tras la derrota del bayern en dortmund (1-0)

Las claves del RB Leipzig, el sorprendente líder en solitario de la Bundesliga

El tercer club de fútbol de Red Bull despierta admiración por su liderado en Alemania, al tiempo que genera controversia por cómo se gestó. Ganar la Liga tras ascender, su reto

Foto: Emil Forsberg y Timo Werner celebran un gol de RB Leipzig al Mainz 05 (Jan Woitas/EFE-EPA)
Emil Forsberg y Timo Werner celebran un gol de RB Leipzig al Mainz 05 (Jan Woitas/EFE-EPA)

La vitoria el viernes del RasenBallsport Leipzig en su visita al Bayer Leverkusen (2-3), unida a la derrota este sábado del Bayern de Múnich ante el Borussia Dortmund (1-0, con gol de Aubameyang), confirma  la consagración de un modelo despreciado e incluso denigrado en el país de los Nibelungos, no así en el resto del universo de la redonda. El sorprendente líder del fútbol germano (27 puntos suma el RB Leipzig, por 24 del Bayern y 21 del Dortmund) ejemplifica como nadie ese Macondo perseguido por los magnates y grandes compañías que se han colado últimamente en el deporte rey en busca de notoriedad, prestigio y, sobre todo, ver multiplicados sus dividendos de manera exponencial gracias a una industria que cuenta con millones y millones de consumidores potenciales en la cuatro esquinas del planeta. 

Una planificación deportiva tan milimétrica como estricta, la correcta elección de un líder para desarrollarla y un generoso talonario son, en esencia, las claves del éxito de un proyecto no exento de polémica desde el día de su nacimiento y que ha sabido convivir con las críticas más acérrimas y los ataques más descarnados. Desconocido aún para buena parte del gran público, a renglón seguido les contamos todo lo que necesitan saber sobre la gran revelación del fútbol europeo.

Red Bull. La bebida energética más famosa del planeta, con cerca de 6.000 millones de latas vendidas al año, está detrás del club que está dinamitando la Bundesliga. Famosa por auspiciar eventos deportivos extremos, a dos escuderías de Fórmula 1 o patrocinar a un equipo en MotoGP (Honda), su poderosa marca se esconde tras el acrónimo RB (RasenBallsport —balompié de hierba—) Leipzig, que por una cuestión de la legislación alemana, que impide el uso de patrocinadores para dar nombre a las instituciones deportivas, no puede figurar abiertamente en el nombre del equipo. 

Debutante top. Actual líder en solitario de la Primera división, la sorprendente escuadra del este germano es, desde la séptima jornada, el mejor debutante en la máxima categoría del fútbol teutón desde el nacimiento de la Bundesliga, en 1963. Además, el RB Leipzig es también el primer recién llegado a la élite desde la campaña 93-94 que permanece invicto una vez transcurridas las 10 jornadas iniciales.

Ralph Hasenhuettl, entrenador del RB Leipzig. (EFE)
Ralph Hasenhuettl, entrenador del RB Leipzig. (EFE)

Markranstädt. Es el nombre del modesto club de la Oberliga (otrora campeonato de la RDA) cuyos derechos adquirió Red Bull en mayo de 2009 a cambio de 350.000 euros para comenzar su aventura en el balompié alemán. Los mentores de la multinacional austriaca cambiaron nada más aterrizar sus colores, el escudo y también el nombre de la entidad, que pasó a llamarse RB Leipzig. Con anterioridad, habían tratado de comprar el St Pauli, el 1860 Múnich y el Fortuna Dússeldorf, todos ellos en situación crítica, pero sus hinchas se negaron a aceptar la propuesta del ‘Toro Rojo’. En 2010 abandonaron el Stadion am Bad, la casa de siempre del SSV Markranstädt, para instalarse en el imponente Zentralstadion de Leipzig (44.345 espectadores), que cambió su nombre por el de Red Bull Arena.

Jefe. Dietrich Mateschitz, el magnate austriaco que creó el gigante del ‘Toro Rojo’ en la década de los 80 y cuyo patrimonio personal se estima en 12.200 millones de euros, se empecinó en comprar un equipo de fútbol en Alemania con el objetivo de convertirlo a largo plazo en una de las escuadras más potentes del Viejo Continente. Su sueño arrancó de forma modesta en una diminuta localidad de Sajonia, pero siete años más tarde y cuatro ascensos mediante, su juguete más preciado dio el salto a la Bundesliga tras concluir segundo en la categoría de plata. 

Cerebro. Ralf Rangnick es la figura clave en el éxito del colíder de la Bundesliga. El director deportivo del RB Leipzig ha sido capaz de repetir el milagro que ya hizo con el Hoffenheim en 2008. Mateschitz le dio las riendas del club en 2012, estando en cuarta categoría, y sólo ha necesitado cuatro campañas para escalar a la cima de la pirámide. El último peldaño incluso lo subiría sentado en el banquillo después de haber fracasado a la hora de convencer a Thomas Tuchel y a Sascha Lewandowski para que se hicieran cargo del equipo. Pese al boyante presente que están viviendo, el hombre que abandonó en su día el Schalke por problemas de ansiedad sigue creyendo que el objetivo real del RBL es la permanencia. 

Kaiserslautern. Los aficionados del RBL se miran ahora en el espejo del mítico conjunto del Fritz Walter stadion, que en 1998 logró un hito nunca visto en el balompié germano: después de ascender como campeón de Segunda a las órdenes de Otto Rehhagel (96-97), sorprendió al Bayern proclamándose también rey del fútbol teutón por cuarta vez en su historia, primera que un equipo lo hacía nada más regresar del ‘infierno’.  

