestistas que ha visto este país tenía que ser en una final y no en unas semifinales. Parece que lo decimos como si fueran a caer eliminados con indudable seguridad, pero aun ganando, la final ya se habría jugado en la semifinal. De alguna manera o de otra, España y Estados Unidos tenían que volver a enfrentarse por tercera vez consecutiva en unos JJOO. Es harto improbable que se gane, pues el Team USA entró contra Argentina en 'modo playoffs' y la devastaron. Sin Gasol ya sería como luchar contra Jerjes sin Leónidas. Pero en estos quince años, estos jugadores nos han obligado a confiar una y otra vez. Pareció que el Mundial 2014 iba a ser el final, y aguantaron a Río, donde sí escribirán el epílogo de una historia inolvidable, sea o no un final feliz.

Foto: Carolina Marín (EFE)

Marín, a por el oro

Lo hemos venido diciendo desde antes de que empezaran los Juegos Olímpicos: Carolina Marín en bádminton era la medalla más segura que tenía toda la delegación española. Si nos creyeron, habrán visto ya cumplidas parte de sus expectativas. No así lo hace la flamenca que un día cogió una raqueta y un volante, que si ha llegado hasta ese lugar privilegiado, quiere estar donde dice su ranking que merece estar, que es en lo más alto del podio. Su inmaculado trayecto desde el primer partido hasta la semifinal no nos permiten recelar de que vencerá. Sabemos, de hecho, que en cuartos de final aplastó a la número 7 del mundo y que en semis no dio opción alguna a la número 3 y vigente campeona olímpica. En la final se encontrará a una jugadora que es, en principio, inferior a las otras dos, pues ocupa el puesto número 10 de la clasificación mundial. Si la lógica permanece vigente también a partir de las 15:25, Carolina le ganará a PV Sindhu y se colgará su primer oro olímpico.

Foto: Ruth Beitia, en una competición reciente (Reuters)

Bolt lo deja

Como dijo nuestro especialista, el doctor Ignacio Romo, el corredor que "acabó para siempre con la seriedad, la gravedad de los velocistas de antaño" pero que, en el fondo, tiene como mayor virtud su privilegiado cerebro, correrá por última vez este viernes. Qué duro suena decirlo, y eso que está escrito. Bolt no solo ha sido el mejor velocista de la historia y probablemente el mejor atleta, sino que ha añadido a su palmarés el carisma inigualable que lo ha hecho único. Los aficionados que se desplazan a los estadios y los que lo ven por la televisión no lo hacen para ver si gana, lo hacen por verlo. Saben que va a ganar, sino no sería Bolt, pero quieren ver cómo baila la música que escucha por sus cascos, cómo saluda a la cámara, cómo mira sonriendo a sus rivales en los últimos metros y su gesto personal sinónimo de victoria. Esta vez lo hará con sus otros cuatro compañeros jamaicanos en el 4x100. Recibirá el testigo en último lugar y le dará el oro a Jamaica, si antes los suyos no han tenido ningún percance .Y mañana sábado subirá al podio para recoger su noveno metal dorado olímpico.

Bragado y sus siete JJOO

A Jesús Ángel García Bragado no hay absolutamente nada que le pueda sorprender ya de lo que pasa en una Villa Olímpica. Este señor de 46 años lo ha visto todo ya, de todos los colores y de todas las formas. Lleva marchando entre los mejores del mundo desde hace más de veinte años. Y en una trayectoria tan larga y productiva, no podían faltar los Juegos Olímpicos. Lo que no falta es él a una edición. Ha competido en todos desde los de Cobi. En Barcelona'92, Chuso tenía 24 años. Era su primera vez. Al año siguiente sería campeón del mundo en Stuttgart. Ahora disputa su séptima carrera de 50 kilómetros marcha, una prueba durísima que no entiende de edad. No es favorito, pero ver siete veces a Bragado con los anillos olímpicos es ya uno de los mayores éxitos del atletismo español. Correrá junto a José Ignacio Díaz y Miguel Ángel López, que se atreve también con los 50 después de sufrir mucho en los 20.

Juegos Olímpicos Río 2016 Baloncesto Selección Española de Baloncesto Estados Unidos (EEUU) Bádminton Carolina Marín Atletismo Juegos Olímpicos Usain Bolt Piragüismo Saúl Craviotto Jesús Ángel García Bragado
El redactor recomienda