Lo mejor y lo peor | Cuando el "mejor jugador del mundo" te gana el partido en 85 pases
  1. Deportes
  2. Fútbol
GRANADA 1-4 REAL MADRID

Lo mejor y lo peor | Cuando el "mejor jugador del mundo" te gana el partido en 85 pases

El medio del campo del Real Madrid firmó un partido increíble, dando las cuatro asistencias de gol —dos de ellas para dos defensas—, con las que sentenciaron el choque ante el Granada

Foto: Los jugadores del Madrid celebran el gol de Mendy. (EFE/Miguel Ángel Molina)
Los jugadores del Madrid celebran el gol de Mendy. (EFE/Miguel Ángel Molina)

El Real Madrid consiguió un triunfo de mucho mérito en el Nuevo Los Cármenes (1-4), en un partido que puede ser considerado, sin ningún género de dudas, como el mejor de toda la temporada para los pupilos de Carlo Ancelotti. El conjunto blanco jugó 75 minutos a un altísimo nivel —especialmente la segunda mitad—, en un encuentro en el que desarbolaron al Granada y en el que numerosos jugadores se mostraron a un nivel altísimo. Pero, si alguna línea merece especial mención es la medular, donde el 'big three' madridista volvió a confirmar por qué es uno de los mejores medios del campo del mundo. Una lección para poner en las escuelas.

Lo mejor: el recital de Kroos

placeholder Foto: EFE/Miguel Ángel Molina.
Foto: EFE/Miguel Ángel Molina.

"Tienen un nivel altísimo, son los mejores del mundo. Tienen una calidad que es difícil de explicar y sorprende lo que hacen". Así hablaba Carlo Ancelotti al término del encuentro sobre Toni Kroos y Luka Modric, dos jugadores que firmaron un partido perfecto ante el Granada, especialmente el alemán, que tocó el balón 85 veces y tuvo un acierto del 97,4%. El '8' blanco lo hizo todo bien: en el corte, en la colocación y en la distribución y, para colmo, dio dos asistencias de gol. ¿Saben quiénes dieron las otras dos? Modric y Casemiro. El medio del campo del Madrid es una máquina de generar goles y Kroos su timonel. Su clase magistral es para guardar en vídeo.

Lo bueno: la aparición de Asensio

placeholder Foto: Reuters/Jon Nazca.
Foto: Reuters/Jon Nazca.

A lo largo de la temporada, una sensación comenzaba a flotar sobre Marco Asensio. Después de un par de temporadas a gran nivel, su grave lesión de rodilla frenó su progresión, algo que provocó que se viera a un jugador algo diferente: no tan alegre en su carrera, que encaraba poco y que no arriesgaba con el balón por lo que, en muchas ocasiones, sus participaciones eran intrascendentes. Pero en los últimos partidos parece haberse reactivado: sin demasiadas oportunidades (538 minutos en Liga), suma cuatro goles y, cada vez más, parece que quiere luchar por el único hueco indiscutible en el once inicial. Ante el Granada, firmó un partido brillante.

Lo normal: la rotación de Ancelotti

placeholder Foto: EFE/Miguel Ángel Molina.
Foto: EFE/Miguel Ángel Molina.

Un pequeño detalle ha cambiado con la llegada de Ancelotti respecto a Zidane: los cambios. Posiblemente, una de las situaciones que más se le criticó al francés en el Madrid era la manera de mover el banquillo, muchas veces tarde o sin demasiado sentido táctico, algo que ha paliado el italiano. ¿Saben qué es lo que hizo cuando vio el partido sentenciado? Quitar a Kroos, Modric, Alaba, Vinícius y Benzema, consciente de la necesidad de guardar minutos a unas piernas que van a tener que jugar muchos. Sobre todo ahora que vienen el Sheriff (24-11), Sevilla (28-11), Athletic (1-12), Real Sociedad (4-12), Inter de Milán (7-12) y Atlético de Madrid (12-12).

Lo malo: los minutos de desconexión

placeholder Foto: Reuters/Jon Nazca.
Foto: Reuters/Jon Nazca.

A pesar de todo, el Madrid sigue teniendo un importante elemento a corregir a medida que avance la temporada: evitar salirse de los partidos. Es cierto que este curso el equipo sale mucho más metido en los partidos, con la intención de mandar en el marcador desde los primeros compases..., y muchas veces lo está consiguiendo. Pero eso conlleva que, para mantener los resultados, es necesario no perder la concentración, algo que no está pasando. En todos los partidos, los blancos pierden la cara al partido y se desconectan, lo que suele convertirse en rachas de peligro constante y goles en contra. Este domingo pasó del minuto 30 al 45.

Lo peor: la 'leña' a Vinícius

placeholder Foto: Reuters/Jon Nazca.
Foto: Reuters/Jon Nazca.

Muchas veces hemos podido escuchar a analistas poner el grito en el cielo porque los extremos, esos jugadores regateadores, desequilibrantes y distintos al resto, estén en peligro de extinción, pero tiene una razón de ser: las duras entradas a la que están sometidos. En el fútbol actual, es más fácil para un futbolista tocar de primeras y moverse para evitar un 'palo' que encarar al rival, pero Vinícius es una 'rara avis'. Se atreve con todo y con todos, sabiendo que eso le expone a recibir duras entradas, como la que le costó la roja a Monchu, la enésima que recibió durante el partido. El brasileño es objetivo principal para las defensas, pero tiene carácter y no se arruga.

Luka Modric Vinicius Junior Casemiro Karim Benzema
El redactor recomienda