se hará oficial en las próximas horas

El Atlético cierra el fichaje de Raúl Jiménez

Raúl Jiménez jugará en el Atlético de Madrid las próximas seis temporadas, una vez alcanzado un acuerdo definitivo con el América y el propio futbolista

Foto: Raúl Jiménez celebra uno de sus últimos goles con la camiseta del América. (EFE)
Raúl Jiménez celebra uno de sus últimos goles con la camiseta del América. (EFE)

Raúl Jiménez jugará en el Atlético de Madrid. El club rojiblanco ha cerrado un acuerdo con el América de México, club del que procede el delantero azteca. Ambas entidades harán oficial el acuerdo en las próximas horas. Desde hace días las negociaciones se han intensificado, fructificando en las últimas horas. El atacante se compromete para las próximas seis temporadas y el Atlético pagará 10,5 millones de euros más 8 más en variables, tal y como apunta Televisa.

Tras unas semanas plagadas de especulación sobre la llegada de un segundo ‘9’ puro que colmara las aspiraciones del Cholo Simeone, el jugador del América es el elegido para jugarse los minutos con el croata Mario Mandzukic. El pasado lunes, el presidente del club rojiblanco, Enrique Cerezo, validaba los rumores con su habitual gracejo: “Se está negociando y esperemos que todo llegue a buen término. Estamos buscando a grandes jugadores y tenemos que defender el título de Liga. Raúl Jiménez si es tan bueno como en México dicen, pues es obvio que lo estemos buscando”, reconocía el dirigente en declaraciones al programa de ESPN ‘Raza Deportiva’, a lo que añadió, en otro acercamiento al conjunto de Coapa, que “México siempre ha tenido magníficos jugadores que nos vienen muy bien".

El montante de la operación se sitúa en los 10,5 millones de euros, cifra nada despreciable para un jugador de 23 años sin experiencia europea. El pasado sábado, cuando trascendió el interés del Atlético de Madrid en su fichaje, el propio jugador se mostró enormemente ilusionado por la oportunidad que supone cruzar el charco y jugar en uno de los mejores equipos del Viejo Continente. “Para mí se trata de una oportunidad que hay que aprovechar. Surgen de repente. Hablamos del actual campeón de Liga y por ello es una buena opción. Llegado el caso, si se alcanza un acuerdo, me tendré que ganar el sitio en el once”, declaró Jiménez.

“Si la oferta es buena, y creo que lo es, el jugador se podrá ir”, reconocía el presidente de las Águilas, Ricardo Peláez, tras el triunfo de su equipo ante el Tigres en la cuarta jornada del Torneo Apertura. "Hay un equipo muy importante europeo que está interesado en Raúl, y parece ser que todo va por buen camino. Lo único que falta es que América le dé el visto bueno, pero parece ser que todo está bien, que ya se cumplieron las expectativas y esperamos que se dé pronto", reconocía alguien muy próximo a Jiménez al diario La Afición. Como ya hicieran el PSV o el Stoke en 2012, el Oporto de Julen Lopetegui llamó a la puerta este mismo verano pero, la propuesta no satisfacía las aspiraciones económicas y deportivas del joven atacante y del equipo, rompiendo de esta forma los contactos entre los dos clubes.

Así pues, todo está listo para que el jugador cumpla su sueño de jugar en un grande de Europa. Sin embargo, su reconocida pasión por el Real Madrid le puede jugar una mala pasada cuando llegue al Vicente Calderón. Sabiendo la que se le venía encima, el jugador se apresuró a borrar los tuits en los que daba rienda suelta a su afición por el equipo madridista. Demasiado tarde para las avispadas y morbosas mentes que pueblan las redes sociales. "Venga Real, sí se puede. Por eso soy madridista", escribía en enero de 2012 en su perfil de Twitter. "Yo soy Real Madrid", comentaba en otra ocasión durante un 'Clásico' contra el Barcelona. Incluso durante el derbi madrileño de la última Copa del Rey, Jiménez comentaba que "con el 3-0 está todo decidido, #halamadrid y el Real Madrid está en la final".

