Cristiano se viste de Ronaldo y devuelve el derbi a cuando siempre ganaba el Madrid
  1. Deportes
  2. Fútbol
otro 'hat-trick' del portugués en el calderón

Cristiano se viste de Ronaldo y devuelve el derbi a cuando siempre ganaba el Madrid

El Real Madrid liquidó al Atlético de Madrid en su propio estadio con solvencia y la tremenda pegada de Cristiano Ronaldo, autor de los tres goles de su equipo

Foto: Cristiano Ronaldo celebra su tercer gol (Sergio Pérez/Reuters)
Cristiano Ronaldo celebra su tercer gol (Sergio Pérez/Reuters)

A esta alturas de la película, con tantos derbis en un espacio tan corto de tiempo, uno ya se espera ciertas cosas de estos partidos. Se puede intuir que el Atleti va a jugar como juega los partidos en los que no hay una eliminación directa en juego, es decir, con la agresividad que le ha hecho competitivo en Liga contra los grandes después de década y media sin serlo. El Real Madrid, por su lado, jugaría con intención de potenciar sus virtudes a tenor de sus circunstancias, es decir, la velocidad. Como dicen que va a ser el último derbi en el Calderón, ambos equipos no iban a decepcionar a los presentes en el escenario y así jugaron durante un rato. Pero a Modric e Isco las apetencias personales del graderío les eran bastante indiferentes, ellos querían jugar y hacer jugar al Madrid, que parece que no, pero cuando se pone, sabe un rato sobre ese arte.

Foto: Sergio Ramos, junto a Pepe, durante la final de la Champions League disputada en Milán (EFE)

Isco era titular ante el Atlético de Madrid. La baja de Kroos lo obligaba, pero sin el alemán, cabría la posibilidad de que hubiera más candidatos para el puesto. Y no, no los hay ahora mismo, porque Isco ha cumplido sobradamente el tiempo que no han estado ni Modric ni Casemiro, y Zidane con los pesos medios de la plantilla sí aplica justicia. Se lo llegan a decir al chico a finales de agosto, cuando tenía casi cerrada su vuelta a La Rosaleda y se habría partido de risa. Hay quien dice que Isco tampoco tiene motivos para quejarse de sus pocos minutos en el equipo porque, entre unas cosas y otras, siempre juega. Y cuando juega bien, es escandaloso.

Isco no se llevará las portadas

Zidane no tenía esta vez tampoco a Casemiro, así que dispuso a su equipo en un 1-4-2-3-1 con un doble pivote croata y con Isco más cerca de los puntas. El andaluz se encontraba en el espacio que él domina, donde ha querido siempre jugar y, por las circunstancias, no ha podido casi en ningún equipo. En ese lugar dejó jugadas prodigiosas, como un control y un globo sensacionales que originaron un gol fantasma (que no entró) de Cristiano, o un pase de primeras a la carrera de Bale que provocó el ‘hat-trick’ del portugués. Las portadas se las llevará Ronaldo, pero el chico de Málaga brilló como hacía mucho tiempo que no hacía.

Por primera vez desde hace años, el Madrid se comió al Atleti. Desde que está Simeone en el banquillo, los derbis de antaño, esos en los que pasase lo que pasase iba a ganar el Madrid pasaron al baúl de los recuerdos, del que los blancos no encontraban la llave. De alguna manera, Zidane abrió el cofre y apareció un tesoro muy preciado, aquel que tanto echaba de menos el seguidor madridista. Ganar al Atleti y ganarle bien, como cuando jugaban los ‘galácticos’ y se paseaban por el Manzanares con premeditación y alevosía. Porque es cierto que el Madrid jugó bien el primer tiempo y que el Atlético mejoró en el segundo, pero a la brisa gélida del Calderón acompañaba la sensación de peligro cada vez que los merengues echaban a correr.

