DUSTIN JOHNSON, LÍDER PROVISIONAL DEL BRITISH

Sergio García aún debe superar una seria amenaza: el viento del Old Course

Sergio García tendrá que acabar su segunda ronda en el British este sábado a partir de las siete de la mañana (las ocho en la Península) debido al retraso matutino acumulado por el mal tiempo

Foto: Sergio García (Reuters).
Sergio García (Reuters).

Sergio García tendrá que acabar su segunda ronda en el Open Championship este sábado a partir de las siete de la mañana (las ocho en la Península) debido al retraso matutino acumulado por el mal tiempo, que impidió finalizar la jornada. En el momento de la suspensión, Sergio marchaba con un acumulado de -3, una menos en el día, a falta de tres hoyos y un pico porque en el hoyo 15 aún tendrá que gestionar una recuperación alrededor de green para salvar el par.

El castellonense ha luchado con bravura y temple porque en esta jornada loca tampoco han terminado de salirle las cosas a plena satisfacción. En el inicio de su ronda las condiciones no eran realmente malas y, sin embargo, Sergio no estuvo afortunado ni acertado con el putter en las manos. Después, cuando el viento comenzó a dar la cara, el jugador español se enzarzó en una lucha cuerpo a cuerpo con el Old Course, respondiendo siempre con birdies a los tropiezos y, de momento, saliendo victorioso del envite.

Una amenaza de peso asoma por el horizonte y vuelven a ser las previsiones meteorológicas. A eso de las siete de la mañana, en teoría (veremos si esta vez aciertan porque esta semana ha habido de todo), va a soplar el viento de lo lindo: se esperan rachas que pueden incluso superar los cuarenta kilómetros por hora viniendo del suroeste. Esto es: en los hoyos 16 y 17, los más problemáticos que le quedan a Sergio, soplaría el viento cruzado de la derecha y ligeramente en contra.

Por detrás viene el líder provisional, Dustin Johnson, que marcha -10 a falta de cinco hoyos, aunque tiene la bola al borde del green del 14, par 5, de segundo tiro. En vista de dichas previsiones, y aunque el poderío de Johnson vuelve a lucir refulgente, tampoco es ninguna tontería pensar que Danny Willett (-9), con su vuelta finalizada, pueda acabar como líder empatado o en solitario.

Hay otro jugador español que estará presente en el campo aunque no tenga ya que pegar a la bola. Si realmente sopla el viento como se espera, el resultado de +1 tendría opciones de entrar en el corte y Pablo Larrazábal estaría presente en el fin de semana. En el momento de la suspensión por falta de luz este registro ocupaba el puesto 84º y aunque pasan los setenta primeros y empatados hay que pensar que ahora mismo están dentro del corte hasta seis jugadores amateurs que no cuentan. Va a estar muy justo en todo caso. Quién sí aseguró su corte, el tercero en los cuatro British Open que ha disputado, es Rafa Cabrera Bello (PAR). Se quedó fuera Miguel Ángel Jiménez.

Y esta noche tendremos a Sergio poniendo velas a quien corresponda para que el día se levante tranquilo y a Pablo haciendo lo propio, pero en busca del efecto contrario: galerna y tentetieso. El de Borriol, en todo caso, parece tener muy bien encaminada su presencia en los últimos 36 hoyos, a pesar de las dificultades que se anuncian. Y, de hecho, no está tan lejos de la cabeza como pudiera parecer porque si seguimos repasando las previsiones, resulta que todo el día de mañana va a ser un continuo ‘sálvese quien pueda’ por culpa del viento. Así que los movimientos en la tabla en la tercera ronda pueden ser drásticos y quien aguante el tirón debería ganar muchas posiciones.

Mientras llega el tornado, el top-ten del torneo se ha puesto incandescente con presencia masiva de primeros espadas. El Old Course, según parece, ha activado el filtro de la excelencia: Dustin Johnson, Willet, Paul Lawrie, Jason Day, Zach Johnson, Adam Scott, Louis Oosthuizen, Luke Donald, Retief Goosen, Schwartzel, Matsuyama… Todos estos ‘bichos’ andan ahora mismo entre los diez primeros de la clasificación, aunque el dato hay que tomarlo con las debidas precauciones, puesto que muchos de ellos todavía tienen que finalizar su segunda ronda.

No parece, sin embargo, que vaya a estar Tiger Woods en la pomada, ni tampoco en las dos últimas rondas ya que marchaba con un acumulado de +5 después de acabar el hoyo 11. Veamos: aparentemente tiene un tramo de siete hoyos para firmar al menos un parcial de cuatro menos y esperar a ver si el +1 realmente se mete en el corte… Pero seamos francos: ni su juego ni las previsiones del tiempo, tan ventosas, están de su lado.  

Golf

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
1comentario
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios