La terrible problemática del Atleti con el gol regala un punto inmerecido al Valencia
  1. Deportes
  2. Fútbol
goles de koke y mustafi a balón parado

La terrible problemática del Atleti con el gol regala un punto inmerecido al Valencia

Un puntito para cada uno (1-1) por dos goles a pelota parada (de Koke y Mustafi) que les mantiene en esa lucha que a ellos les gusta, la de la tercera plaza, pero que no les acerca al liderato

Foto:

Resulta chocante que el Valencia haya sido el equipo que haya tenido oportunidades de llevarse el partido en los últimos minutos. No quiso hasta bien entrada la segunda mitad hacer daño al Atleti, extrañamente cómodo ante un rival de los de arriba. Pero el problema del Atleti para crear ocasiones de gol es latente, terrible más bien. Ante el Valencia fue o balón parado o nada. Y bueno, lo mismo se puede decir del visitante. Un puntito para cada uno (1-1) por dos goles a pelota parada que les mantiene en esa lucha que a ellos les gusta, la de la tercera plaza, pero que no les permite acercarse a esa a la que están realmente llamados, la del título de Liga.

Visto el partido de este domingo, hay que analizar detenidamente qué ha supuesto la bastante cara llegada de Enzo Pérez al Valencia. Después de lo jugado hasta la fecha, el argentino no encuentra aún su lugar, una función definida dentro del once de Nuno. En la primera vuelta, el Valencia se mantuvo arriba con un juego agresivo pero atractivo con la conjunción de dos interiores de una técnica individual muy depurada como son Parejo y André Gomes. Pero llegó Enzo y tenía que jugar, para eso se le fichó. El candidato a caer del triunvirato de la medular era Javi Fuego, por jugar en la misma demarcación que el ex del Benfica, pero no fue así. Fue André Gomes el sacrificado. Y, por así decirlo, no es lo mismo jugar con dos Parejos que con dos Javi Fuegos.

Lo que aporta Enzo no lo aporta André y viceversa. Enzo es potente, contundente, no es cojo en el pase, pero no destaca en ello. Es decir, se parece mucho a Fuego. André no trabaja tanto, su físico no se lo permite, pero es fino técnicamente y tiene una visión de juego privilegiada. Nuno pone a Enzo como interior diestro de contención, y cuando lo hacía con André buscaba más atacar. Y contra el Atleti, sino atacas, te mata. Con poco, porque el Atleti no hace demasiado generalmente para buscar el gol, pero lo consigue. El Valencia renunció al ataque y el Atleti aceptó el órdago y por fin quiso llevar el ritmo del choque en un partido grande… y bien que le funcionó.

Con orden, simplemente con orden, el Atleti superó en todo momento a un Valencia simpático y agradable, tremendamente lejano a la versión que destrozó al Madrid, al Atleti y a punto estuvo de hacerlo con el Barça. La disciplina táctica en la posición del Atlético permitía controlar tanto el juego propio como el contrario, al que reducían a la mínima expresión. En cada jugada de posesión valencianista había una cuenta atrás invisible que indicaba el escaso tiempo que le quedaba al Valencia con el balón. Fuera Parejo, Enzo, Feghouli o sobre todo Piatti el que intentara crear juego, encontraba un contrario cerca, agobiante. Y si no lo tenía, ése estaba cerrando todas las vías de pase.

Pero como le viene pasando al Atleti durante mucho tiempo, crear ocasiones de peligro se antoja harto complicado. El regreso a la titularidad después de casi un mes de Koke debía traer ese aire fresco al equipo que tanto había echado de menos. Pero tanto Koke como el resto de rojiblancos estaban tan concentrados en no perder el sitio, que la creación pasaba a un segundo plano. Tiago, Giménez e incluso Gabi abusaron de los balones en largo buscando a Torres, que tampoco es que sea un pívot NBA para ganarle por alto a Fuego o Mustafi. De hecho, a Mustafi le ganan pocos por arriba, como bien demuestra su gol, cuarto que lleva ya, por cierto.

Ese tanto de Mustafi y el de Koke vinieron a resumir de manera pragmática la única manera que encontraron ambos equipos para hacer daño al contrario: el balón parado. Por algo son los dos que más goles han hecho así (10 el Atleti y 8 el Valencia). Sin el juego parado, los dos que se pelean por la tercera plaza se estarían peleando por entrar en Europa League, con total seguridad. El de Koke fue una jugada terriblemente defendida por el Valencia, que perdió dos balones por alto y no cubrió la frontal para posibles disparos como el que hizo Koke. El de Mustafi fue un centro soberbio de Parejo que Moyá cubrió como pudo, pero el palo hizo de asistente para el campeón del mundo, mal defendido también, claro.

El Valencia con André no fue especialmente mejor, pero al menos sí intentó algo más que en todo el primer tiempo. Hubo juego colectivo, intención de crear y de buscar la portería contraria, que ya era decir algo. Y aun así, uno porque no supo y otro porque o bien no supo o bien o quiso, el empate fue el resultado que imperó. Y lo peor para el Atleti es que al final, mientras el público se quejaba de lo poco que eran los tres minutos de añadido, el Atleti sufría los últimos lanzamientos del Valencia a balón parado, que sabido lo que sabemos, era una formas que fiable para haberse llevado tres puntos que no sólo le habría dado la tercera plaza, sino les hubiera metido de lleno en la lucha por la Liga. Ni uno ni otro se mete en ella, pero para qué hablar de eso, si ninguno quiere esa lucha

Ficha técnica

Atlético de Madrid: Moyá; Juanfran, Giménez, Godín, Siqueira; Gabi (Raúl Jiménez, m. 81), Tiago; Arda, Raúl García, Koke (Mario Suárez, m. 68); y Torres (Mandzukic, m. 60).

Valencia: Alves; Barragán, Mustafi, Otamendi, Gayà; Javi Fuego; Piatti (Orban, m. 90), Enzo Pérez (Andre Gomes, m. 68), Parejo, Feghouli (Rodrigo, m. 58); y Negredo.

Goles: 1-0, m. 33: Koke, de potente tiro desde el borde del área. 1-1, m. 79: Mustafi cabecea tras un rechace en el larguero.

Árbitro: Jaime Latre (C. Aragonés). Expulsó a Javi Fuego, del Valencia, por doble amarilla (m. 88 y 89). Amonestó a los locales Fernando Torres (m. 17), Siqueira (m. 57), Mandzukic (m. 71) y Mario Suárez (m. 90), y a los visitantes Mustafi (m. 31), Piatti (m. 34), Enzo Pérez (m. 45), Negredo (m. 50), Otamendi (m. 55) y Javi Fuego (m. 88).

Incidencias: partido correspondiente a la vigésima sexta jornada de Liga disputado en el estadio Vicente Calderón ante unos 54.000 espectadores. Vicente del Bosque, seleccionador español, presenció el partido desde el palco.

Valencia CF Diego Simeone
El redactor recomienda