El RB Leipzig aún no ha perdido ningún partido (Jan Woitas/EFE-EPA)
El RB Leipzig aún no ha perdido ningún partido (Jan Woitas/EFE-EPA)

Hasenhüttl. Técnico revelación la pasada campaña luego de salvar sin apuro alguno al recién ascendido Ingolstadt, el austriaco Ralph Hasenhüttl ha conseguido enganchar a la parroquia del Red Bull Arena con su fútbol netamente ofensivo, de rápidas transiciones y una intensa presión que no deja respirar a sus rivales. “Nuestro lema es controlar la pelota a cada momento”, suele decir el preparador de los ‘Roten Bullen’. Su equipo es el tercer máximo anotador (20 goles) y el segundo menos goleado (7) de la liga.  

Inversión. Para afrontar su bautismo de fuego con la flor y nata del fútbol germano, el RBL se gastó este verano 51 millones de euros en refuerzos, el cuarto club más inversor de la Bundesliga tras el Borussia Dortmund (110), el Bayern (70) y el Wolfsburgo (54).  

Burke, Oliver. Este joven delantero de 19 años, apodado el ‘Messi escocés’, fue su fichaje estrella después de pagar 17 kilos (bonus inclusives) al Nottingham Forest. El brillante mediocentro guineano Naby Keïta (15) y el extremo Timo Werner (10), dos de sus piezas más sobresalientes junto al sueco Forsberg, el danés Poulsen y el austriaco Sabitzer también llegaron al Red Bull Arena antes del nuevo ejercicio a golpe de talonario. 

Proyecto sólido. Los 100 millones de euros invertidos hasta el momento por la multinacional alpina en el club demuestran a las claras la ambición de un proyecto en el que el fútbol base tiene un papel primordial. La apuesta por forjar talento propio es directamente proporcional a buscarlo fuera para moldearlo. Sin ir más lejos, en 2013 Rangnick se trajo a un desconocido Joshua Kimmich de los juveniles del Stuttgart para jugar en Tercera. Dos años más tarde, fue traspasado al Bayern por 8,5 millones de euros.

Erzgebirge Aue. Este equipo de la extinta RDA lidera la corriente ‘anti-Red Bull’ que se ha extendido como un reguero de pólvora en Alemania por considerar que el RBL atenta peligrosamente contra las tradiciones elementales de un fútbol que se apoya en un pilar básico: los clubes son de sus aficionados. Las movilizaciones de hinchas contra el espíritu mercantilista del cuadro de Leipzig se han hecho habituales estos últimos años y han fomentado un clima de animadversión generalizada contra ellos. En Colonia llegaron a bloquear el paso de su autobús camino del estadio, lo que obligó a retrasar el inicio del choque 20 minutos. Los ultras del Dynamo Dresden arrojaron una cabeza de toro al campo en señal de protesta, aunque la palma se la llevaron los del mencionado Aue, que axhibieron una pancarta comparando a Mateschitz con Adolf Hitler y tildando de nazis a sus seguidores.

Familia. Rangnick ha fomentado un peculiar sistema de relación entre sus futbolistas a partir del reparto de las habitaciones cuando viajan o se concentran. Se hace por puestos en el campo con el objeto de que haya una mayor química entre ellos y se compenetren mejor. Así, los dos centrales duermen siempre juntos; como los dos puntas; los dos medios defensivos… 

Once socios. Es el número de abonados ‘seducidos’ por Mateschitz para que adquirieran el 49% del SSV Markranstädt, suficiente para gestionar el club y poder así eludir la famosa regla del ‘50+1’ que impide en Alemania la compra de un club por cualquier persona ajena a dicha entidad deportiva.

Límite salarial. El RBL es sumamente estricto en este capítulo. El sueldo máximo de un jugador ronda los 3 millones de euros brutos y sus contrataciones no pueden exceder nunca los 20 millones. Además, no se puede fichar futbolistas por encima de los 23 años. En este momento es el equipo con la media de edad más joven de la Bundesliga.   

Yussuf Poulsen pugna con Santiago Garcia, Sane y Grillitsch durante el partido del Leipzig contra el Werder Bremen. (EFE)
Yussuf Poulsen pugna con Santiago Garcia, Sane y Grillitsch durante el partido del Leipzig contra el Werder Bremen. (EFE)

Nueva York y Salzburgo. La entrada en escena de Red Bull en el mundo del balompié se produjo 2005 con la compra del Austria Salzburgo, ganador de las siete últimas ligas del país alpino. Un año más tarde, el gigante de las bebidas energéticas se adueñó del MetroStars neoyorquino, que también fue rebautizado con el nombre y el logotipo del famoso ‘Toro Rojo’.  

Quinta división. Categoría del fútbol alemán en la que arrancó la aventura del colíder de la Bundesliga y nuevo orgullo de la ciudad donde vivió y murió Johann Sebastian Bach, cuna del VFB (más tarde llamado Lokomotiv), vencedor en 1903 de la primera edición de la liga alemana.  

Gerard Houllier. El que fuera técnico del Liverpool y de la selección francesa es, desde 2012, responsable de la división de fútbol de Red Bull. Consejero y la mano derecha de Mateschitz en todo lo referente al balompié, asesora a los tres equipos del grupo en materia de posibles objetivos para reforzar sus plantillas, habida cuenta de su gran conocimiento del mercado francés, donde abundan las perlas desconocidas. “A medio plazo, el RB Leipzig aspira a jugar la Champions y a ser el club más representativo de la antigua RDA”, dice.

Internacional

El redactor recomienda

Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios