Ancelotti condena al Madrid en el Camp Nou al hacerle pasar por equipo pequeño
  1. Deportes
  2. Fútbol
UNDIANO TAMBIÉN 'AYUDA' A GANAR AL BARÇA

Ancelotti condena al Madrid en el Camp Nou al hacerle pasar por equipo pequeño

Ancelotti y Undiano fueron los grandes protagonistas de un Clásico que pasará a la historia como aquel en el que el Real Madrid renunció a jugar al fútbol

Foto:

Ancelotti y Undiano Mallenco se convirtieron en los grandes protagonistas de un Clásico que pasará a la historia como aquel en el que el Real Madrid renunció a jugar al fútbol durante una hora y en el que el colegiado navarro se mostró como un factor decisivo en un posible penalti cometido sobre Cristiano Ronaldo y que significó el adiós del equipo blanco al partido. Después, Alexis sentenció ante las dudas de la defensa y de Diego López. El chileno aniquiló al Madrid tras el primer gol de Neymary dejó sin efecto el tanto de Jesé en el noventa.

El Real Madrid decidió encogerse para la ocasión, volverse pequeño. Ancelotti mostró al mundo, dicen que este partido se ve en todo el planeta, que prefería renunciar a jugar, a atacar, a llevar la iniciativa en el juego al colocar de mediocentro a Sergio Ramos. Se inclinó por armar al equipo antes que mostrarse descarado, valiente, tal y como había sido el Real Madrid en las últimas visitas al Camp Nou.

El italiano apostó por el control y basó todo a la velocidad y capacidad de sorpresa de jugadores como CristianoRonaldo, Bale o Di María. Ramos pedía auxilio, pero Modric y Khedira demostraron que lo suyo no es crear fútbol, es otra cosa. Al Barcelona le bastó colocarse bien, aparecer de vez en cuando por las cercanías de Diego López gracias al talento de Iniesta y Neymar, principalmente, sin alardes de ningún tipo, para llevarse el Clásico y dejar tocado al entrenador madridista. El gol del ex del Santos, en colaboración con Varane, fue suficiente para colocar el partido en el sitio deseado por los azulgrana.

Mal día para experimentos. Llegar al Camp Nou y volver loco a medio equipo no es lo más aconsejable porque losprimerosdespistados suelen ser tus propios jugadores y no losazulgrana, dominador del medio como nadie. Colocar a Sergio Ramos de mediocentro, a Bale en punta, a Carvajal en la banda derecha de la defensa y a Varane como titular de una tacada y ante el eterno rival es mucho, demasiado.

placeholder

Tanto movimiento deja entrever que Ancelotti sigue a verlas venir, sin tener las cosas claras. Traslada inseguridad, falta de confianza, lo que se plasmó en un equipo plano, sin capacidad para atacar, lo que facilitó el partido al Barcelona, especialmente a raíz del gol de Neymar.

El Barcelona no está. Se encuentra en fase de acoplamiento entre lo que quiere Martino y lo que siguen haciendo sus jugadores. Además también se une el dudoso momento de forma alguno de ellos, lo que lleva a ver un equipo azulgrana sin muchas ideas, pero mostrando más sensación de equipo o de al menos acordarse de vez en cuando de saber lo que tiene que hacer, que no es otra cosa que dar la pelota a los que saben.

Primera parte mala de ambos equipos

La primera parte fue mala, con excesivo toque sin profundidad alguna en el centro del campo. El Real Madrid se limitaba a presionar, a correr tras la pelota. No podía hacer otra cosa y como el Barcelona no vive en la abundancia, perdía la pelota con cierta facilidad. El problema es que el Real Madrid empezaba a construir a sesenta metros de Víctor Valdés. Un mundo. En toda la primera parte el equipo blanco llegó en dos ocasiones. Una jugada de Carvajal en el minuto quince que terminó con un toque de Bale al centro del área. Y otra de Ronaldo que finalizó con un remate de Khedira que, entre el cuerpo de Valdés y un brazode Adriano, no terminó en su destino.

El Barcelonabuscaba a Neymar. Los azulgrana saben que Messi no está y el brasileño se convirtió en la referencia ofensiva. Se sentía superior a Carvajal, en velocidad, de parado y hasta de rebote. El ex de Santos abrió el partido, con algo de fortuna, pero en todo momento se mostró decisivo y el más vertical de uno y otro equipo. Nada más marcar, Messi tuvo el segundo. Escenario perfecto. Espacio por delante para correr y dejar sentado al que se le pusiera por delante. De manera increíble, el argentino se fue alejando de la portería, lanzando fuera el balón ante la salida de Diego López.

En la segunda mitad fue superior el Madrid

Tras la renuncia al estilo de la primera mitad, al Real Madrid no le quedaba otro remedio que adelantar líneas,dar un paso al frente, presionar más adelante, a una distancia sin quepudiera llegar a ser peligrosa para Valdés. Ancelotti tardó diez minutos en renunciar a su invento, dando entrada a Illarramendi por Ramos.

placeholder

El cambio, de actitud y de jugadores, también entró Benzema por Bale, sirvió para que el Real Madrid se metiera en el partido, para que aprovechara el delicado momento del Barcelona, para, al menos, asustar a Víctor Valdés y a todo el Camp Nou. Lo hizo Cristiano Ronaldo en el minuto 12, Di María en el 20 yBenzema en el 27, larguero incluido. El problema era el tiempo perdido, la demora en mostrarse como un equipo grande y no como uno pequeño y dispuesto a bailar al son que tocarán Martino y los suyos.

Incluso Undiano Mallenco tuvo tiempo de participar en el juego, ignorando un penalti de Mascherano a Cristiano Ronaldo y que bien podría haber cambiado el resultado del marcador. Era el mejor momento del Real Madrid, con un equipo más lógico, con cada jugador en su posición, pero el empujón llegó tarde, justo hasta cuando Alexis aprovechó a doce del final una contra. Y es que este Barcelona sin Messi en forma también tiene otros recursos, tal y como demostraron Neymar y Alexis y que dejaron en nada el estreno de Jesé en el Camp Nou.

- Ficha técnica

2 - Barcelona: Víctor Valdés; Alves, Piqué, Mascherano, Adriano; Busquets, Xavi, Iniesta (Song, m.77), Cesc (Alexis, m.70), Messi y Neymar (Pedro, m.84).

1 - Real Madrid: Diego López; Carvajal, Pepe, Varane, Marcelo; Khedira, Sergio Ramos (Illaramendi. m.56), Modric; Di Maria (Jesé, m.76), Cristiano Ronaldo y Bale (Benzema, m.61).

Goles: 1-0, m.19: Neymar. 2-0, m.78: Alexis. 2-1, m.90+1: Jesé.

Árbitro: Undiano Mallenco (col. navarro). Mostró cartulina amarilla a Busquets (m.7), Sergio Ramos (m.14), Adriano (m.35), Bale (m.45), Khedira (m.59), Marcelo (m.64), Cristiano Ronaldo (m.80)

Incidencias: Asistieron al encuentro 98.761 espectadores, en partido correspondiente a la décima jornada de la Liga BBVA disputado en el Camp Nou. En el palco estuvieron presentes entre otros, el presidente de la Generalitat de Cataluña, Artur Mas; y el alcalde de Barcelona, Xavier Trias.

FC Barcelona Cristiano Ronaldo Real Madrid LaLiga Santander Undiano Mallenco Neymar