Por si fuera poco, hurgando un poco en sus orígenes, nos encontramos con la explicación a su debilidad por el eterno rival. Cuando era un niño tuvo la oportunidad de visitar la capital. Durante su estancia, fue al museo del Santiago Bernabéu donde pudo deleitarse con los trofeos que inundan las vitrinas del cuadro merengue y los éxitos cosechados por su paisano Hugo Sánchez y su tocayo Raúl González Blanco, otro de sus ídolos. "Me tocó esa experiencia, de ahí tengo una admiración hacia el Real Madrid, hacia Hugo y hacia Raúl (González), jugadores que se te quedan marcados", comentaba en un reportaje previo al Mundial de Brasil que meses después reavivan la llama del mosqueo en el seno de su futuro equipo. Además, Jiménez declaró en 2013, meses después de ganar el oro olímpico en Londres con la selección mexicana, tener "la ilusión de jugar algún día para el Real Madrid, el equipo al que siempre le he ido" y se aventuraba a dibujar una estrategia que le permitiera cumplir su sueño. "Primero tendría que ir a otro equipo, y si se diera la oportunidad, la aprovecharía y daría lo máximo", planeaba. Para rematar la faena, acabaría confesando que “sigo todos los partidos del Madrid”.

Una catarata de declaraciones de amor demasiado explícitas para un amplio sector de la afición atlética. Un malestar que, según ha podido saber El Confidencial, también se hizo notar en las altas esferas del equipo rojiblanco. En el club recuerdan episodios pasados, como el del sevillano José Antonio Reyes. Los rectores rojiblancos saben que este tipo de cosas no son fáciles de digerir por parte de la hinchada. En cualquier caso, los goles serán los que devuelvan las aguas a su cauce. Reyes sufrió mucho en su primera temporada como rojiblanco, pero tras una cesión en el Benfica, y gracias a su juego, el sevillano logró hacer las paces con la masa social. A pesar de las suspicacias, el presidente Cerezo está convencido de que su reconocida afición por el Real Madrid no va a suponer ningún inconveniente. Es más, uno de los mandamases del equipo se permite bromear con la animadversión generada en la parroquia colchonera y cree que acabará tiñendo su corazón de rojo y blanco. “Los jugadores profesionales saben lo que hacen y cuando llegan a nuestra casa no salen de ella. Se va a enamorar del Atlético”, aseguraba en un claro intento por calmar los ánimos.  

Una de las sensaciones del fútbol mexicano

Aunque se le tiende a etiquetar como un cabeceador gracias a su 1,85 y a un físico portentoso, Jiménez cumple con los rasgos definitorios del delantero moderno. Ostenta un talento natural para crear juego y culminar jugadas, maneja las dos piernas y, sobre todo, tiene olfato, condición 'sine qua non' para jugar de ‘killer’. En México es uno de los delanteros mejor considerados desde que en 2011, con tan solo 20 años, debutara con las Aguilas. Ya en 2012, con Miguel ‘El Piojo’ Herrera en el banquillo, se asentó como titular indiscutible. Desde entonces ha marcado 34 goles en 77 partidos con la zamarra azulcrema. Un instinto asesino que se ha avivado en el fulgurante inicio (el mejor en los últimos 12 años) de su equipo en el presente Torneo Apertura, donde ha conseguido cuatro dianas en otros tantos partidos.   

Medalla de oro en los Juegos Olímpicos con la selección sub-23, aunque en el Mundial no gozó de muchas opciones ante la terna de buenos delanteros que tenía por delante (Oribe Peralta, Chiharito y Giovani dos Santos), en la retina de todos los mexicanos queda la magistral chilena ante Panamá que clasificaba al Tri para la repesca, donde un triunfo sobre Nueva Zelanda certificaba la presencia en la cita mundialista. Un estatus que nadie le ha regalado y por el que tuvo que trabajar con tesón y esmero, más aún cuando el sol no venía de frente. "Hubo una temporada que estuve flojo, o tal vez como no jugaba me desanimaba. Me advirtieron que si no le metía ganas me iban a dar de baja y eso fue parte importante para seguir mejorando, para hacer las cosas de la mejor manera y llegar hasta donde ahora estoy", rememoraba antes del pasado Mundial en una charla con el diario mexicano Milenio.

Diego Gama refuerza el filial

No será el único mexicano que aterrice en el Atlético de Madrid, que también ha cerrado la cesión de Diego Gama, atacante que llega procedente del Toluca y se incorporará a las filias del equipo filial rojiblanco. El propio club azteca confirmó la noticia a través de su página web. 

Este joven delantero centro todavía no ha debutado en la máxima categoría de México y se pondrá a las órdenes de Óscar Mena en el segundo equipo del Atlético. Gama jugará a préstamo durante una temporada. En una entrevista relizada hace tiempo, el nuevo jugador rojiblanco reconoce que “me gusta rematar de cabeza y retengo bien el balón”. ‘Destaca por su contundencia y buen juego aéreo’, destaca la web del Deportivo Toluca.

 

Liga
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
4 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios