muniain dio la victoria a los leones

Las dudas del Barcelona de Martino continúan creciendo en la 'nueva Catedral'

Volvió a caer el Barcelona, segunda derrota de la temporada tras la cosechada en Ámsterdam. El buen encuentro fue insuficiente ante el empuje rojiblanco

Foto: Las dudas del Barcelona de Martino continúan creciendo en la 'nueva Catedral'

No termina de encontrarse el Barcelona, en busca de una nueva vuelta de tuerca para volver a ser competitivos. Pese a los buenos minutos desplegados en San Mamés, un gol de Muniain volvió a sembrar de dudas a Martino y los suyos. Dos derrotas consecutivas, en medio del debate sobre el estilo, que siguen causando recelo en un sector del barcelonismo. Con todo, el Atlético ya está junto a ellos en la cabeza.

Extraviado como venía de su revolcón ante el Ajax, desdibujado en Amsterdam el equipo de Martino, el Barcelona volvió a ser reconocible en el primer tiempo. Con Iniesta como hilo conductor y Alexis como agitador, el Barça apretó de lo lindo al Athletic. Puesta la pelota en juego, los azulgranas se adueñaron del balón y empezaron a tejer su particular tela de araña. Xavi, Iniesta, Busquets y Cesc, entonaron de nuevo la sinfonía de La Masía, desafinada en el ruido del Ámsterdam Arena.

Los leones, tapados en esta Liga, no fueron meros espectadores del encuentro. Toquero, uno de esos futbolistas de perfil bajo pero entregado, Muniain y Ander Herrera aparecían en ataque y agitaban a la hinchada de San Mamés, que rugía en cada acción de su equipo. No ha perdido mística San Mamés. Sigue emitiendo ese aura de estadio grande. Digno de un partido grande.
 
Las ocasiones se alternaban en ambos equipos. Muniain a punto estuvo de embocar a gol un centro de Susaeta pero su disparo se perdió por el camino. También estuvo a punto de abrir la lata Montoya pero la defensa del Athletic, bien pertrechada, no dejaba espacio a la creatividad azulgrana. Un primer tiempo que respondió al cartel de ambos equipos.
 
 
Siguió peleando el Athletic tras el paso por vestuarios, ganador en la mayoría de duelos divididos, en cada acción en la que dudaba la escuadra de Martino. No había resuello para el Barcelona, que jugó en la Catedral los mejores minutos de la temporada fuera del Camp Nou.
 
Con todo, perdió gas el partido en su segundo acto, acusando ambos conjuntos la intensidad de un duelo titánico, peleado palmo a palmo. En esa transición tras el paso por vestuarios, emergió más el equipo de Valverde,  Con Muniain y Ander Herrera a los mandos, los 'cachorros' de San Mamés buscaban una y otra vez las cosquillas a la zaga del Barcelona, dubitativa por momentos. Pese al buen tono de los volantes rojiblancos, chirría no obstante la poca presencia de un solista como Beñat. No ha terminado de engarzar en el equipo, sometido al banquillo en más partidos de los esperados.
 
Fiel a su historia, no desfallecieron los rojiblancos, mejores con el paso de los minutos en el segundo tiempo. Alimentado de noches épicas, desafió a la lógica y puso a los de Martino frente al abismo. Dudó el Barcelona en la circulación de la pelota, mordió Herrera y su pase al espacio fue aprovechado por Susaeta para meter un pase al punto de penalti que embocó Muniain. El menudo extremo de Lezama puso patas arriba el coliseo de Bilbao.
 
Volvieron a asaltarles las dudas al Barcelona, en ese viaje a no sabe donde en el que lleva desde el que diera comienzo la temporada. Se hablaba en el seno del Barcelona de la necesidad de recuperar viejos hábitos, de volver a ser intensos tras la descompresión sufrida en el tramo final de la temporada pasada. Pese a los buenos minutos en Bilbao, el gol tiró abajo el castillo de naipes. Ya no silbaba el balón, desaparecido Iniesta, hilo conductor del juego. 
 
 
Como en los últimos encuentros, volvió a tirar de arrebato el equipo de Martino. Menos brillante que en anteriores campañas, mantiene intacto el sentido de competitividad el Barça. Agitó el cesto Martino y sacó a pista a Pedro, suplente este año, por Andŕes Iniesta. Prefirió el vértigo a la pausa el técnico argentino,que también sacó a Sergi Roberto por Xavi minutos antes. Los leones, mientras, intentaban aguantar la última embestida de los azulgranas. 
 
A punto de volver a la lona, el equipo azulgrana jugó más con el corazón que con la cabeza, síntoma de las dudas que existen en el nuevo molde. Inmaculada la trayectoria de Martino en cuanto a resultados, dos derrotas en apenas cuatro días descubrieron las costuras del Barça. Ya no está sólo en la cima, con el Atlético de Madrid ya empatado a puntos. Los de Valverde, por su parte, ya están en puestos de Liga de Campeones. San Mamés sigue siendo la Catedral.
 
Ficha técnica:

1 - Athletic Club: Iraizoz; Iraola, Gurpegui, Laporte, Balenziaga (Albizua, min.81); Iturraspe, Rico (San José, min.87), Herrera; Susaeta, Toquero y Muniain (Ibai Gómez, min.86).

0 - FC Barcelona: Pinto; Montoya, Piqué, Mascherano, Adriano; Busquets, Xavi (Sergi Roberto, min.77), Iniesta (Pedro, min.84); Alexis, Cesc y Neymar.

Goles: 1-0, min.70: Muniain.

Árbitro: Martínez Munuera (Comité valenciano). Mostró tarjeta amarilla a los locales Rico, Iturraspe y Toquero, y a los visitantes Neymar, Mascherano y Adriano.

Incidencias: Partido correspondiente a la decimoquinta jornada de la Liga BBVA, presenciado en un San Mamés cerca del lleno en sus 36.000 localidades. Se guardó un minuto de silencio en memoria del expresidente del club vasco, Beti Duñabeitia, fallecido esta semana.
Liga
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
34 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios