El Camp Nou aprovechará el Clásico para gritar 'independencia'
  1. Deportes
  2. Fútbol
PESE A REBAJAR LA TENSIÓN DE HACE UN AÑO

El Camp Nou aprovechará el Clásico para gritar 'independencia'

Una vez más el grito de independencia volverá a atronar en el estadio azulgrana para el Clásico de la Liga, pero esta ocasión no tendrá el rango de 2012

Foto: La bandera independentista volverá a verse en las gradas del Camp Nou.
La bandera independentista volverá a verse en las gradas del Camp Nou.

Una vez más el grito de 'independencia'' volverá a atronar en el estadio azulgrana para el Clásico de la Liga, pero en esta ocasión no tendrá el rango de protagonismo de 2012, cuando políticos y directivos eligieron el choque ante el Real Madrid para reivindicar el espíritu independentista aparecido en Cataluña. Además, hoy hay algo más importante que las ideas políticas e, incluso, que los noventa minutos de juego: el mosaico del Camp Nou estará dedicado a Tito Vilanova.

Si hace un año la política llegó a distorsionar el fútbol y todo lo que sucedía en los días previos al partido, en esta ocasión la tensión ha quedado rebajada. Se habla de jugadores, de tácticas, hasta Florentino Pérez se ha permitido el lujo de acudir a la cita con las peñas catalanes del Real Madrid, intentando dar normalidad a la cita. El fútbol ha conseguido que la política pase a un segundo plano, a que quede relegada al ya famoso minutos diecisiete de cada parte del choque. En ese momento, el Camp Nou estallará a gritos de 'independencia'.

Durante un minuto el deporte quedará relegado. Se ha convertido en un ritual dentro del funcionamiento del Barcelona y como tal se repite partido tras partido. El estadio lucirá esteladas y seguro que en el anfiteatro contrario al palco presidencia aparece alguna pancarta de veinte metros, de esas que aparece ahí por colaboración del club, reclamando la identidad de Cataluña.

Hoy, sin Rambla ni estelada de 20 metros

Incluso la habitual comida entre los directivos de uno y otro equipo también tuvo recorrido hace un año. Rosell decidió llevar el almuerzo previo al choque al Liceo, en plana Rambla, enfrente de diferentes locales de partidos independentistas y que recibieron a Florentino Pérez y compañía con una estelada de 20 metros y un pasillo humano para poder acceder al restaurante.

"Ni una más así", le indicó el presidente madridista a su colega azulgrana. Para la ocasión, Rosell ha buscado un restaurante en la lujosa zona de Pedralbes. La cita es en el Neichel, puro lujo a escasos metros del famoso palacete de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarín.

Real Madrid Camp Nou Florentino Pérez Cataluña FC Barcelona
El redactor recomienda