LOS OTROS peligroS del mundial

Cristiano Ronaldo o el VAR: ¿a qué debe tener más miedo Sergio Ramos?

El debut de España contra Portugal en el Mundial de Rusia tiene un peligro añadido al conocido de Cristiano Ronaldo. Se llama el VAR, y Sergio Ramos está muy concienciado

Foto: Julen Lopetegui y Sergio Ramos mantienen una charla durante un entrenamiento de la Selección española. (EFE)
Julen Lopetegui y Sergio Ramos mantienen una charla durante un entrenamiento de la Selección española. (EFE)

“¡Ojo, que una jugada así te puede echar de un Mundial!”. Fue la advertencia que más sonó en la sala de conferencias del hotel de la Selección española en Krasnodar cuando Carlos Velasco Carballo, director técnico de los árbitros españoles, aleccionaba a los internacionales sobre el uso y los supuestos que se van a hacer con la tecnología arbitral, el videoarbitraje, en el Mundial de Rusia. Sergio Ramos, como todos, escuchaba y miraba con atención la pantalla en la que se repetían secuencias de jugadas con forcejeos, manos, protestas… Ese "¡ojo!" de Velasco Carballo ponía el énfasis en un punto importante: que se anden con cuidado los más temperamentales porque en este Mundial los árbitros van a ser inflexibles con las quejas. Están advertidos. Como también les explicó que las manos separadas dentro del área siempre serán penaltis o los empujones dentro del área, si no hay disputa del balón por medio, se sancionarán con roja.

Qué puede generar más respeto en el debut de España contra Portugal: encontrarse con Cristiano Ronaldo, que es una amenaza real, o que el videoarbitraje se convierta en un ‘enemigo’ más. De ello tiene que tomar buena nota Sergio Ramos, porque la combinación de Cristiano más el videoarbitraje es explosiva si se produce cualquier acción en la que se encuentren los dos madridistas. Dicha advertencia vale para Sergio Ramos como para cualquier otro internacional español, pero el de Camas es, probablemente, el defensa que tendrá que entrar en contacto con la estrella lusa cuando lo encare o sea necesario marcarle en el área.

El ímpetu de Sergio Ramos

Ramos se caracteriza por su ímpetu para ir a los balones divididos y mostrar su poderío físico a los rivales con la intención de intimidarles y que no estén cómodos en el campo. Es la función de un buen central y en el recuerdo reciente está, por ejemplo, el forcejeo con Salah en la final de la Champions en Kiev. La esencia del sevillano es su carácter, energía, vigor y brío, pero tal virtud se puede volver en su contra si no mide en ciertas situaciones del juego. Ramos es uno de los futbolistas más sensibles al VAR y el experimentado futbolista está concienciado con las nuevas normas que van a regir el arbitraje en Rusia.

No es una cuestión menor, porque Julen Lopetegui está obsesionado con que sus jugadores tomen conciencia de que los partidos del Mundial se van a ver desde todos los ángulos por los árbitros con la ayuda del videoarbitraje. El seleccionador lleva un tiempo mentalizando a los internacionales con el uso del VAR —que se va a estrenar por primera vez en un Mundial— y sobre los riesgos que pueden sufrir si no cambian el chip, para que, sin perder la espontaneidad y naturaleza del juego, sean capaces de tener un cierto autocontrol en determinadas acciones que serán revisadas por la tecnología. Un peligro, en mayor medida, para los defensas.

Sergio Ramos, junto a Piqué, en un entrenamiento. (EFE)
Sergio Ramos, junto a Piqué, en un entrenamiento. (EFE)


Vigilancia de hasta 35 cámaras

“Estamos entrenando este aspecto”, ha reconocido Azpilicueta después de recibir los consejos y las lecciones que Lopetegui y Velasco Carballo han ido impartiendo a los internacionales. Empezar bien el Mundial implica no solo ganar, sino adaptarse al cambio de normas, en este caso el VAR, para evitar expulsiones o tarjetas que puedan ser perjudiciales para los siguientes partidos. Avisados están, y más concienciado que Sergio Ramos no hay otro jugador.

El VAR, según Massimo Busacca (responsable arbitral de la FIFA), “no es un experimento y va a reducir el porcentaje de interpretación. No es la tecnología la que va a decidir. Es siempre el hombre junto a la tecnología”. La FIFA defiende su uso en este Mundial y lo justifica no solo por implementar una ayuda necesaria a los colegiados sino porque entiende que no altera el juego. Según la FIFA, en el Mundial de Brasil se jugaron una media de 57 minutos por partido y se perdieron 33 minutos en diferentes acciones (saques de banda, de portería, faltas, lesiones, cambios…). El máximo organismo del fútbol internacional asegura que en el Mundial de Rusia la demora del VAR será de entre medio minuto y un minuto. El centro de operaciones estará a las afueras de Moscú y cada partido estará controlado por 33 cámaras en la fase de grupos y 35 en los siguientes partidos. El fútbol entra en una nueva dimensión.

Mundial

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios