Real Madrid: La paradoja del Madrid: suma tres títulos pero iguala su peor versión de la década. Noticias de Liga
TANTOS TROPIEZOS COMO EL ÚLTIMO AÑO DE MOURINHO

La paradoja del Madrid: suma tres títulos pero iguala su peor versión de la década

Los números del Real Madrid esta temporada son, cuanto menos, extraños: viene de firmar una temporada brillante y lograr tres copas más, pero su fútbol parece haberse desvanecido

Foto: El Real Madrid no termina de encontrar su mejor versión esta temporada. (EFE)
El Real Madrid no termina de encontrar su mejor versión esta temporada. (EFE)

El Real Madrid no está viviendo una temporada excesivamente cómoda. Si bien es cierto que ya suma tres títulos desde que comenzara el curso, la Liga se le está atragantando como hacía muchos años que no le pasaba. Y lo peor no son únicamente los resultados, sino que las sensaciones de juego que deja el equipo distan mucho de las que ofreció la temporada pasada, pese a que la base de la plantilla es la misma. Eso sí, con una segunda unidad muy diferente.

El empate de este miércoles ante el Numancia en el Santiago Bernabéu confirmó la realidad que está ofreciendo el equipo de Zinedine Zidane: se encuentra inmerso en un pozo futbolístico en el que los resultados no acompañan. Por momentos, se ve a un equipo que firma buen juego y, escasos minutos después, se hunde y comienza a parecer un equipo vulgar, se bloquean las ideas y aparecen las carencias: los problemas defensivos y la evidente falta de gol.

Pese a que el once inicial es el mismo, hay cambios claros en el equipo: las salidas de Morata, Mariano, James y Pepe han debilitado la plantilla, en la que los jugadores que han llegado (véase Llorente, Ceballos, Mayoral o Theo) no están contando casi nada para el técnico. Si a eso se le suma la caída goleadora de Ronaldo, el bajo estado de forma de Benzema y las lesiones de Bale, la lectura es clara: este es el peor Madrid (junto al último año de José Mourinho) de la década.

Los datos no mienten: de los 32 partidos que ha jugado el conjunto blanco esta temporada, ha sido incapaz de ganar 12 de ellos. O, lo que es lo mismo, ha pinchado el 37,5% de los encuentros disputados, más de un tercio. Eso sí, pese a la mala dinámica en la que se encuentra puede presumir de haber levantado ya tres títulos: la Supercopa de Europa, la Supercopa de España y el Mundial de Clubes, muchos más trofeos en un año de los que pueden conseguir muchos clubes en toda su historia.

Pero el Real Madrid es un equipo ganador y encontrarse a 16 puntos del líder -con un partido menos- sin haber llegado al ecuador de la Liga, ser segundo en el grupo de Champions y no poder con un Segunda y un Segunda B en el Bernabéu en Copa, es un duro golpe para el prestigio del club. Ocho pinchazos en el campeonato nacional (5 empates y 3 derrotas), dos en Champions (1 empate y 1 derrota) y dos en Copa (2 empates) evidencian que algo no funciona bien.

A estas alturas de temporada, en los últimos diez años nunca el Real Madrid ha estado cuarto en la clasificación liguera -aun ganando el partido aplazado, seguiría en esta posición- y con tantos pinchazos acumulados. De hecho, cuando Rafa Benítez dejó al equipo en favor de 'Zizou', los blancos sumaban tres tropiezos menos y se metieron primeros en la Champions. Eso sí, el ridículo sufrido con la eliminación copera por la alineación indebida de Cheryshev le terminó pasando factura.

Tres título en un curso gris

Desde que Zidane tomó las riendas del equipo, el Madrid se ha revitalizado claramente y los títulos conseguidos así lo evidencian: dos Champions, dos Mundiales de Clubes, dos Supercopas de Europa, una Liga y una Supercopa de España. Pero este año, el equipo no carbura y sus números sólo se pueden comparar con el peor año de Mourinho, en el que a estas alturas también sumaba doce pinchazos (siete en Liga, tres en Champions, uno en Copa y uno en la Supercopa de España).

De hecho, lo que esta pasando esta temporada en el conjunto de Concha Espina tiene ciertas similitudes con el que a la postre fue el último año de Zidane. Ambos venían de ganar la Liga, ambos comenzaron el curso ganando títulos y, en los primeros compases de la nueva temporada, sus equipos se hundieron en el campeonato liguero. La ventaja del francés es que aún tiene la posibilidad de cerrar el curso con más trofeos, pudiendo incluso acabar con cinco a final de curso -y seis si hay un milagro-.

Entonces, la pregunta es evidente. Si el Madrid ya suma tres títulos y aún puede luchar por otros tres -aunque la Liga se antoja muy complicada-, ¿por qué la afición está tan insatisfecha con equipo? La respuesta también es clara: la falta de continuidad en el juego y los continuos tropiezos en el Santiago Bernabéu han provocado que el descontento se haya generalizado en una afición que esperaba más de un equipo que viene de ser campeón de Liga y de Europa dos años consecutivos.

Liga

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios