EL MÁS JOVEN EN DEBUTAR EN LA PREVIA DE LA EURO

Martin Odegaard, la estrella de 4º de la ESO que ya hace historia en Europa con 15 años

Odegaard ya es historia viva del fútbol. Con 15 años y 297 días ya presume de ser el jugador más joven en debutar de Europa y ya se lo rifan los 'grandes'

Foto: Martin Odegaard, en el histórico partido ante Bulgaria del pasado lunes.
Martin Odegaard, en el histórico partido ante Bulgaria del pasado lunes.

Martin Odegaard ya es historia viva del fútbol mundial. El centrocampista noruego es una de las grandes 'perlas' del balón, y a su corta edad ya ha demostrado cualidades de sobra como para que buena parte de los equipos importantes del viejo continente se hayan fijado en él. Pero este lunes ha dado un nuevo paso en esa carrera de fondo por convertirse en una de las futuras estrellas del deporte rey: ya no sólo es un jugador reconocido dentro de los límites de su país, sino que puede presumir de ser el más joven en debutar en una fase de clasificación o fase final de una Eurocopa de toda la historia.

Con sólo 15 años y 297 días, Odegaard hizo su debut en partido oficial con la selección noruega, en un encuentro que el combinado nórdico venció por 2 a 1 sobre Bulgaria. Sin duda, el joven centrocampista no olvidara uno de los días más importantes de su carrera donde rompió un registro de hace 31 años. Pero más allá del simple hecho de la efeméride lograda, el menudo jugador noruego volvió a demostrar que su nivel de juego y sus capacidades técnicas están llamadas a marcar una época en el fútbol, pese a ser un crío que en España estaría estudiando en 4º de la ESO.

Un 5 de junio de 1983, un centrocampista islandés llamado Sigurdur Jónsson se convertía en el jugador europeo de menor edad en hacer su debut en la fase de clasificación de una Euro. Desde entonces, muchos jugadores han intentado superar este registro, pero no ha sido hasta 31 años más tarde cuando un joven talento logró arrebatarle esta marca. A modo de comparación, otros europeos ya consolidados en el panorama internacional no debutaron hasta años más tarde, como es el caso de Gareth Bale (17 años y 83 días), Cristiano Ronaldo (17 años y 195 días) o Zlatan Ibrahimovic (19 años y 267 días).

Y es que Odegaard ha mamado fútbol desde muy pequeño. Su padre, futbolista en la década de los ochenta, pronto inculcó a su hijo su pasión por el balón. Con escasa edad, su fútbol era tan extraordinario que el equipo en el que su progenitor hizo carrera decidió hacerse con sus servicios. Así, el Stromsgodset se hacía con un jugador llamado a ser una estrella. Con sólo 13 años, Odegaard ya entrenaba con el primer equipo y sólo un año después, en 2014, el club decidía hacerle ficha profesional. Cuatro meses después, se convertía en uno de los grandes ídolos del conjunto noruego.

Un proyecto de estrella en ciernes

El 13 de abril de 2014 debutaba con el Stromsgodset, convirtiéndose en el jugador más joven en debutar en la Tippeligaen; sólo necesitó veintidós días para hacer su primer gol con el equipo, siendo también el más joven en hacer un tanto en la competición. Su siguiente paso estaba cantado: destrozar registros en la selección. Ya el pasado 27 de agosto había jugado los noventa minutos de un amistoso ante Emiratos Árabes, pero no fue hasta este lunes cuando llegó su primer partido oficial, en el que dejó increíbles destellos de calidad en los 27 minutos que estuvo sobre el césped.

De hecho, su entrada en el minuto 63 en el lugar de Mats Moeller Daehli revolucionó el ataque de su equipo, que en ese momento empataba con Bulgaria. Sólo unos minutos más tarde, el combinado escandinavo hacía el segundo tanto que, posteriormente, le serviría para sumar los tres puntos. Pero Odegaard no es sólo un 'número', un jugador que ha roto un registro, sino que sus capacidades dejan entrever un excepcional proyecto de jugador. Zurdo cerrado, con un gran golpeo de balón y con muy buena visión de juego, se ha convertido en la promesa por la que los 'grandes' suspiran.

Equipos como el Manchester United, la Juventus, el Chelsea o el Paris Saint-Germain ya han preguntado por el jugador, pues no se trata sólo de una de las muchas promesas que aparecen en el fútbol, sino que sus aptitudes dejan entrever un enorme centrocampista en ciernes. Su cabeza y la capacidad de sus entrenadores para potenciar sus cualidades serán las que determinen dónde puede estar su techo, que apunta muy alto. Su siguiente objetivo será marcar un gol con la selección y, por qué no, soñar con una misión casi imposible: ser el más joven en levantar un Mundial.

El sueño que Bojan no pudo cumplir

En 1958, Pelé se convertía en el jugador de menor edad en hacerse con el primer entorchado mundial, una opción a la que podría optar Odegaard. Para ello, debería lograr la clasificación al torneo con Dinamarca y, posteriormente, hacer historia consiguiendo el primer título con su selección, con lo que conseguiría batir el registro de 'O'Rey', fijado en 17 años y 237 días. Sin duda, es el gran objetivo del jugador, pero conseguir tener éxito a tan temprana edad no siempre termina de digerirse de la mejor manera. De hecho, el mejor ejemplo es el de Bojan Krkic, un dealantero que aún no ha explotado.

Con excepcionales números en las categorías inferiores y calificado como uno de los grandes proyectos del fútbol español, Bojan estaba llamado a ser uno de los jugadores españoles más importantes de futuro. El 6 de febrero de 2008, Luis Aragonés convocaba al delantero español con la absoluta. Sin embargo, unos mareos la impidieron jugar el partido, lo que le no le permitió ser el jugador más joven en jugar con España (con 17 años y 162 días). Pese a que debutó el 14 de agosto de ese mismo año, Ángel Zubieta sigue teniendo este registro desde 1936, cuando jugó con 17 años y 284 días.

Lo que Odegaard ya no podrá conseguir es ser el jugador más joven en debutar en un Mundial, pues es registro lo tiene el norirlandés Norman Whiteside, que debutó en el Mundial de España 1982 con 17 años y 41 días, cifra que no podría rebajar pese a participar en el torneo. Pese a ello, el joven noruego está llamado a marcar una época en el fútbol mundial. Si su carrera deportiva no se tuerce, está llamado a ser una de las grandes joyas de los próximos años. Noruega está de enhorabuena: ¿el mejor jugador de los próximos años ha nacido en su país? Sólo el tiempo lo dirá.

Internacional
Escribe un comentario... Respondiendo al comentario #1
0 comentarios
Por FechaMejor Valorados
Mostrar más comentarios