Goleador históricos de los derbis

Cristiano no ha tenido un inicio de temporada fácil. Su estado físico es evidente que ya no le alcanza para ser tan superior a los contrarios en sus enfrentamientos directos y había perdido su esencia goleadora, lo que le ha mantenido en la cima del mundo en estos últimos años en los que ya daba síntomas de flaqueza. Pero ahí está, marcando tres goles en el Calderón por segunda vez (Di Stéfano lo hizo, pero en el Metropolitano), devolviendo la preponderancia en la ciudad al Real Madrid. Quién sabe, quizá ha cambiado el chip, se ha dado cuenta de que merece más la pena jugar al máximo contra los grandes que contra los equipos que ocupan las zonas más bajas de la clasificación. Aprender a dosificarse también es de sabios. Sea como fuere, Ronaldo pareció Ronaldo, uno de los más grandes monstruos del Atlético y recuperó la esencia de los derbis de aquella época, convirtiéndose, además, en el máximo goleador histórico de los derbis con 18 goles.

¿Se traicionó a sí mismo el Cholo? Como contamos esta misma semana, en el Atlético hay un trascendental debate interno que se pregunta si con la evolución futbolística de Simeone hacia un juego más atractivo, el equipo se ha vuelto más frágil. Esta temporada, el argentino ha jugado muchas veces con cuatro delanteros con resultados mayoritariamente positivos, pero con dos pinchazos recientes que han hecho dudar a los pesos pesados de la plantilla. Simeone, ante esto, sacó a los tres centrocampistas canteranos: Gabi, Koke y Saúl. Dejó a Correa en el banquillo. Pero esto no quiso decir que jugase con tres pivotes, sino que mantuvo el 1-4-4-2 que viene siendo habitual y le salió igual de mal (peor, en realidad) que en el Pizjuán y en Anoeta.

El Atlético, a 9 puntos del líder

La ubicación de Koke en el medio es un deseo muy viejo del Cholo y este año por fin lo ha hecho realidad, pero se está encontrando con una dificultad que no sabe solucionar: ¿quién hace de Tiago sin Tiago? El Madrid disfrutó de un camino de baldosas amarillas hasta la meta de Oblak, que hacía las veces de Oz. Y en cambio, el Atleti no obtuvo, salvo fases de dominio por necesidad propia de la situación, de la contraprestación de la fluidez del juego de Koke. Posicionado el Madrid bien atrás con Kovacic y Modric tapando a su defensa, no hubo mayores complicaciones que los centros laterales y las segundas jugadas, bien frenadas por Varane y Nacho.

El Atleti ni siquiera aprovechó un inicio malísimo de segunda parte del Madrid, con pérdidas innecesarias en su propia frontal del área. La mejor parada de Keylor Navas se produjo en el minuto 94, al borde del final, cuando el Madrid ya celebraba el triunfo. Los jugadores, nerviosos y superados por el contrario, se perdieron, a la vez que la grada, en protestas al colegiado que a veces tenían razón y a veces, con decisiones trascendentes como el penalti, no la tenían. También es mala suerte que Cristiano marque dos goles al año de falta directa y uno de ellos te lo haga a ti. No supo gestionar el Atleti la desventaja, no tuvo paciencia para crear y pudo ser goleado de manera humillante con algo más de acierto visitante. A nueve puntos del líder en noviembre, ¿ha dicho ya adiós a la Liga?

Ficha técnica

0 - Atlético de Madrid: Oblak; Juanfran, Savic, Godín, Filipe; Gabi; Saúl, Gabi (Correa, m. 61), Koke, Carrasco; Griezmann y Fernando Torres (Gameiro, m. 61).

3 - Real Madrid: Keylor Navas; Carvajal, Varane, Nacho, Marcelo; Kovacic, Modric; Lucas Vázquez (Asensio, m. 85), Isco (Benzema, m. 79), Bale; y Cristiano Ronaldo (James, m. 83).

Goles: 0-1, m. 22: Cristiano Ronaldo, de falta directa entre la barrera del Atlético. 0-2, m. 70: Cristiano Ronaldo, de penalti. 0-3, m. 76: Cristiano Ronaldo culmina un contragolpe.

Árbitro: Fernández Borbalán (C. Andaluz). Amonestó a los locales Gabi (m. 25) y Koke (m. 62) y al visitante Cristiano Ronaldo (m. 62).

Incidencias: partido correspondiente a la duodécima jornada de la LaLiga Santander, disputado en el estadio Vicente Calderón ante unos 54.000 espectadores. Julen Lopetegui, seleccionador español, presenció el partido desde el palco.

LaLiga Santander Koke Atlético de Madrid Real Madrid Cristiano Ronaldo Isco Diego Simeone Zinédine Zidane
El redactor recomienda