Es noticia
Menú
¿Hay motivos reales para temer al Zika en los Juegos Olímpicos de Río?
  1. Deportes
  2. Juegos Olímpicos
EL CONFIDENCIAL HABLA CON EXPERTOS EN EL TEMA

¿Hay motivos reales para temer al Zika en los Juegos Olímpicos de Río?

El virus Zika ya es uno de los grandes temores de los JJOO de Río. El Confidencial se ha puesto en contacto con expertos para evaluar las posibles consecuencias que puede tener

Foto: Trabajadores estatales tratan de fumigar para acabar con el mosquito que propaga el Zika (Efe)
Trabajadores estatales tratan de fumigar para acabar con el mosquito que propaga el Zika (Efe)

Los Juegos Olímpicos de Río 2016 continúan en el punto de mira. La crisis económica que atraviesa Brasil, los recortes sociales que vive la población, los retrasos en la construcción de algunas de las instalaciones o las aguas contaminadas de algunas sedes, como el caso de la vela, son algunas de las complicadas situaciones que atraviesa la organización de la próxima cita olímpica. Pero un grave problema añadido les ha aparecido en el horizonte: el virus del Zika.

A falta de poco más de dos meses para la disputa de la cita olímpica, el miedo a contagiarse de esta enfermedad tropical empieza a rondar por el ambiente. El último en hablar del tema ha sido Pau Gasol, quien aseguraba que estaba "valorando" la posibilidad de no acudir a Río para evitar un hipotético contagio. La bomba soltada por el pivot ha dado lugar a que la preocupación entre deportistas, familiares y aficionados sea grande. Pero, ¿realmente hay motivos para temer el Zika?

El Confidencial se ha puesto en contacto con Marta Arsuaga, médico especialista en Medicina Tropical de La Paz/Carlos III para echar algo de luz sobre la posibilidad de que el Zika represente un riesgo real para la salud de aquellos que se desplacen a Río. En su experta opinión, el Zika ha tomado mucha relevancia por "el alto número de gente afectada en Brasil" en los últimos meses pero, en realidad, "es casi la enfermedad más banal" de las que puede transmitir un mosquito.

En principio, tanto el dengue como el chikunguña son mucho más peligrosas que el Zika. "Se trata de una enfermedad casi asintomática, donde muchos de los que la pasan ni tan siquiera saben que la tienen. Febrícula, cansancio o un ligero sarpullido son los síntomas, que se pueden confundir con los de una gripe en España", confiesa Arsuaga. Sin embargo, sí existen dos grupos de riesgo, siendo el más numeroso de ellos el grupo formado por los hombres.

Sin ningún género de dudas, las embarazadas son las que más problemas pueden tener, pues un contagio puede provocar graves complicaciones en el feto. Sin embargo, se entiende que las deportistas de elite ni están embarazadas ni tienen previsto hacerlo a corto plazo, por lo que la recomendación para familiares o aficionados que sí lo estén es "no viajar salvo casos extremos". Por ello, el hombre, en tanto en cuanto es transmisor, es el gran grupo a vigilar.

Entre los deportistas, el Zika "no entrañana un riesgo excesivo para la salud, salvo que no puedan estar a tope el día de la competición", tal y como puede ocurrir con un catarro. En poco menos de una semana se puede estar recuperado del Zika, pero sí se puede seguir transmitiendo por el semen. Por ello, los hombres son el grupo a vigilar, pues cualquier relación sexual que acabe en embarazo en menos de seis meses desde el contagio podría acarrear problemas al feto.

Gasol no tiene claro si irá a Río

Pau Gasol lanzó una bomba al asegurar que no tenía claro si acudiría a los Juegos Olímpicos, al no tener toda la información sobre los riesgos reales del Zika. Lo cierto es que poco o nada se sabe y mientras los médicos hacen un llamamiento a la calma, más de 150 científicos han pedido que se suspendan los Juegos o se cambien de fecha al desconocer las consecuencias que puede tener este virus... y la OMS se ha encargado de echar fuego al incendio.

Y es que la OMS no termina de tener claro cómo afecta el Zika en los seres humanos y qué consecuencias puede tener, y este mismo martes ha actualizado sus recomendaciones, aumentando de tres a seis el periodo de espera para buscar un embarazo. "Existe una posibilidad de que el virus llegara a España" por las personas que viajen a Brasil, "aunque es realmente pequeña y todo se podría quedar en una falsa alarma", finaliza Marta Arsuaga.

¿Qué es el Zika?

Es una enfermedad que provoca fiebre, sarpullidos, dolor en articulaciones y conjuntivitis y que se transmite por la picadura del mosquito 'Aedes aegypti', aunque también por contacto sexual o en transfusiones de sangre. También puede provocar dolor muscular y de cabeza, llegando en casos extremos a provocar el síndrome de Guillain Barré, una enfermedad que acarrea problemas neurológicos y en el sistema inmunitario, según el Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades.

El riesgo de las embarazadas

El común de las personas que se vean afectadas por el Zika presentarán síntomas leves, que incluso podrían dar lugar a que ni tan siquiera sean conscientes de haber contraído la enfermedad. Pero en el caso de las embarazadas, el problema es grave: el virus se puede transmitir al feto, dando lugar a que el bebé nazca con microcefalia y otras malformaciones severas en el cerebro. Eso sí, es importante saber que las infecciones previas no afectan a futuros embarazos.

¿Cómo se trata?

A día de hoy, no existe un medicamento ni una vacuna que ayuden a acabar con el Zika. Por ello, las recomendaciones médicas van enfocadas hacia la necesidad de tratar los síntomas para minimizar los efectos lo antes posible: guardar reposo para minimizar la fatiga, beber líquidos para evitar la deshidratación o tomar acetanominofeno para acabar con la fiebre son algunas de ellas una vez el virus está en nuestro cuerpo. Pero también existen maneras de prevenirlo.

Recomendaciones

Mantener relaciones sexuales con protección está en nuestra mano, pero no así evitar la picadura de un mosquito. Por ello, es importante extremar las precauciones para evitarlo: se deberá permanencer en sitios con aire acondicionado y mallas en las ventanas, además de ser importante mantener las habitaciones cerradas. Es preferible vestir con camiseta y pantalón largos, además de usar repelente de mosquitos y curbir los recipientes en los que tengamos agua.

150 expertos piden que se aplacen los Juegos

Más de un centenar de expertos solicitaron "en nombre de la salud pública" que los Juegos sean suspendidos o cambiados de sede ante los riesgos de que el virus Zika sea contraído por el alto número de visitantes que recibirá Brasil durante la cita olímpica, que tendrá lugar del 5 al 21 de agosto. Consideran que las serias consecuencias que tiene el Zika deben ser evaluadas con mucho cuidado, algo que ni la OMS ni Río de Janeiro consideran que haya que tener en cuenta.

A día de hoy, siguen existiendo serias dificultades para detectar todos los casos de Zika, pues las pruebas para encontrar el virus no son fiables al cien por cien. Y, aún así, ya se han confirmado 120.000 casos de la enfermedad. En principio, los síntomas no revisten excesiva gravedad, pues incluso son similares a los de una gripe: malestar general, dolor en articulaciones y fiebre leve. Pero el problema es que, en algunos casos, los síntomas se convierten en realmente peligrosos.

En vista del grave peligro que entraña el virus, 150 científicos mandaron una carta abierta a la OMS pidiendo que los Juegos no se celebren en Río de Janeiro o, al menos, no lo hagan en las fechas previstas. Sin embargo, tanto la OMS, el COI y la alcaldía de Río han descartado esta situación, al asegurar que aplicar las medidas que piden los científicos no ayudarían a evitar la propagación del virus, afirmando que las medidas sanitarias son seguras de cara a la cita.

La carta, firmada entre otros por expertos de las prestigiosas universidades de Priceton, Oxford, Harvard o Columbia aseguran que el mayor riesgo radica en que "500.000 turistas extranjeros adquieran la cepa y la conviertan en endémica en sus países", sobre todo en los lugares con menores recursos. Pero ni la OMS ni las autoridades deportivas consideran la necesidad de que los Juegos no se celebren en las fechas esperadas.

Los Juegos Olímpicos de Río 2016 continúan en el punto de mira. La crisis económica que atraviesa Brasil, los recortes sociales que vive la población, los retrasos en la construcción de algunas de las instalaciones o las aguas contaminadas de algunas sedes, como el caso de la vela, son algunas de las complicadas situaciones que atraviesa la organización de la próxima cita olímpica. Pero un grave problema añadido les ha aparecido en el horizonte: el virus del Zika.

Juegos Olímpicos OMS Pau Gasol
El redactor recomienda